fbpx Se registraron casos de estafas por el accionar del “afilador” – El Eco
¿Ya tenés una cuenta?
Inicia sesión
¿Aún no te registraste?
Registrate gratis

Se registraron casos de estafas por el accionar del “afilador”

En las últimas horas circuló por Whastapp el audio de una vecina que contó una estafa que sufrió en su casa y que le generó impotencia e inseguridad, además de que se vio obligada a entregar dinero en efectivo. A partir de la viralización de la historia, este Diario pudo chequear que se registraron varios casos en Tandil y la policía debió intervenir ayer, ante algunas denuncias al 101 Mejorado.

De acuerdo a los testimonios, hubo coincidencia en que esta suerte de “cuento del tío” la llevó adelante un hombre que se hizo pasar por afilador, acordó cobrar 200 pesos y luego reclamó 1400. Las víctimas, hasta el momento todas mujeres, optaron por entregar el dinero al sentirse amenazadas por este desconocido que esgrimía en sus manos un arma que ellas mismas le habían proporcionado.

La mujer del relato señaló que tras el hecho, buscó en Internet y se dio cuenta de que fue víctima de una nueva modalidad de estafa, pero además destacó que “puede ser algo peligroso”.

La víctima reseñó que cerca de las 18.30 tocaron timbre en su domicilio y era un afilador que le pidió trabajo. “Me dio pena. Fui y busqué un cuchillo”, explicó. Entonces, le preguntó cuánto le cobraba y acordaron en 200 pesos. “Me pareció un poco caro, pero me dije ‘es un pibe que quiere laburar, está bueno’ y le di una mano”, reseñó.

La historia no terminó allí, ya que cuando el joven terminó el trabajo, refirió que había afilado y pulido el cuchillo. “Entonces, le voy a dar los 200 pesos, y me dice ‘no, le dije 700’. Le digo ‘no, me dijiste 200’. Me dice ‘no, le faltarían 1200’”, repasó.

En ese punto, la víctima le preguntó los motivos por los cuales le reclamaba 1200 pesos, y el afilador le indicó que eran 700 del pulido y otros 700 por el afilado. En esa instancia, ella le manifestó que el cuchillo valía 300 pesos, ante lo cual el hombre le dijo que “a mí no me importa cuánto lo pagó”.

En su relato, indicó que por fortuna tenía 1500 pesos en el bolsillo, más los 200 para pagarle al afilador. “Me di cuenta de que el flaco estaba con un cuchillo afilado, en la puerta de mi casa. Obviamente, por suerte tenía la plata, porque no sé qué hubiera pasado si no tenía la plata, si el flaco no se mete atrás mío”.

Y analizó que “además el tipo estaba armado, y podía pasar cualquier cosa porque si me metía a casa, el flaco entraba atrás mío con un cuchillo. Así que lamentablemente le tuve que pagar 1400 pesos para que se fuera a la mier…, sacármelo de encima”.

En el mensaje, explicó que después buscó por Internet y descubrió que “aparentemente es una nueva modalidad de estafa”. Señaló que el hombre hablaba rápido, no se le entendía bien, pero además consideró que es “muy peligroso porque en el caso de que yo no hubiera tenido la plata, de casualidad, adentro del bolsillo, me tengo que meter en mi casa y quizás el tipo se mete conmigo”.

En cuanto al modus operandi, explicó que “aparentemente, van de a dos, por las dudas de que la cosa se ponga heavy” y que la armónica la utilizan para avisarle al cómplice si la situación se complica.

“Por lo que hemos leído después en Internet, es una estafa bastante común en Mar del Plata y en muchas ciudades”, dijo, pero remarcó que “en este momento está pasando acá, en Tandil”.

Para cerrar, pidió viralizar el audio, teniendo en cuenta que “uno siempre quiere ayudar y dar una mano, y aprecia que otros quieran buscarse la vida con algo, pero lamentablemente es peligroso”.

 

 

 

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja un comentario