fbpx Vecinos de Del Libertador exigen que terminen la obra de asfalto que dejaron inconclusa hace meses – El Eco
¿Ya tenés una cuenta?
Inicia sesión
¿Aún no te registraste?
Registrate gratis

Vecinos de Del Libertador exigen que terminen la obra de asfalto que dejaron inconclusa hace meses

Los trabajos se hicieron hasta Potrerillos y quedaron tres cuadras sin pavimentar, a pesar de que estaban incluidas en el presupuesto del año 2017. “Estamos cansados porque esta parte de Tandil está olvidada”, dijo una de las frentistas. Y lamentó que “acá no viene ningún funcionario, sólo aparecen cuando necesitan votos”.

Mariano Leunda

El reclamo de los vecinos de la calle Del Libertador parece eterno. Hace años que pedían el asfalto por tratarse de una arteria verdaderamente intransitable teniendo en cuenta que es una zona con pendiente, donde el agua baja con mucha fuerza y destroza la calle. Luego recibieron la grata noticia de que se iba a incluir la obra en el presupuesto 2017. Pero los trabajos fueron anunciados por el Municipio innumerable cantidad de veces y nunca se llevaban adelante. Hasta que el año pasado, por fin empezó la obra lo cual generó mucho entusiasmo en el vecindario al tratarse de una problemática que los afectaba considerablemente.

Sin embargo, dos meses después,  de un día para otro los trabajos se frenaron. El asfalto había llegado desde Paso de los Andes hasta Potrerillos. Y así quedó desde agosto del año pasado. Nunca se dio continuidad a las tres cuadras que faltaban, ya que estaba previsto que se pavimentara hasta De los Granaderos.

En ese momento, hubo promesas de que la obra iba a concluirse en breve y se habló de cambiar de empresa por un problema presupuestario.

Es que la obra pertenece al plan para pavimentar y repavimentar 33 cuadras en el marco de un convenio con Estado nacional que se anunció en 2016 y se licitó en febrero de 2017. La obra tuvo serios inconvenientes con la llegada de recursos, que derivaron una importante erogación de dinero por parte del Municipio, ante el incumplimiento del Gobierno nacional en enviar los fondos y además, la inflación hizo estragos en el presupuesto, con lo cual el dinero previsto inicialmente no alcanzó para la totalidad de la obra.

No obstante, se trata de una inversión que estaba dentro del presupuesto y anunciada, por lo cual los vecinos reclaman que se finalice.

“Vivimos entre la tierra”

Darío López, uno de los vecinos de Del Libertador y Cacheuta, explicó que “nosotros vivimos entre la tierra” y lamentó que “como allá arriba (desde Paso de los Andes hasta Potrerillos) hay casas mejores con familias de mayores recursos pensamos que por eso terminaron el asfalto hasta ahí”.

“Pero no se puede transitar porque se corta, se hacen zanjones, baja con mucha fuerza el agua. Esto figura como una avenida y hay mucho tránsito. Nosotros tenemos un almacén en la esquina y tenemos que vivir con todas las ventanas cerradas, porque pasan a gran velocidad por Del Libertador y nos llenamos de tierra”, afirmó.

Pero también advirtió que “es un peligro” porque al no haber lomos de burro los vehículos circulan a gran velocidad y “hay muchos chicos jugando en las esquinas porque como no hay plazas no tienen donde hacerlo”.

Además, Verónica García señaló que “ahora se corta más la calle que antes porque el asfalto está hasta la mitad, de hecho tuvieron que echar asfalto sobre el otro asfalto para tapar los zanjones que se hicieron, para disimular y que la gente no se queje tanto porque había quedado el asfalto nuevo sobresalido de la tierra y se había hecho un tremendo zanjón que los autos no podían pasar, se quedaban encajados”.

El peligro de las bocas de tormenta

Por otro lado, plantearon la problemática de las bocas de tormenta abiertas. Verónica García explicó que las hicieron y las dejaron destapadas pero “son un peligro porque no se ven y no están señalizadas. Se han caído chicos, mi mamá se cayó y se quebró la muñeca hace poco, tuvo que hacer rehabilitación. Pasó que casi se cae mi nene porque no se ven de noche, el salió corriendo, se tropezó y mi mamá asustada por manotearlo para que no se caiga, se cayó ella”.

También sucedió que al doblar una camioneta no vio la boca de tormenta y se cayó adentro.

Olvidados

Darío López sostuvo que “estamos cansados porque esta parte de Tandil está olvidada. No sé si el señor Intendente le interesan otros lugares, pero no tenemos nada, no se preocupan por nosotros. No sé si tendríamos que ir a manifestarnos al Municipio o qué pero no queremos eso, queremos que venga él o alguien del municipio para ver cómo vivimos. Acá no viene ningún funcionario, solo aparecen cuando necesitan votos”.

Por otra parte, Verónica García agregó que tienen que caminar por la calle porque no hay veredas, lo cual es un peligro sobre todo considerando a la velocidad que circulan los vehículos pro Del Libertador.

“No la van a terminar más, nos tomaron el pelo”

En tanto, consideró que “yo creo que no la van a terminar más, creo que otra vez nos tomaron el pelo, nos hicieron ilusionar, y no la van a terminar”.

“De Potrerillos hasta Paso de los Andes son toda gente de plata, que está mucho mejor que nosotros económicamente entonces se ve que han reclamado y a ellos sí les dieron importancia. Pero de ahí para abajo como somos gente que no está muy bien económicamente nos olvidaron”, lamentó.

Y sostuvo que “se supone que estaba todo pago para terminar la obra hasta De los Granaderos. Estamos en el centro de todos los lugares turísticos y nos tienen olvidados. De hecho hay turistas que se pierden por acá y no saben por dónde agarrar, no están ni señalizadas ni arregladas las calles”.

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja un comentario