Tres incendios de gran magnitud afectaron unas 16 hectáreas de Villa del Lago y Uncas

Tres focos ígneos de importante magnitud tuvieron en jaque a los Bomberos durante la tarde de ayer en la zona de Villa del Lago y Uncas. Debió intervenir un avión hidrante y cinco dotaciones de Bomberos. Trabajaron durante 6 horas para sofocar las llamas.

El jefe del cuartel central de Bomberos Ramón García, explicó que el primer incendio comenzó en horas del mediodía detrás del barrio Uncas, hacia los cerros, y fueron alertados por vecinos de la zona.

“Se desplazó una dotación del cuartel para tratar de controlarlo rápidamente. Cuando llegan al lugar advirtieron que el ingreso era dificultoso por la geografía, el relieve, así que concurrí en un móvil a observar desde el área del Quijote, arriba del cerro, si había algún lugar de más fácil acceso para poder trabajar”, indicó en diálogo con El Eco de Tandil.

En ese momento, se suscitó otro foco ígneo hacia la zona del Paseo del Bicentenario, a unos 800 metros del lugar donde estaba ocurriendo el primer incendio.

web_garcia-(2)

Avión hidrante

Ante el riesgo de que ese segundo incendio se propagara hacia la zona de Villa del Lago, y pusiera en peligro a las viviendas que estaban allí, García convocó alrededor de las 15 al avión hidrante que se encuentra en base en la ciudad de Tandil.

“Este avión hizo tres tiros, muy bien ejecutados, controlando rápidamente ese incendio de Villa del Lago, y estábamos trabajando en ese segundo incendio cuando se suscitó un tercer incendio hacia el sur, a una distancia de unos 400 metros, cosa que nos llamó la atención porque no había forma de que se propagara a esa distancia ninguno de los otros dos incendios”, afirmó.

Explicó que entonces trataron de “reorganizar la estrategia de trabajo que estábamos manejando para poder controlar rápidamente los tres focos, antes de que corriera la mayor parte de la tarde. Alrededor de las 19 teníamos los tres focos controlados”.

Afectación

Fue un área importante la que resultó afectada por los siniestros. En la parte de atrás de Uncas se quemaron unas diez hectáreas de cerro y bosque de eucaliptus y pinos.

En el segundo incendio de la zona de Villa del Lago, se quemaron unas cinco hectáreas de pastos y unos 50 árboles de pino y eucaliptus. Y en el último foco, una hectárea más de pastos resultó afectada.

“Vamos a concurrir durante toda la noche para ver que no se vuelva a reiniciar ninguno de los tres incendios”, adelantó.

En un principio trabajaron ocho bomberos que se movilizaron en tres móviles y más tarde concurrieron dos camionetas más, una de Villa Italia, con cuatro bomberos más. Por lo tanto eran 12 bomberos en total.

Las causas

Si bien se desconocen fehacientemente las causas que originaron el incendio, contó que “había una persona que estaba allí que dice que unas horas antes había estado conversando con unos chicos que estaban cocinando pollo en uno de estos fogones que arman con piedras y le había dicho que no lo hagan, que era muy riesgoso”.

“Se fueron enojados y al rato se iniciaron estos incendios. No me animo a decir que fue intencional pero al menos algún tipo de negligencia hubo. Al no poder identificar a nadie no puedo decir que haya sido con intención”, sostuvo.

Y afirmó que es el primer incendio en lo que va de la primavera verano de gran magnitud y que requirió de la presencia de una cantidad de personal y medios interesante.

web_incendio

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario