Desde la Mesa Girsu esperan la aprobación del consejo de Gestión de Residuos Sólidos Urbanos

El Eco

Desde la Mesa Girsu Tandil (Gestión Integral de los Residuos Sólidos Urbanos) realizaron un positivo balance de 2017 y plantearon como uno de los principales desafíos para este año la aprobación del proyecto de ordenanza para la creación del consejo local de Gestión de Residuos Sólidos Urbanos.

La propuesta fue presentada en julio pasado por el concejal de Unidad Ciudadana, Rogelio Iparraguirre, y también lleva la firma de sus compañeros de bloque María Eugenia Poumé y Darío Méndez.

Desde el espacio multisectorial, que se conformó en septiembre de 2016 con el objetivo de debatir y construir propuestas sobre una gestión integrada y responsable de los residuos en la ciudad, efectuaron en primer lugar una buena evaluación del año pasado.

Principalmente, resaltaron “el hecho de haber logrado instalar en la agenda pública un asunto que es del presente, aunque en el día de hoy es difícil visualizarlo como un problema urgente, pero tenemos la obligación de anticiparnos a un futuro inmediato, que es la gestión de los residuos sólidos urbanos”.

Advirtieron que este tema será en los próximos años “una de las grandes problemáticas de Tandil, por varias razones”, entre ellas, la cantidad de residuos que genera la comunidad tandilense a diario. “Estamos por encima de la media provincial y nacional. Ya superamos la barrera diaria de las 150 toneladas diarias y no las volvimos a bajar nunca más”, expusieron.

Por otro lado, señalaron que “la vida útil del relleno sanitario está llegando a su límite. Ya se adquirieron los terrenos lindantes, que fueron incorporados a la gestión, ya se hicieron las nuevas celdas y la primera de ellas ya está completa en un 50 por ciento. Y, según el responsable técnico del predio, el relleno sanitario tiene una vida útil de cuatro años y ya no hay terrenos lindantes para comprar”.

Con lo cual plantearon que “la alternativa será generar otro relleno sanitario en otro lugar de Tandil y esto no puede ir como si nada sin ser acompañado por una política integral de gestión de los residuos sólidos urbanos, que es lo que venimos pidiendo”.

Internamente, evaluaron como positivo el haber podido “convivir en un espacio muy plural, transversal y democrático, donde no hay nadie que mande ni que sea la cara visible en sí mismo”.

En ese sentido, recordaron que la Mesa Girsu está integrada por “personas que formaron parte de la lista de Mauricio D’Alessandro y de Unidad Ciudadana, exconcejales, la Universidad Nacional del Centro, representantes del Centro de Investigaciones y Estudios Ambientales -Cinea-, la ONG Punto Verde, entre otros”, quienes lograron en conjunto impulsar distintas iniciativas, entre ellas, talleres, cursos y capacitaciones a cargo de especialistas en la temática.

Los próximos
desafíos

Ya de cara a los próximos meses, admitieron que se presentan nuevos desafíos, ya que a pesar del trabajo realizado, aún no lograron que se sume al espacio ningún representante del oficialismo local.

“No logramos que el exresponsable del área de Medioambiente y hoy subsecretario de Obras Públicas, Luciano Lafosse, asista a ninguna reunión ni ningún concejal del radicalismo, cuando siempre fueron invitados. Por eso, en estos primeros meses del año, uno de los principales desafíos que tenemos desde la Mesa Girsu es la aprobación del proyecto de ordenanza de creación del consejo local de Gestión de Residuos Sólidos Urbanos”, remarcaron.

Para más detalles, recordaron que la propuesta busca “institucionalizar ese espacio para que no quede sujeto solo a la voluntad política o personal de los actores que lo integran, sino que tenga un marco institucional. Para poner un ejemplo, como cuando se creó en su momento Copecos; o mucho antes en el tiempo el consejo del Adulto Mayor”.

La conformación
del espacio

Según precisaron, el consejo estará integrado por ciudadanos de Tandil y sus organizaciones; por la Universidad Nacional de Centro; por interesados en la gestión integral de los residuos sólidos urbanos que deseen participar; por dos representantes del Concejo Deliberante (uno por la mayoría y uno por la minoría) y por un representante del Departamento Ejecutivo, que podrá designar en carácter honorífico.

Además, estará presidido por uno de sus miembros y no podrá ocupar ese rol ningún representante del Municipio, ni concejales ni miembros del Ejecutivo, contando solo con un secretario encargado de llevar el registro de las deliberaciones y conclusiones.

“Ahora hay un actor nuevo con el que estamos en conversaciones y debiera también integrarse a la Mesa, sobre todo si logramos la aprobación del proyecto y la institucionalización del espacio, que es el Movimiento de Trabajadores Excluidos -MTE-, un sector que está creciendo y que necesita dar un paso hacia la formalización, y qué mejor que un espacio institucional para que los contemple y contenga”, destacaron.

Las expectativas

Por ello, sintetizaron que la aprobación de la ordenanza, que fue presentada el 17 de julio pasado, será una manera de “coronar” el trabajo llevado adelante durante 2017.

Por lo pronto, detallaron que el proyecto ingresó los primeros días de agosto en la Comisión de Trabajo, Producción y Medioambiente, y “quedó planchado ahí, como nos tiene acostumbrados hasta ahora el oficialismo cuando se trata de proyectos de ordenanza de bloques no oficialistas”.

Sin embargo, confiaron en que podrán avanzar con la propuesta, expectantes frente a la nueva composición del Concejo Deliberante y también al planteo del intendente Miguel Lunghi hacia el Acuerdo del Bicentenario, en el que “por la dimensión que tiene, naturalmente la gestión integral de los residuos sólidos urbanos tiene que estar incluida dentro de esos acuerdos marco”, consideraron.

Anticiparon entonces que será uno de los temas que pondrán “arriba de la mesa también para además poner a prueba la verdadera vocación y voluntad que tiene el Ejecutivo con el resto de las fuerzas políticas de la ciudad”.

Los detalles
del proyecto

En sus vistos y considerandos, el proyecto de ordenanza destaca “los derechos y garantías consagrados en el artículo 41 de la Constitución Nacional en torno al cuidado del ambiente”. Además, rescata aspectos de la ley general de ambiente (25.675) que prevé “fomentar la participación social en los procesos de toma de decisión”, como así también “organizar e integrar la información ambiental asegurando el libre acceso de la población a la misma” teniendo en cuenta “el derecho de participación ciudadana” en la toma de decisiones.

El proyecto también da cuenta, entre otras regulaciones, de la Ley Nacional 25.916 que establece presupuestos mínimos de protección ambiental para la gestión integral de residuos domiciliarios y promueve la participación de la población en programas de reducción, reutilización y reciclaje de residuos.

Además, la ordenanza propuesta considera la participación ciudadana “como uno de los ejes estructurales de los gobiernos municipales modernos” y sostiene que para garantizar el acceso a este derecho “es necesaria la ejecución de políticas de promoción y fortalecimiento de sistemas de Gestión Integral de Residuos Sólidos Urbanos con inclusión social”.

También se hace referencia a la Ley Provincial 13.592 que promueve la participación social en todas las formas posibles y en todas las fases de la gestión integral de residuos sólidos urbanos y que garantiza y promueve la incorporación de cartoneros o recuperadores urbanos en los circuitos formales.

El consejo será un órgano consultivo “esencial en la planificación”, en la búsqueda de soluciones y la diagramación de propuestas en torno a la gestión de los residuos y tendrá como objetivos “promover la participación de los ciudadanos de Tandil y sus organizaciones en la gestión de los residuos sólidos urbanos; asesorar al Municipio de Tandil en la temática y en la aplicación del marco normativo”; “colaborar en la creación y ejecución de programas de educación ambiental acerca de los residuos”; y “fortalecer a las organizaciones sociales” que trabajan con residuos sólidos urbanos.

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja tu comentario