fbpx Entraron a una casa y se robaron las bicis que dos niños habían armado con su padre – El Eco
¿Ya tenés una cuenta?
Inicia sesión
¿Aún no te registraste?
Registrate gratis

Entraron a una casa y se robaron las bicis que dos niños habían armado con su padre

El Eco

En la madrugada una vivienda de Montevideo, entre 11 de Septiembre y Montiel, sufrió la violación de la cerradura del hall de entrada, donde estaban las bicicletas de dos pequeños, de ocho y cinco años. Fue lo único que se llevaron, pero era lo de mayor valor sentimental para los chicos.

La madre de familia contó que esta mañana se levantaron y vieron la reja abierta del hall de entrada y estaba forzada. Inmediatamente notaron la ausencia de las bicis de sus hijos, que era lo único que tenían en ese lugar. Ella se manifestó muy amargada por lo sucedido y prefirió no dar a conocer su identidad. Además, reveló que algunos vecinos constataron haber escuchado ruidos

“Al lado está la puerta de entrada y por suerte no nos entraron a la casa”, se alivió. Sin embargo, aseguró que tienen “una tristeza bárbara” porque los nenes las usaban todos los días, de hecho las armaron con el papá y estuvieron como un mes uniendo pieza por pieza.

“Estaban muy entusiasmados, incluso las bicis viejas que tenían se las regalaron a otros chicos que necesitaban. Lloraron muchísimo cuando se levantaron y no las vieron”, sostuvo.

Mientras la madre de los niños contaba la historia en el programa La Ciudad, de EcoTV, se comunicó con la producción Sergio Nuñez, de la bicicletería solidaria para comprometerse con la donación de al menos uno de los rodados, si es que no aparecen.

La mujer se declaró muy contenta y agradecida, aunque por supuesto no pierde las esperanzas de que devuelvan las propias, ya que tienen un valor afectivo irreemplazable.

Claramente la adquisición de nuevas bicicletas no se hace fácil hoy en día. “Uno se esfuerza mucho para cumplir con el trabajo y que los chicos tengan la mejor educación y estímulo que necesitan para tener una infancia feliz, entonces estas cosas te ponen re triste”, dijo con voz entrecortada. Allí contó que ella es maestra mientras que el papá de los niños es chofer de camiones, y es muy duro a partir de ahora tener que vivir con miedo o encerrados para cuidar lo que logran con tanto esfuerzo.

 

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja un comentario