La Oficina Anticorrupción pidió informes acerca de los contratos de obra pública

Tras las múltiples detenciones que se generaron por la aparición de cuadernos que dan cuenta de supuestas coimas que recibieron exfuncionarios, la Oficina Anticorrupción (OA) le pidió a los Ministerios de Transporte, de Energía y del Interior informes sobre los contratos de obra pública firmados durante la gestión kirchnerista.

Laura Alonso.

El Eco

Así lo confirmó la directora del organismo, Laura Alonso, que detalló que se van a analizar todas las adjudicaciones que tuvieron entre los años 2003 y 2015 las empresas involucradas en el caso.

“Más allá de las causas judiciales, queremos ver mucho más allá para entender el mapa completo y dimensionar la cantidad de dinero público del que estamos hablando, algunas de las cuales podrían haberse transformado en coimas”, precisó Alonso en declaraciones a Radio Nacional.

La funcionaria contó que se presentó ante el juez federal Claudio Bonadio, que lleva adelante el caso, para “ofrecerle colaboración” en la investigación.

“Nos acercamos al juzgado para decirles que podemos tener información, y mucha, en nuestros archivos. Por ejemplo, en la Oficina hay copias completas de un montón de los expedientes mencionados”, detalló.

En este sentido, señaló que la OA ya le solicitó informes sobre la obra pública a los Ministerios de Transporte, de Energía y del Interior, que dirigen Guillermo Dietrich, Javier Iguacel y Rogelio Frigerio, respectivamente.

“Si a los circuitos energético, vial, transporte, vivienda, juego, aduana, convenios con universidades, Venezuela y algunos más de las coimas y retornos, agregamos el capítulo sindical. Más las líneas provinciales y municipales. Llegamos al PBI robado”, explicó a través de su cuenta oficial de Twitter.

Para Alonso, la aparición de los cuadernos hace “crecer el valor histórico de la elección de 2015”, ya que “la mayoría de los argentinos quiere vivir en paz y que no le roben”.

Por otra parte, la directora de la OA consideró que el dinero originado de la trama de corrupción que se investiga “también era para el enriquecimiento personal” de quienes se beneficiaban y no solo “para las campañas electorales”, como “se pretende instalar”.

La funcionaria opinó que los detenidos “son personas que tienen mucho poder y mucha información pero eligieron seguir pagando coimas y alimentando una máquina bestial de corrupción y autoritarismo”.

“No es excusa, y menos para este tipo de empresas, que hoy dicen ‘no podíamos operar’. Desde mi punto de vista, fueron cobardes”, agregó. NA

 

********** RELACIONADA

 

De Goycoechea debe

ampliar su indagatoria

 

En el marco de la causa por presunta corrupción en la obra pública, el empresario Juan Carlos de Goycoechea tenía previsto ampliar hoy su indagatoria, mientras buscaba acogerse a la figura de “arrepentido” para que se le reduzca la pena.

El ex CEO de la constructora española Isolux Corsan fue el único de los detenidos que reconoció haber pagado coimas a representantes del Ministerio de Planificación durante la gestión kirchnerista.

De Goycoechea se ofreció a declarar como “arrepentido” a cambio de recuperar su libertad, lo que debe ser analizado por el fiscal Carlos Stornelli y el juez federal Claudio Bonadio, quienes llevan adelante el caso.

Por medio de su abogado, Jorge Landaburu, el sospechoso dijo estar dispuesto a revelar detalles de la presunta trama de corrupción en torno a la obra pública y pidió también ser incluido en el Sistema de Protección de Testigos.

Además, hoy Bonadio podría tomarle declaración a un grupo de empresarios y exfuncionarios que estarían vinculados a la causa, pero que aún no tienen orden de detención.

Por otra parte, el magistrado podría en los próximos días pedir la captura internacional de Oscar Thomas, exdirector ejecutivo del Ente Binacional Yacyretá, el único de los imputados que permanece prófugo.

Este sábado fue detenido el directivo del grupo Pescarmona Francisco Valenti, que volvió a la Argentina tras unas vacaciones en Dubai, y ya son 17 los apresados por esta causa.

El empresario fue recibido por los efectivos policiales en el Aeropuerto Internacional de Ezeiza y se sumó a los 16 involucrados de la causa que ya estaban con prisión preventiva.

Todos ellos aparecen en los cuadernos de Oscar Centeno, quien fue durante muchos años el chofer del exsecretario de Coordinación del Ministerio de Planificación Federal, Roberto Baratta.

En esos escritos figuran presuntas coimas que los directivos de diferentes compañías le habrían pagado a los funcionarios nacionales por trabajos de obra pública.

De acuerdo con Centeno, esos cuadernos fueron quemados “en la parrilla del fondo” de su casa, en el partido bonaerense de Vicente López, pero la Justicia aún tiene una copia. NA

 

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja tu comentario