Alumnos de seis escuelas presentaron sus proyectos por la paz en el Salón Blanco

Ayer en horas de la tarde los clubes rotarios de esta ciudad realizaron el encuentro final del programa Constructores de Paz de las Nuevas Generaciones denominado Celebración Younited en el Salón Blanco de la Municipalidad. Con un importante marco de público, los adolescentes tuvieron la oportunidad de exponer las iniciativas que desarrollaron.

Participaron del proyecto 40 alumnos de Tandil pertenecientes a seis escuelas públicas y privadas: Escuela de Educación Secundaria 18, Escuela Técnica 2, y los colegios Nuestra Tierra, Estrella de Belén, Sagrada Familia y De la Sierra.

Durante el encuentro, presentaron los proyectos que eligieron concretar vinculados a violencia de género, alcoholismo y manejo responsable, bienestar emocional, bullying, acoso y violencia escolar. Estos jóvenes, que son ahora “líderes de paz”, expusieron en un Salón Blanco colmado de gente la forma en que van a llevar a cabo este año y el año que viene en sus escuelas para replicarlo con el fin de que baje el nivel de agresión de los jóvenes y aprendan a resolver los conflictos de manera constructiva.

Estuvieron presentes en el encuentro el intendente Miguel Lunghi, el secretario de Protección Ciudadana Atilio Della Maggiora, el presidente del Rotary Club Tandil Alejandro Ortiz Batalla, la presidenta del Rotary Club Oeste Mónica Beatriz Rodríguez y presidente del Rotary Club Norte Osmar Susbiela. La presidenta del Rotarac Club Tandil Florencia Méndez, y el gobernador de distrito de Rotary International período 2016-2017 Alfredo Fairbairn.
Además, hubo invitados especiales que vinieron de Estados Unidos para la importante ocasión: Patricia Shafer, de Carolina del Norte, y Dob Jhonson de Santa Rosa, California.

A su vez estuvo presentes la directora de Políticas de Género Andrea Rossetti y el concejal Adolfo Loreal, presidente de la comisión de Educación del Concejo Deliberante. Daniel López, el coordinador general del proyecto fue el conductor del acto.

Un mundo
violento

Luego de entonar las estrofas del Himno Nacional y del himno del Rotary, se hizo lectura de un decreto del Intendente en el cual declaró de interés municipal el programa Constructores de Paz para las Nuevas Generaciones. Después se mostró un video alusivo al proyecto.

El intendente Lunghi fue el primer orador de la tarde quien expresó que “al ver todo esto quiero decirles que me da mucha felicidad y me da fuerzas para seguir adelante esto de ver jóvenes que se ocupan y preocupan de todos estos temas vale la pena”.

“Estamos en un mundo muy violento, en una Argentina violenta y es fundamental el acompañamiento y el trabajo de todos los jóvenes”, manifestó.

Y explicó que “el Municipio tiene un economía diversificada y consume una enorme cantidad de dinero en tratar de prevenir los temas que ustedes han tratado, pero no alcanza”.

Y destacó la importancia del trabajo de los jóvenes en cambiar la sociedad.

“Se vienen las fiestas de fin de curso y lo siento a Atilio (Della Maggiora) a ver cómo hacemos para cerrar la ruta, para que los chicos puedan volver sus casas sin accidentes, porque ciertamente han tomado litros de cerveza y se producen todos los accidentes que salen en los medios. Pagamos cantidad de horas extras, pero a veces los resultados no los tenemos y se pierden vidas plenas de juventud”, lamentó.

Y añadió que “lo mismo pasa en los colegios, hay diferencias y maltratan al compañero, eso es un camino de educación y de construir una nueva sociedad”.

“Desde la parte política nos hemos dedicado a poner ordenanzas, trabas, horarios, habilitaciones, a cerrar una fiesta cuando no están dadas las condiciones. Va a llevar mucho tiempo, pero no existe otro camino. La violencia no se saca de un día para otro. Los felicito que sigan sumando jóvenes porque estamos en un mundo violento y esa violencia la tenemos que ir sacando día a día”, concluyó.

La continuidad
del proyecto

Por su lado, Atilio Della Maggiora celebró que tantos jóvenes de Tandil hayan participado del proyecto y explicó que en la secretaría que preside tienen un programa de prevención sociocomunitaria de la violencia social y desde esa perspectiva “el núcleo de nuestro trabajo tiene por objetivo establecer políticas que fortalezcan la pacífica convivencia en los distintos puntos de la ciudad”.

Destacó lo valioso del programa del Rotary y consideró que “debemos trabajar juntos para que el programa se renueve año tras año y que haya una segunda camada de constructores de paz el año próximo y una tercera el siguiente y así sucesivamente”.

Estrellas y pioneros

Luego, Alfredo Fairbairn destacó todo lo que han aprendido en los últimos meses con los chicos que participaron del programa y sostuvo que son “nuestras estrellas”.

Subrayó que dejaron muchas horas de sus vidas para emprender esta iniciativa, lo cual “no hubiese sido posible sin el apoyo de sus familiares”.

A continuación, Patricia Shafer, la líder mundial del programa, explicó que de mayo a agosto vivió en Tandil para trabajar en talleres con los estudiantes y tras conocerlos y guiarlos en sus proyectos, expresó que “estos jóvenes son extraordinarios y es un placer estar con ellos”.

“Para mí fue un honor trabajar con los estudiantes de Tandil” y destacó que son pioneros del programa porque fueron los primeros no solo en Tandil, sino en todo el país en completar la experiencia.

Además, destacó que en el camino tocaron a cientos de personas con las iniciativas, lo cual consideró como muy valioso.

Líderes de
mañana

Luego, Dob Jhonson felicitó a los estudiantes y afirmó que “ustedes son los líderes de mañana” y enfatizó que “la educación no tiene valor si no se usa”. “Usen la cabeza, el corazón y las manos para servir a la comunidad”, añadió.

A continuación, los jóvenes presentaron los proyectos en los que trabajaron.

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario