fbpx “Tengo fe que si la Policía se mueve va a encontrar al responsable”, dijo el abuelo del joven accidentado – El Eco
¿Ya tenés una cuenta?
Inicia sesión
¿Aún no te registraste?
Registrate gratis

“Tengo fe que si la Policía se mueve va a encontrar al responsable”, dijo el abuelo del joven accidentado

Ramón Pinto pidió colaboración de la comunidad para aportar datos que permitan dar con el motociclista que se fugó tras pasar el semáforo en rojo y chocar el rodado en que iba su nieto. Cuestionó el accionar de la Policía y el hecho de que la cámara de seguridad no funcionara. “Yo sé que va a salir, tengo mucha fe”, expresó.

Mariano Leunda

Mientras que su nieto, Kevin Pinto, continúa luchando por su vida en la sala de terapia intensiva del Hospital Ramón Santamarina, Ramón Pinto expresó a El Eco de Tandil que tiene esperanza de que el joven salga adelante, a pesar de la complejidad del cuadro que atraviesa.

El abuelo del joven de 18 años que sufrió graves heridas en un choque en Pujol y Reynoso, el domingo por la madrugada, cuestionó el accionar de la Policía ya que consideró que no se están moviendo lo suficiente para esclarecer el siniestro vial y criticó el hecho de que no funcionara la cámara de seguridad situada en el lugar.

“Los médicos están haciendo todo lo posible, acá la que no está haciendo lo posible para dar con los tipos que se lo llevaron por delante es la Policía”, fustigó.

Y pidió a cualquiera que tenga algún dato que sirva para dar con los motociclistas que chocaron a su nieto que lo aporten en la comisaría Tercera o que se comuniquen con su familia.

Cabe recordar que el accidente sucedió el domingo, alrededor de la 1, cuando Kevin Pinto circulaba por Quintana en dirección a Reynoso y al intentar pasar Pujol con el semáforo en verde, otra motocicleta que no respetó la señal produjo la violenta colisión. La moto Honda, que era guiada por Kevin Pinto, terminó impactando contra un Fiat Siena, color blanco, de la agencia de remises Brayam, que esperaba que el semáforo le habitara el paso.

En tanto, el motociclista que provocó el accidente se fue del lugar sin asistir al joven, que terminó tendido sobre el asfalto y con importantes golpes. La víctima sufrió un traumatismo de cráneo grave y se encuentra internado en terapia intensiva con asistencia respiratoria mecánica.

“Tengo fe que va a salir”

Ramón Pinto explicó que por el momento no hubo ninguna mejoría en el grave cuadro de salud que atraviesa su nieto. “Sigue igual, no tiene mejoría. Se está desinflamando de los golpes pero le aparecen otras cositas. Yo tengo fe que va a salir, pero está muy complicado”, admitió.

“Tiene el cráneo roto en dos o tres partes. La columna se salvó, afortunadamente no agarró la médula, así que va a poder caminar. Están tratando la cabeza, el tórax y los pulmones”, puntualizó.

Y recalcó que “los médicos están haciendo todo lo posible, acá el que no está haciendo lo posible de dar con los tipos que se lo llevaron por delante es la policía”.

En ese sentido, cuestionó que todavía no haya novedades de las personas que se fugaron en la moto, que de acuerdo a los datos que pudieron recabar serían dos, y contó que ayer fue a la Municipalidad con intenciones de hablar con el intendente Miguel Lunghi por el tema de las cámaras de seguridad porque no comprende “cómo puede pasar que no funcionen”.

Ramón Pinto, que trabajó como empleado municipal hasta que se jubiló, no pudo hablar con Lunghi, pero lo recibió el secretario privado del Intendente, Alberto Rojo, a quien le planteó sus inquietudes.

“Me dijo que tengo razón, pero qué gano con eso. Mi nieto está en peligro”, lamentó.

Cámaras que no andan

En tanto, explicó que el lunes Lunghi fue al Hospital y habló con su hijo, el papá de Kevin, momento en el cual además de interiorizarse por la salud del joven, reconoció que la cámara no funcionaba.

“Dijo que no andan las cámaras porque son viejas y aseguró que ahora van a poner cámaras nuevas. Pero no entiendo cómo puede ser que haya cámaras viejas”, cuestionó.

Por otro lado, indicó que “yo me acerqué al Municipio para plantear el tema de las cámaras y la seguridad, yo quiero que el Intendente se ponga con la seguridad, con la policía, con los comisarios, tienen que hacer algo”.

Además, criticó que no se haya acercado a su familia ni el comisario ni nadie de la fuerza policial.

“Mi hijo no quiere hacer la denuncia pero si a mi nieto le pasa algo, se va a enloquecer. Lo va a buscar donde sea al responsable y va a terminar yendo preso él porque nadie hace nada”, manifestó.

Pedido de testigos

Por otro lado, Ramón Pinto solicitó colaboración de la comunidad para aportar datos y que “cualquier persona que sepa algo que lo diga, o que este hombre o mujer se presente y diga me equivoqué, pasé en rojo. No se puede dejar a una persona tirada de esa forma y escapar”.

“Hay un solo testigo que es un remisero que vio todo. Algunos dicen que fue una moto roja, otros azul. Los que iban en la moto se golpearon también, dos personas dicen que iban”, indicó.

Y agregó que “le pido a la gente encarecidamente, como abuelo, que digan lo que saben, va a ser de mucha ayuda. No los vamos a comprometer para nada, que no tengan miedo porque mañana le puede pasar a otra persona, hay que encontrarlo porque va a seguir haciendo macanas si no lo paran ahora”.

Además, instó a la gente a “no tener miedo” porque no los van a involucrar sino que solamente necesitan saber quién es el responsable. Con ese fin, pidió que quien desee aportar datos se comunique con él al 154-029865.

Pero también pidió que “la persona se entregue, que no sea cobarde, que se haga cargo de lo que hizo”.

Contó que Kevin, que el mes próximo cumple 19 años, es la primera vez que sufre un accidente.

“Hay que tener fe de que va a salir, pero no tiene que quedar en la nada esto porque mañana le va a pasar a otra persona”, sostuvo.

Por otra parte, contó que le dijo al secretario del Intendente que “si saben que una cámara no anda la tienen que arreglar. Hay cámaras en todo Tandil, han robado, ha pasado de todo y nunca ayudaron las cámaras a resolver un caso”.

“Yo tengo fe que si la policía se mueve va a encontrar al responsable, pero se tiene que mover, por eso quise hablar con el Intendente para que llame a los comisarios y que les diga que se muevan ya. Porque hasta el día de hoy no tenemos novedades”, cuestionó.

“Están todos desesperados”

Kevin trabaja de peón de albañil y tiene cuatro hermanos de 17, 16, 7 y 5 años, además de muchos amigos que están en el Hospital permanentemente pendientes de su estado de salud.

“Están desesperados todos, los amigos también, no se puede entrar al Hospital de la cantidad de amigos que hay. Es muy querido por los chicos. No tiene maldad para nada, un chico sano, si podía ayudar a alguien lo hacía, por eso el Hospital se llena de chicos”, resaltó.

Su abuelo contó que al momento de ocurrir el siniestro vial, Kevin iba a bañarse porque luego tenía planeado salir a bailar.

“No sé si usaba casco, pero es el error que cometen mucho chicos. El remisero vio todo pero no vio cuando apareció la otra moto porque fue todo muy rápido. Yo creo que la cabeza pegó en el asfalto, por eso creo que no iría con casco, porque tal vez la hubiera sacado más barata”, admitió.

Y agregó que “la Policía tiene que moverse más. Si se mueven rápido, lo van a encontrar”.

Por último, pidió cadena de oración para que su nieto se recupere. “Yo sé que va a salir, tengo mucha fe”, concluyó.

 

 

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja un comentario