El desafío de los notarios está ligado a la actualización informática y apuestan al aporte de la juventud

Desde la delegación local del Colegio de Escribanos ponen la mira en los jóvenes profesionales y aprovechan la experiencia de los de mayor antigüedad. Con 37 escribanos activos que forman parte de la entidad, buscan la capacitación constante para mantenerse actualizados. Las innovaciones tecnológicas y digitales, el principal reto.

Juan Manuel García titula del Colegio de Escribanos local

El Eco

Hoy se celebra en Argentina el Día del Escribano, en forma conjunta al Día Internacional del Notariado Latino. Así es que en esta fecha, los colegios notariales hacen honor a la figura de José Adrián Negri, un hombre de acción internacional que concibió la Unión Internacional del Notariado Latino en el año 1948. Esta organización es la que nuclea a las asociaciones profesionales de 71 países en cinco continentes, cuyos sistemas son de tipo latino, fundado en el derecho romano germánico.

Cabe recordar que se trata de una profesión que está muy controlada por el Estado, ya que de acuerdo a la Ley 9020, el número de notarios que pueden ejercer está determinado por la cantidad de habitantes de cada ciudad.

Cuando pasan años de antigüedad, el que está en ejercicio puede elegir a un adscripto. “Muchas veces ocurre que eligen a sus hijos, por eso suele decirse que es una carrera que se hereda”, indicó Juan Manuel García, presidente de la delegación Tandil del Colegio de Escribanos, quien además repasó que actualmente son 37 los profesionales activos, miembros de la entidad.

“En Tandil no somos tantos, dentro de lo que es el colegio tenemos unos cuantos de mucha trayectoria y otros que recién están arrancando”, detalló, además de destacar que su idea está enfocada a invitar e incentivar a los más novatos a participar.

García ya cumplió su primer ciclo de dos años al frente de la comisión local y fue recientemente electo para afrontar el período 2018-2020. En este contexto, indicó que desde sus comienzos el desafío que se propuso está relacionado con incorporar a las juventudes, pero sin dejar de lado a los que cargan con años de experiencia porque “son importantísimos”.

Ya lo había mencionado en la asunción de la nueva Junta Ejecutiva, el mes pasado, que el objetivo es introducir a gente más joven, interesarlos, para que participen y se involucren en las decisiones, porque son los que tienen el empuje,

Adaptarse a los cambios

Según describió el titular, uno de los beneficios más importante que brinda el colegio es la posibilidad de capacitarse constantemente, por lo que cada dos o tres meses invitan a algún especialista para que los instruya en los diferentes temas de incumbencia. De hecho, mañana mismo se desarrollará un espacio de intercambio denominado “taller abierto”, encabezado por el profesor Aldo Urbaneja. La dinámica se da dos veces al año y consiste en que los asistentes exponen sus dudas e inquietudes de diferente índole para que el experto los oriente.

“Es muy importante para nosotros porque nos mantiene actualizados con los grandes cambios que hay hoy en día, sobre todo desde el punto de vista de lo informático”, señaló. En este sentido, también destacó que las dudas actualmente se reiteran en torno a las innovaciones tecnológicas y digitales.

Vale recordar que el Código Civil y Comercial se modificó en el 2015, lo que cambió toda la estructura con la que se desempeñaban los escribanos, lo que hace que vayan emergiendo dudas con el correr del ejercicio de la profesión y siempre están buscando evacuarlas con el aporte de asesores.

Con respecto a la comunidad, Juan Manuel García distinguió que su trabajo consiste en orientar a la gente y asesorarla de la mejor manera, para brindarles la seguridad jurídica en cualquier trámite que requiera de su intervención.

Con motivo de este día, en la delegación local proyectan el festejo hacia fin de año, donde lo unirán con la despedida del 2018. Asimismo, el viernes pasado realizaron una cena en conmemoración del Día del Empleado de Escribanía que fue el 25 de septiembre.

 La Unión Internacional del Notariado Latino

La entidad tiene por objetivo la promoción, coordinación y el desarrollo de la actividad del escribano en el ámbito internacional, con el fin de mantener la integridad e independencia a sus integrantes como profesionales del derecho.

El principal beneficio es que exista un notario que cumple, además, un importante rol social. Plantea de esta manera que “la unión y el esfuerzo” de los profesionales no deben ser sólo a nivel provincial o nacional, sino internacional, frente a los que pretenden desconocer “las bondades del notariado latino y quieren reemplazarlo por otros sistemas ajenos a la raíz jurídica y social”.

 

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja tu comentario