Subieron la tasa de interés y frenaron al dólar

Vista de pizarras electronicas con la cotizacion del dolar del dia de ayer

El Eco

Buenos Aires (Télam) El dólar frenó ayer la escalada alcista de los últimos días y retrocedió 72 centavos respecto al cierre de la víspera, en 22,28 pesos, tras el fuerte incremento de la tasa de interés al 40% dispuesta por el Banco Central (BCRA) y el anuncio de una reducción adicional del gasto público realizado por el ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne.

Ayer, poco antes de la apertura de los mercados, una intervención conjunta de Dujovne y el BCRA buscó, con éxito, poner un límite a la depreciación del peso que el jueves terminó con una devaluación del 7% frente al dólar al cerrar la rueda en 23 pesos.

En un comunicado difundido antes del comienzo de las operaciones, el Banco Central anunció que resolvió aumentar “la tasa de Politica Monetaria en 675 puntos a 40%”.

“Asimismo, se amplía el ancho del corredor de tasas. Las tasas a 7 días se ubicarán en 47% para el pase activo y 33% para el pase pasivo. Las tasas a un día subieron a 57% para el pase activo y 28% para el pasivo”, añadió la autoridad monetaria.

El BCRA decidió también ponerle un freno al drenaje de divisas al establecer que la posición global neta positiva de moneda extranjera de los bancos computada en saldos diarios al tipo de cambio de referencia no podrá superar el 10% de la responsabilidad patrimonial computable o los recursos propios, a partir del próximo lunes, un porcentaje que en la actualidad se ubica en el 30%.

El Central advirtió, además, que no dudará en volver a subir el costo del dinero “para garantizar el proceso de desinflación” y con el objetivo de defender su meta de 15% para el corriente año.

El BCRA también advirtió que “continuará operando con todas sus herramientas de intervención en el mercado de cambios”, subrayando que “estas operaciones podrán ser concertados al contado como a término”, con lo que deslizó la posibilidad de intervenir en mercado de futuros.

Desde que asumió el cargo Federico Sturzenegger, y bajo el antecedente critico del proceso judicial existente en torno al tema en el que se encuentra imputada la ex presidenta Cristina Fernández de Kirchner, el Banco Central no actuó en lo que va de su gestión en este mercado con la colocación de dólares a futuro.

Por su parte, Dujovne, acompañado por su par de Finanzas, Luis Caputo, brindó una conferencia de prensa en la que, de manera coordinada con el Central, oficializó la decisión de modificar la meta del déficit fiscal para este año para producir un ahorro de 3.800 millones de dólares.

“Vamos a modificar nuestra meta desde un déficit primario de 3,2% para este año a uno de 2,7%. Vamos a reducir medio punto porcentual el déficit programado para este año”, dijo Dujovne.

Precisó que “el déficit después de intereses va a bajar de 6% a 4,9% del PBI. Eso es muy importante porque, como dijo el Presidente, la Argentina no puede seguir viviendo de prestado”.

La apertura del mercado dio la razón al Gobierno ya que el extremo nerviosismo de la jornada de ayer dio paso a un cuadro de mayor tranquilidad, con el dólar mayorista operando desde el inicio entre 21,25 y 21,90 pesos frente al cierre de 23 pesos de ayer.

Más adelante, el billete mayorista operó alrededor de 21,75 pesos, en tanto que el minorista en bancos y casas de cambio se mantuvo alrededor de 22,20 y 22,40 durante toda la jornada, para cerrar en 22,28 pesos, 72 centavos por debajo de su finalización anterior.

Otro punto importante fue que el Banco Central no intervino ayer con ventas de dólares, ya que el mercado respondió al paquete de medidas anunciado por el organismo y el Ministerio de Hacienda.

El volumen de operaciones de la jornada fue de 800 millones de dólares, un nivel “lógico” con relación a los que venían registrándose antes de este último período de fuertes intervenciones del BCRA.

“El resumen de la jornada ha sido altamente positivo, a pesar que de una tasa de 40% y los topes impuestos a la posición global en divisas para las entidades financieras no sea una buena señal, pero inevitable en las presentes condiciones de emergencia”, dijo a Télam el operador de un importante banco extranjero de plaza.

Asimismo, en el mercado secundario de Lebac se produjo un descenso de la tasa de rendimiento al plazo más corto de 11 días, del 38% de ayer al 35%, tres puntos porcentuales que están mostrando una menor venta de estos títulos, o sea, una señal de menor desconfianza entre los tenedores. indicó otro operador consultado.

“El mercado se calmó. Hay que esperar unos días y desear que los exportadores, principalmente los de materias primas, comiencen a liquidar dólares para equilibrar oferta y demanda de divisas en el mercado de cambios y cerrar esta crisis”, agregó.

De acuerdo con un relevo realizado por Télam entre cinco de los grandes bancos privados nacionales y extranjeros, surge que desde la semana pasada se viene produciendo una mayor demanda de dólares por parte de clientes que cambian sus pesos por dólares y, en su mayoría, los retira de sus cuentas, aunque se trata de un fenómeno marginal.

A pesar de la mayor calma registrada ayer, tanto en el Central como en las entidades financieras piensan, de manera coincidente, que se ingresó en un período de transición hacia la normalización del mercado de cambios.

La mayoría de los economistas destacaron ayer la importancia de las medidas adoptadas pero piensan que se trata de una calma momentánea, ya que con este nivel de tasa de interés el nivel de actividad económica puede resultar afectado en el corto plazo.

La expectativa está centrada ahora en la liquidación de divisas por parte de los exportadores y en otras señales de apaciguamiento por parte de los inversores externos, fundamentalmente que se atenúe la fuga de capitales al ritmo acelerado de las últimas jornadas.

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja tu comentario