La Casa de Abrigo Martha Pelloni ya tiene su salón de usos múltiples

El Eco

En los últimos días culminó la construcción del Salón de Usos Múltiples (SUM) y un depósito en la Casa de Abrigo Municipal Martha Pelloni. La obra fue financiada con un aporte mayoritario del Estado provincial, que asciende a los 500 mil pesos y un aporte de la comuna por los 35 mil restantes.

La Casa de Abrigo es una experiencia con la que Tandil fue un municipio pionero al proponer un espacio pensado para aquellas mujeres que han sufrido situaciones de violencia dentro de sus familias y temporalmente necesitan un lugar en el cual alojarse, muchas veces con sus hijos.

En ese lugar se les garantiza la alimentación y la higiene y la asistencia de un equipo de profesionales conformado por una trabajadora social, una psicóloga y una acompañante terapéutica, quienes acompañan a la víctima a buscar una salida a su situación de vulnerabilidad.

El proyecto del SUM comenzó a gestarse en 2016 desde la Secretaría de Desarrollo Social del Municipio en conjunto con la Subsecretaría de Género y Diversidad Sexual de la Provincia. Andrea Rossetti, directora de Políticas de Género y Diversidad Sexual local explicó cuáles serán las actividades que se llevarán adelante en ese espacio.

“El nuevo SUM va a facilitar que las mujeres y sus hijas e hijos alojados en la Casa puedan desarrollar tareas de esparcimiento y recreación, así como también hacer diversos talleres que ayuden a paliar la situación de aislamiento al que deben recurrir por alguna situación determinada y hasta tanto obtienen las medidas protectorias”, aseguró.

“La idea es que capitalicen el tiempo en capacitarse para encarar diferentes emprendimientos y diferentes tareas que las beneficien a ellas y a otras mujeres que pasan por el lugar. Uno de esos talleres implica la restauración de muebles que luego utilizarán en su nuevo hogar, al egresar de la Casa de Abrigo”, agregó.

En la misma línea la funcionaria explicó que están proyectados cursos de costura para elaborar ropa de cama y toallas, que tendrán como finalidad, tanto la utilización en el lugar como los hogares de las mujeres y sus hijos.

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja tu comentario