fbpx Con un gran acompañamiento, se celebró la cena anual del Hospital de Niños – El Eco
¿Ya tenés una cuenta?
Inicia sesión
¿Aún no te registraste?
Registrate gratis

Con un gran acompañamiento, se celebró la cena anual del Hospital de Niños

El viernes por la noche se desarrolló, en la Cámara Empresaria, la octava cena anual organizada por la Fundación Hospital de Niños. Los concurrentes disfrutaron de una agradable cena show y bailaron hasta la madrugada al ritmo de Los Tapitas. El presidente de la entidad realizó un balance positivo del evento y aseveró que lo recaudado les permitirá seguir colaborando con el centro asistencial.

El Eco

El viernes se llevó a cabo la octava cena anual de la Fundación Hospital de Niños de Tandil, en las instalaciones de la Cámara Empresaria. El evento tiene como objetivo recaudar fondos para colaborar con el equipamiento y la infraestructura del nosocomio infantil, y ofrecer una oportunidad para encontrarse y disfrutar de un agradable momento.

Con la conducción de Cecilia Corán y Claudio Andiarena, la cena estuvo animada por Sin Brothers, Así Cantamos y Los Tapitas, que deleitaron con su música a los presentes y los hicieron bailar hasta bien entrada la madrugada.

Una velada exitosa 

En diálogo con El Eco de Tandil, Marcelo Aba, presidente de la entidad, declaró que “la cena volvió a ser un éxito. Ya haremos el balance final entre entradas y auspicios, sé que todo está muy difícil pero vamos a tener de nuevo un beneficio para la fundación que nos va a permitir seguir haciendo cosas”. Según detalló, se vendieron alrededor de 200 entradas a un valor de 1900 pesos cada una.

Aba puntualizó que si bien el eje es reunir fondos para solventar las necesidades del Hospital, desde la organización quedaron muy contentos porque la ocasión les permite encontrarse con la gente que siempre los acompaña y apoya con auspicios, colaboraciones y aportes, y devolverles una pequeña parte de esa ayuda.

“Felices de haber vendido, en un momento difícil, cerca de 200 entradas. Que la fiesta se haya desarrollado muy bien es un orgullo y queremos agradecer a todos los que hicieron posible esto”, expresó.

Objetivos cumplidos 

El salón de la CET fue preparado por Claudio Crespi, quien concibió un formato distinto que dividió el espacio en una recepción y la sala principal, donde los comensales disfrutaron de la velada.

“Creemos que la gente se fue conforme, era muy tarde y seguían bailando, son las pruebas de que ha salido todo bien”, comentó entusiasmado el presidente de la Fundación.

Explicó también que en el evento no sólo es importante el tema de los fondos, sino que permite que se gesten ideas y alianzas en beneficio de la institución. Como ejemplo, refirió que este año se terminó de poner práctica un proyecto que se originó dos años atrás en una cena; la compra del equipamiento para los quirófanos del Hospital Debilio Blanco Villegas.

“Finalmente, con todos los avatares del país y del dólar que se nos disparó, se compró todo y en octubre se realizó la primera cirugía. El equipamiento y el armado se hizo a partir de un  aporte de Desarrollo Social de Nación que surgió en una cena de estas”, precisó.

Nuevos desafíos 

La Fundación trabaja día a día para mejorar las condiciones del establecimiento público de salud y de manera permanente se propone horizontes nuevos para abordar. Dentro de los nuevos desafíos trazados se encuentra la adquisición de una torre de laparoscopía y la creación de una farmacia propia para el centro infantil, ya que comparte aún el área con el Hospital Ramón Santamarina. “El tema de la farmacia  es una necesidad”, definió Aba.

“Irán surgiendo otras necesidades y está lo cotidiano, cosas que se rompen, que necesitan mantenimiento, la capacitación del personal, porque invertimos en acompañarlos para que sigan con su formación. Estamos contentos y agradecidos por todo”, cerró.

Sin dudas este será un impulso para motorizar nuevos proyectos que sirvan para seguir brindando atención de calidad a todos los niños de la ciudad y la zona que lo requieran.

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja un comentario