Condena para un joven que mató a un preceptor

Un joven fue condenado a 18 años de prisión en Mar del Plata, acusado de haber asesinado de 45 puñaladas a un hombre con el que estaba en un departamento tomando cervezas en abril del año pasado.

Se trata de Luciano Almaraz (18), quien recibió esa pena por el “homicidio simple” de Mario Gómez (51), un preceptor de una escuela de la ciudad balnearia al que había conocido la noche del crimen cuando caminaba por la rambla.

En los alegatos, el fiscal del juicio Alejandro Pellegrinelli y el particular damnificado, representado por el abogado Lautaro Resúa, habían pedido que se condene a Almaraz a la pena de prisión perpetua, al considerar que se había tratado de un “homicidio agravado por alevosía”.

Gómez vivía en un departamento del noveno piso de un edificio de la calle Corrientes al 2200, de esta ciudad y se desempeñaba como preceptor en una escuela.

La noche del 12 de abril de ese año, las cámaras de seguridad de ese edificio registraron su ingreso junto a un joven, pero seis horas después este muchacho se retiró solo.

Al día siguiente fue hallado el cuerpo desnudo de Gómez, entre la cocina y la habitación, con 45 heridas punzo cortantes, dijeron los investigadores.

Durante el juicio, el acusado expresó que el 12 de abril de 2017 acompañó a Gómez hasta su casa, donde comieron pizza, fumaron un porro y bebieron cerveza.

Luego, según su relato, el preceptor salió desnudo del baño y con un cuchillo en la mano, tras lo cual lo amenazó y le exigió mantener relaciones sexuales.

Almaraz explicó que él se negó a mantener relaciones sexuales, por lo que se originó una pelea en la cual logró arrebatarle el cuchillo y lo apuñaló, tras lo cual se escapó del edificio. (Télam)

 

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja tu comentario