Los trabajadores del servicio de tránsito aéreo fueron reubicados en otros puestos de trabajo

Pablo Auce confirmó que conservan su trabajo en el Aeropuerto Civil, cumpliendo otras tareas.

Archivo

Después de muchos meses de luchar para sostener sus fuentes laborales, los trabajadores del servicio de tránsito aéreo del Aeropuerto de Tandil, lindero a la Sexta Brigada Aérea, fueron notificados sobre la decisión de la Administración Nacional de Aviación Civil -ANAC-, que depende del Ministerio de Transporte de la Nación, de otorgarles otras tareas que le permiten conservar su empleo.

La historia de los trabajadores comenzó en el mes de abril del año pasado cuando recibieron una notificación de que les otorgaban licencia hasta tanto se definiera su situación.

Pasó el tiempo y en las últimas horas las personas afectadas dejaron de tener incertidumbre sobre su futuro laboral. Uno de los trabajadores aéreos, Pablo Auce, habló sobre el tema en el programa “No hay dos sin tres” (104.1 Tandil FM), contando que “hemos recibido buenas noticias ya que firmamos la reubicación dentro del Aeropuerto de Tandil, cumpliendo distintas funciones”.

Al ser consultado sobre cuáles serían las tareas a desempeñar dijo que “serán totalmente diferentes a las que veníamos realizando, pero lo importante es que no perdimos el trabajo. Hubo una buena predisposición por parte de ANAC, y un gran apoyo por parte del gremio ATE (Asociación Trabajadores del Estado) tanto el delegado nacional, Marcelo Belelli, como Marcos Cano en Tandil. Entre todos pudimos conseguir una continuidad laboral que realmente nos tenía muy preocupados y más viendo en el contexto en que estamos y la cantidad de despidos que hay dentro de los empleados públicos”.

Cuando el conflicto se desató se presumía que los trabajadores iban a ser reubicados, con las mismas tareas, pero fuera de la ciudad. Auce explicó que “por suerte conseguimos quedarnos en Tandil, que era otra cosa que nos preocupaba. En principio parecía que no nos iban a dar trabajo en ningún lugar, pero se pudo conseguir seguir en la ciudad”.

Remarcó que “pasaremos a realizar tareas administrativas y hasta operativas que conllevan todo lo que es el recorrido de pista y control a diario”.

Sobre quiénes desempeñarán las funciones que el grupo de empleados realizaba en el Aeropuerto Civil antes de que llegara la licencia, señaló que “la actividad que nosotros realizamos antes del mes de abril de 2017 no la vamos a volver a hacer y cómo se presenta la situación no la volveremos a realizar nunca más. En cuanto al control sigue en manos de quien lo tomó después que nosotros dejamos. Lo operativo, si bien tienen más gente, siguen trabajando con horario reducido. Es algo que manejan ellos y se harán responsables de las consecuencias en su momento”.

Funcionamiento

El trabajador explicó cómo es el funcionamiento actual del Aeropuerto Civil, al decir que “está trabajando de 9 a 20, sigue con lo que se denomina horario reducido. También creo que los vuelos de las empresas privadas están con menos frecuencia, aunque al estar abocados a lo nuestro no conozco los motivos de esa disminución”.

En cuanto a la cantidad de personas que quedaron licenciadas detalló que “cuando todo comenzó éramos once trabajadores, de los cuales dos eligieron trabajar con la Empresa Argentina de Navegación Aérea (EANA), estando uno en Córdoba y el otro en Aeroparque. De los que quedábamos dos se jubilaron, por lo que seis conseguimos una reubicación laboral y la restante persona la quieren jubilar, pero negociamos que le den hasta fin de este año para que pueda lograr un puesto más dentro del Aeropuerto y poder seguir peleando por esta compañera”.

Acuerdo

En relación al acuerdo alcanzado aseveró que “nos respetan todo, los ingresos que teníamos antes, categorías y antigüedad. De todas formas la ANAC no tiene un convenio colectivo de trabajo y se está luchando por este tema también”.

Sobre cuál es la idea que tienen de funcionamiento del Aeropuerto señaló que “tengo entendido que además de Broker Air otras dos líneas quieren operar con Tandil, una es Jet Air Fly y la otra Avian Líneas Aéreas. Esta última comenzaría a trabajar en el mes de marzo y creo que esta reubicación obedece a más servicios dentro del aeropuerto para que sea más operable para las empresas”.

Sobre la relación con ANAC aseveró que “es bastante buena con mucho diálogo donde podemos mantener una negociación estable sin mayores conflictos”.

Por último manifestó que “comenzamos el año de otra forma ya que teníamos mucha incertidumbre”.

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja tu comentario