Un turista sufrió graves heridas al caer al vacío cuando escalaba en el Valle del Picapedrero

Un turista sufrió heridas de consideración ayer en horas de la tarde cuando estaba practicando escalada en el Valle del Picapedrero. El joven, identificado como Juan Paz Miño, de 20 años, permanece internado pero evoluciona favorablemente.

Rodrigo “Lole” Inza, responsable del lugar, explicó que en el predio manejan dos tipos de público distinto. Por un lado, los escaladores de manera independiente, que escalan con sus equipos, y son profesionales que saben de la actividad.

Por otro lado, hay propuestas para el público en general que se realizan con guías del Valle del Picapedrero que los van escoltando permanentemente.

En ese marco, aclaró que en el caso del joven que sufrió el accidente, se trataba de una persona experimentada en la actividad, al igual que el grupo de amigos con el cual estaba.

Por lo tanto, remarcó que “son dos actividades distintas dentro del mismo predio. Es importante marcarlo porque ellos escalan de manera independiente sin un guía nuestro”.

La actividad

“Nosotros los recibimos, les damos el alta en una ficha técnica que tenemos y les damos todas las recomendaciones de las cosas que tienen que hacer y no tienen que hacer. Entre esas cuestiones está el uso del casco, que es obligatorio, tanto para la persona que está escalando como la persona que le está dando seguro al escalador”, detalló.

Y puntualizó que “estos chicos tenían su equipo de escalada pero casco no tenían, con lo cual les facilitamos el equipo nuestro para que pudieran disfrutar el día de actividad porque de otro modo, no los dejábamos ingresar”.

En tanto, sostuvo que “en un momento también, por un protocolo que tenemos, los guías nuestros tienen que controlar en el predio que esté todo en condiciones, y que los escaladores estén haciendo las cosas bien, por decirlo de alguna manera, que estén cumpliendo con todas las medidas de seguridad”.

Sin casco

Rodrigo Inza indicó que en particular en este caso, los guías realizaron el control de rutina alrededor de media hora antes de sucedido el accidente.

De pronto, “nos alertaron en la entrada que uno de los chicos que estaba escalando se había golpeado la cabeza contra la piedra. No se cayó por completo porque cuando ellos van escalando van subiendo en distintas chapas y se van enganchando hasta llegar a un punto en la cima”.

“Juan no alcanzo a asegurarse en una de esas chapas, y se voló, así se dice. Se cayó, pero la persona que le estaba dando seguro lo retuvo tensando la cuerda, con lo cual se dio vuelta para atrás y se cayó solamente unos metros pero golpeó su cabeza con la piedra. La consecuencia del golpe tan fuerte es porque Juan no estaba usando el casco correspondiente”, lamentó.

En ese sentido, subrayó que “cuando ingresan, nosotros les explicamos que es obligatorio el uso del casco, y en la propia cava donde se hace la escalada también están las medidas de seguridad”.

“Sus compañeros me contaron que le decían: ‘Juan ponete el casco’, pero no se lo quiso poner. Lamentablemente tuvo esa caída que si hubiera tenido el casco puesto seguramente le hubiera amortiguado. La función del casco es ésa. No hubiera sufrido un accidente tan grave, se hubiera golpeado, se hubiera raspado pero no hubiera sufrido lesiones de esta magnitud. El tuvo un golpe muy fuerte en la cabeza porque se cayó para atrás y pegó contra la piedra”, indicó Inza.

Inmediatamente llamaron al Hospital Ramón Santamarina y momentos después arribó la ambulancia.

“Nosotros tenemos un protocolo interno de evacuación y por seguridad que por suerte funcionó 10 puntos, rápidamente lo pudieron asistir y la ambulancia lo trasladó”, señaló.

Favorable
evolución

El grupo de turistas provenía de la ciudad de Buenos Aires, y Juan Paz, el lesionado, es oriundo de Ecuador.
“Una de las chicas ya había venido a Tandil, el resto era la primera vez que venía a la ciudad a hacer actividades”, explicó Inza.

Y aseguró que “por suerte no fue necesaria una cirugía y se venía recuperando bien”.

“Son chicos que tienen experiencia y tienen su propio equipo. No un grupo que llega al Valle y contrata nuestro servicio para hacer actividades, sino que vienen puntualmente a escalar”, remarcó.

Y sostuvo que este tipo de accidentes no es común en el lugar, porque “somos muy exigentes con las medidas de seguridad y acá lo que pasó es que Juan no las cumplió”.

“No sabemos porqué no se quiso poner el casco, es una lástima”, manifestó.

Pero reconoció que se trata de un deporte de aventura y en otros puntos del país sí ha habido accidentes de mayor gravedad.

De acuerdo al parte médico, el joven sufrió un traumatismo de cráneo con fractura de hueso temporal. Evoluciona favorablemente y se mantiene internado en observación por precaución.

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario