Consideran necesario ampliar la infraestructura en comunicación para mejorar el nivel de conectividad

“Tandil necesita más antenas de telefonía móvil, pero no es la excepción”, sostuvo el asesor del Enacom, Mariano Suriani. El funcionario encabezó una presentación sobre un proyecto nacional de antenas amigables. Compartió información sobre la asistencia integral en la materia que busca derribar mitos y aseguró que la ciudad “merece tener mayor infraestructura en comunicación”.

El Eco

Las falencias en materia de comunicación móvil persisten en distintos lugares y Tandil no es la excepción. Con el antecedente de la situación que se registró en la vecina localidad de Gardey, funcionarios del Ente Nacional de Comunicaciones (Enacom) desembarcaron ayer en Tandil para realizar la presentación de la campaña Antenas Amigables.

En una tarea que desarrollan en todo el país, que los llevó a mantener gestiones con más de 450 municipios con miras a resolver los planteos y mejorar la telefonía móvil 4G, ofrecieron información sobre el rol que tiene el ente regulador en el marco de la necesidad de acompañar un proceso de inversión por parte de las empresas frente a las deficiencias que presenta el servicio.

“Tandil necesita más antenas de telefonía móvil, pero no es la excepción”, sostuvo el asesor del directorio del Enacom, Mariano Suriani, en el inicio de la presentación que encabezó ayer por la tarde en el salón de reuniones del Hostal de la Sierra.

La actividad se enmarca en un trabajo conjunto con el Gobierno comunal con el objetivo de mejorar el funcionamiento de la telefonía móvil y brindar información sobre aspectos técnicos y ambientales para “llevar tranquilidad a la población”.

El encuentro estuvo impulsado por el secretario de Gobierno, Oscar Terruggi, acompañado por la Subsecretaría de Innovación Tecnológica y Participación Ciudadana, a cargo de Mariana Weber. También se sumó el jefe de Gabinete, Julio Elichiribehety, funcionarios y concejales.

 

El asesor del Enacom, Mariano Suriani.

 

Asistencia integral

Instantes previos a la presentación, Suriani repasó ante El Eco de Tandil detalles de la presentación que replican en distintas localidades a instancias de un requerimiento de los distintos gobiernos.

Explicó que Enacom lleva adelante una campaña denominada Antenas Amigables que busca difundir información en los distintos municipios de todo el país, con el objetivo de que alcancen “mejores niveles” de conectividad en todas sus redes, es decir, en el tendido de fibra óptica como en la instalación de antenas o en la regularización de antenas de radios FM.

“Brindamos asistencia de manera integral en materia de comunicaciones”, definió el funcionario.

En concreto, la campaña busca derribar los mitos que aparecen en torno a las antenas de telefonía móvil y transmitir todas las tareas que lleva adelante el organismo nacional para “controlar la emisiones de los dispositivos”.

Así se pretende “llevar tranquilidad a la población”, no sin reconocer que se trata de un tema que se encuentra “lleno de prejuicios y lo que nosotros hacemos es contar cuál es la información del Estado argentino frente al tema”, pero también sabiendo de la “necesidad que tiene cada comunidad de estar cada vez más conectada”.

En ese sentido Suriani sostuvo que la demanda de banda ancha móvil (4G) es “creciente” y “todos los años se duplica”. Ante la “obligación” que tienen las empresas de invertir, desde el Estado nacional “contribuimos” para que ese proceso resulte “armónico y dinámico”, y que cada una de las localidades “vaya logrando niveles de conectividad conforme a la demanda”.

En consecuencia, si no se adapta la infraestructura en comunicaciones “probablemente en un tiempo no vamos a poder hacer todo lo que queremos con internet móvil”.

 

El caso de Tandil

“Tandil es una ciudad de más de 120 mil habitantes, que además recibe turismo, que merece tener mayor infraestructura en comunicación. Por eso la idea del Municipio y del ente regulador es generar las condiciones para que haya mayores niveles de conectividad en el corto plazo”, definió Suriani sobre una pretensión que deberá acompañar el proceso de inversión de las empresas que brindan el servicio.

En efecto, son tres las operadoras móviles que deberán realizar una propuesta de red inteligente al Municipio. “Uno de los principales mitos es que, a partir de una regulación que permita la instalación de antenas, se llenaría la ciudad. Eso es falso porque las empresas solo van a instalar los dispositivos que sean necesarios para que la comunidad se pueda comunicar”, remarcó el integrante del directorio del organismo.

Por último Suriani adelantó que las empresas tomaron contacto con el Municipio y que “ya están evaluando generar nuevas inversiones pero para eso tiene que haber un marco regulatorio para que lo puedan hacer con seguridad jurídica”.

Como ente regulador “tenemos la obligación de hacer cumplir los contratos que las empresas tienen pendientes, entonces esas inversiones se tienen que realizar. Lo que hacemos es fiscalizar que las emisiones de las antenas estén en los límites permitidos y que todo se desarrolle con naturalidad”, concluyó.

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja tu comentario