Desde Salud aclaran que no están contra las mamografías pero no se harán en forma masiva

El Eco

Desde el Sistema Integrado de Salud Pública se salió a avalar y aclarar las controvertidas declaraciones del presidente del mismo, Gastón Morando, quien había dicho que “está discutido en el ámbito científico que sea aconsejable hacer mamografías” y que por tal razón habían discontinuado el uso del mamógrafo móvil.

Ahora, el vicepresidente del Sistema Integrado de Salud Pública, Matías Tringler, explicó que lo que no se está haciendo es “salir con un móvil a que cualquier persona sin receta se haga el estudio porque hay un montón de entidades internacionales serias que discuten el screening masivo de personas. Estamos haciendo mamografías con indicación médica. Lo que no estamos haciendo es un rastreo masivo de población”.

Costo beneficio

En ese contexto, argumentó que esos estudios analizan el “costo beneficio” de las mamografías ya que de 700 mujeres que se las hacen hay “solo un caso positivo de 700 que pasan por biopsias, cirugías, estrés por falsos positivos”.

“Si yo le hago a toda la población endoscopías seguramente voy a salvar a alguna persona de cáncer de estómago pero hay que preguntarse cuántos casos va a haber como el de la periodista (Débora Pérez Volpin, que falleció cuando le estaban realizando esa práctica)”, lanzó en diálogo con el programa “Tandil Despierta” de Eco TV.

Y afirmó que “hay estudios que dicen que si el control mamográfico se hace en el contexto de una consulta médica tiene mucho más beneficios que riesgos para la salud de una persona, pero si se hace en forma masiva podemos tener falsos positivos, y de ese modo hacer daño”.

No obstante, aclaró que el planteo solo involucra al mamógrafo móvil porque mamografías continúan haciendo en los centros de atención primaria y en el Hospital.

“Lo único que no se está haciendo en Tandil es salir en forma masiva a buscar gente. Creemos que es la mejor decisión en base a controversias médicas que nos exceden. El cuestionamiento es si por salvar a una persona le hacemos daño a un montón”, manifestó.

Método
diagnóstico

“Queremos que le quede muy claro a toda la población que se reconoce la mamografía como método diagnóstico”, afirmó, pero por otro lado sostuvo que “con la premisa de no dañar, que es lo principal en cualquier acto de medicina ante semejante discusión no solo en Tandil sino a nivel mundial, lo que hicimos es suspender la salida del mamógrafo móvil a la población”.

“La mujer se tiene que hacer el control de salud normal como lo hace siempre, su médico le hará la mamografía cuando corresponda, no está en discusión”, manifestó.

Tomarse
un tiempo

Por otra parte, manifestó que “tenemos todo el derecho como responsables de la salud pública de nuestro municipio a tomarnos nuestro tiempo”.

“Mientras siga esta controversia de que entidades muy respetables a nivel internacional desaconsejan la campaña masiva de mamografías porque lamentablemente si bien es un método sensible, es un método que arroja también falsos positivos, que someten a la mujer a múltiples estudios que algunos pueden ser perjudiciales, ni hablar del estrés emocional”, argumentó.

Matías Tringler aseguró que no están en contra de las mamografías, sino de la realización de ese estudio de forma masiva.

Y recalcó que “decidimos no ir con el mamógrafo móvil indiscriminadamente a hacer mamografías por todo Tandil pero seguimos con los planes preventivos en los centros de salud, tenemos el mamógrafo funcionando en el hospital, no estamos en contra del método diagnóstico”.

“Me parece que estamos radicalizando un tema que no da para tanta controversia, no es que el mamógrafo móvil no lo vamos a usar más. Hoy en día hay tanta controversia con respecto a usarlo de forma masiva que estamos con cautela”, indicó.

Y enfatizó que no están desaconsejando la mamografía pero recalcó que “lo que reconocemos es que hay entidades mundiales que trabajan con medicina basada en evidencias, en estudios que son concretos que hacen este análisis para atrás de la mortalidad, si disminuyó o no de miles de casos, y alertan sobre el uso masivo a cualquier mujer sana de la mamografía en el tema de que puede provocar más daños que beneficios”.

“Tenemos el derecho de tomarnos un tiempo de esperar a que la comunidad científica siga debatiendo y llegue a conclusiones de qué hacemos con el rastreo masivo a toda la población, si nosotros tenemos una herramienta que lo que propone es el rastreo masivo la tenemos suspendida, pero no quiere decir que se haya comprado en vano”, sostuvo.

En ese sentido, aseguró que “países como Francia, Inglaterra Canadá, Holanda retiraron el control masivo porque vieron que había mucho daño para tener una baja en la mortalidad muy pequeña”.

Y sostuvo que el mamógrafo móvil se suspendió principalmente con la premisa de no dañar. “Es muy sensible decir que se muere alguien de cáncer pero también es feo que alguien que no tiene ningún problema, lo tenga”, señaló.
“Hoy es el método aconsejable para hacer diagnóstico, lo que se discute es la estrategia de búsqueda de mujeres para hacérselas. El mamógrafo móvil iba a cada barrio y anotaba gente que iba a hacérselo sin indicación médica”, afirmó.

Y agregó que “queremos que las mujeres hagan sus controles de salud, y no solamente que se suban al camión sin indicación médica y se hagan la mamografía. Es el mensaje lo que queremos cambiar.”

“En el futuro no se descarta el uso de la unidad móvil pero hoy es discutible y no tenemos esa barrera de accesibilidad que tienen otros municipios en los cuales si no van a los barrios las mujeres no pueden hacérsela”, finalizó.

Los doctores Di Martino recalcaron
que la mamografía es la única
forma de detectar el cáncer de mama

El médico especialista en diagnóstico por imágenes, Nicolás Di Martino, aseguró que “en el mundo no se discute lo que es el examen que se llama el gold estándar, es el examen fundamental en el cáncer de mamas, que es el cáncer que va primero en la mujer en la Argentina. Una de cada 9 mujeres va a tener cáncer de mamas”.

“Lo recomiendan las sociedades científicas, en algunos países del mundo como en Argentina se recomienda a partir de los 40 años, en otros a partir de los 50 y donde hay mayor incidencia es después de los 50 años, así que la mamografía es fundamental y con el equipamiento que es digital directo tenemos imágenes óptimas”, sostuvo.
Y enfatizó que en el caso de los tumores no palpables que miden milímetros la mujer tiene un 95 por ciento de posibilidades de curarse.

“Es un cáncer no palpable, que no se detecta por ecografía”, indicó.

Por su lado, Maximiliano Di Martino explicó que “muchas veces nos encontramos con microcalcificaciones que se empiezan a estudiar y resulta ser un tumor primitivo, con lo que lleva a mejor pronóstico a larga data, cada vez que detectamos el tumor de escasos milímetros va a ser mejor su respuesta”. “Hoy el avance tecnológico va a desarrollar mejor equipamiento para la detección precoz de estos tumores. La radiación la calcula el equipo. Hubo un momento donde se había publicado en algunas revistas sobre un probable tumor de tiroides en base al examen mamográfico, pero todo eso fue desestimado. La Sociedad Argentina de Radiología sacó un comunicado comentando que las posibilidades del tumor de tiroides en base al examen mamográfico era de 1 en 166 millones”, expuso.
Y remarcó que “este estudio no está en discusión a partir de los 40 años”.

La médica Claudia Sánchez agregó que “la mamografía es la única herramienta que tenemos para detectar el cáncer en estadio subclínico, eso es lo más importante que las mujeres deben tener en mente. Cuanto antes se detecte sin tener síntomas, sin palparlo, el tratamiento va a ser mucho mejor y tiene más de 90 por ciento de cura”.

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja tu comentario