Guadagna puso el foco en las obras de Nación y demandó por la finalización de los proyectos

El secretario de Planeamiento y Obras Públicas, Roberto Guadagna, reflejó la situación de las urbanizaciones y confirmó la paralización de la obra del Jardín de Infantes 927. Reconoció la demora en el envío de fondos para obras y que el Municipio respondió con pagos certificados. “Las obras hay que terminarlas”, dijo y planteó una actualización frente a los cambios en el contexto económico.

El Eco

El impacto de la devaluación también tuvo su correlato en el avance de las obras de infraestructura que se ejecutan en la ciudad con fondos del Gobierno nacional. Ese “gran obrador” en que se convirtió Tandil cuando se pusieron en marcha los distintos proyectos, tal cual lo definió el propio intendente Miguel Lunghi, derivó en la disminución en el ritmo de avance en algunos proyectos y paralización en otros, escenario que generó alerta y preocupación.

En ese sentido, el secretario de Planeamiento y Obras Públicas, Roberto Guadagna, sostuvo que si las iniciativas en marcha no se concretan sería un “fracaso” dado que la inversión no encontraría el resultado deseado, por lo que aseguró que “las obras hay que terminarlas”.

Para concretar esa premisa, el Ejecutivo sugirió encontrar el modo de actualizar los precios incluidos en convenios en función del nuevo escenario. “Los cambios han ocurrido; la realidad económica es esta y es necesario tener una mirada de actualización por las obras, por las empresas, por los empleos y por todo lo que significa”, definió el funcionario.

Luego depositó las esperanzas en que el Estado nacional efectúe una “consideración y un esfuerzo” ya que Tandil se ubica con los “parámetros normales” de ejecución de obra. “La anormalidad deviene del brusco cambio económico del último trimestre”, enfatizó.

Los jardines y las

urbanizaciones

 

En diálogo con el ciclo radial “No hay dos sin tres” (104.1 Tandil FM) el funcionario reconoció que hacia comienzos de años observaron que el ritmo de obra en el Jardín de Infantes 927 presentaba una alta desaceleración.

Tras aclarar que la incidencia sobre la obra excede al Municipio (ver aparte), el funcionario se enfocó en el impacto que tiene la devaluación y el aumento del dólar en las obras en marcha, licitadas en otro contexto económico.

Frente a ese desfasaje fue que se solicitó una auditoría y este martes personal del Ministerio del Interior de la Nación estuvo en Tandil para realizar un relevamiento sobre el estado de situación de los proyectos en marcha.

En cuanto a las urbanizaciones en marcha, precisó que la del barrio parque La Movediza supera el 80 por ciento y El Tropezón presenta un 60 por ciento de avance.

A propósito de ese esquema, Guadagna admitió que la preocupación tiene dos aristas. Por un lado, reconoció que se registraron algunos atrasos en los últimos tres meses en el envío de fondos certificados, y que el Municipio respondió con el pago de certificados a cuenta de desembolsos, pero que eso no significó la paralización de las obras aunque sí una disminución en el ritmo.

Por otro, si bien las licitaciones se encuentran incluidas en el plan de trabajo, los tiempos están “corridos” y eso generó un impacto en las licitaciones nuevas y en los precios.

Frente a este escenario se planteó que las “eventuales licitaciones estarán por encima de los precios establecidos en el convenio”, aunque deberá determinarse cómo se resuelve esta premisa.

El compromiso es sostener el trabajo conjunto con la Nación y adelantó que la semana entrante habrá reuniones en Capital Federal con el objetivo de encontrar “algún tipo de definición”, en especial para evitar que “que no se siga alargando la brecha entre el convenio y la realidad presupuestaria” frente a lo que aún resta licitarse.

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja tu comentario