Pateapuertas se alzaron con un importante botín de un departamento de Juncal al 600

Estado en que quedó la puerta que fue violentada por delincuentes para llevar a cabo un importante robo en un departamento de la calle Juncal al 600.

El Eco

En la tarde de ayer un nuevo hecho delictivo aconteció en la ciudad, en esta ocasión con un violento ingreso a un departamento situado en Juncal al 600, aprovechando la ausencia de su morador.

Los delincuentes ingresaron a un complejo de departamentos en la mencionada calle, más precisamente en el numeral 662, donde en uno de ellos vive el colega Ariel Islas, y previo romper a patadas la puerta de madera, se llevaron dinero, electrodomésticos y cosas de mucho valor sentimental.

Tras detectar un familiar que la puerta del primer departamento se encontraba abierta, le avisó de inmediato al damnificado quien a su vez convocó a la policía, acudiendo al lugar dos móviles.

Islas señaló que “estaba trabajando y mi sobrina que vive en el departamento de al lado me avisó que tenía la puerta abierta. Al llegar me encuentro con la puerta rota a la altura del picaporte”.

El periodista Ariel Islas contó detalles del robo sufrido en su domicilio.

En cuanto a qué cosas los delincuentes le robaron señaló que “seguramente me iré encontrando con algún otro faltante, pero a primera vista se llevaron la Play Station IV de mi hijo, la notbook de mi trabajo con el maletín y por último en la pieza donde revolvieron bastante y al correr una parte donde había ropa sacaron un sobre donde tenía dinero guardado para la inmobiliaria, ya que estoy haciendo los trámites para comprarme el departamento”.

Los delincuentes también se llevaron tres anillos de oro que para la víctima tenían un enorme valor sentimental.

Visiblemente conmovido expresó que “se llevaron tres anillos de oro, uno lo tenía desde los 15 años mi papá y era un recuerdo que tenía de él ya que falleció hace 5 años. Ese anillo tiene las iniciales ‘CAI’, además me robaron dos alianzas que estaban guardadas. No tengo idea lo que valen, pero para mí tenían un valor sentimental muy profundo”.

Archivo

La víctima contó que “en la notbook tengo el material de diez años de todas las competencias. Hay archivos, datos, documentos, fotos, relatos deportivos, tengo todo ahí. Esto lo digo por si a alguno le venden rápido una computadora que sepa que de todo eso no tengo archivo, porque la verdad que no pensaba que me iban a venir a robar. Uno se levanta todos los días para trabajar y te encontrás con gente que hace la más fácil que es quitarte lo que lograste laburando”.

Remarcó que “agarraron cosas de venta rápida como lo pueden ser la computadora y la Play Station. Por ejemplo los juegos de la Play los dejaron tirados, solo se llevaron el que estaba puesto en la máquina”.

Detalló que “tengo seguro, por lo que estimo que algo de lo que se llevaron me reconocerán”.

Investigación

Presentes en el lugar efectivos de la policía Primera recorrieron la zona para divisar si en la huida los delincuentes se habían descartado de algunas cosas. Los efectivos fueron informados por personas que estaba en el complejo, que minutos después de ocurrido el hecho y en medio de la lógica confusión que la situación genera, dos individuos, uno de ellos con una camiseta de futbol y el otro con mochila, se encontraban en el fondo del predio.

Tomaron la decisión de salir por el frente, pasaron al lado de la víctima pero en ningún momento preguntaron, como haría cualquier vecino, qué era lo que había pasado. Siguieron su curso y una vez en la calle se subieron a un vehículo y se fueron.

Pasados los minutos quienes estaban acompañando a Islas se dieron cuenta que las personas no habitan en el complejo y podrían haber sido los que cometieron el robo. La policía intentará con la descripción que le dieron poder dar con quienes perpetraron un robo a la propiedad.

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja tu comentario