Una vivienda de calle Segundo Sombra al 1600 ardió en llamas y una familia perdió casi todo

El fuego se desencadenó cuando la hija de la propietaria salió a tomar el colectivo y unos minutos después, la llamó una vecina para avisarle del incendio. Las pérdidas fueron muy importantes.

Mariano Leunda

Hoy en horas del mediodía se desencadenó un incendio en una vivienda situada en Segundo Sombra al 1600. Los Bomberos trabajaron arduamente por más de una hora para sofocar por completo las llamas.

Aún se desconocen las causas que provocaron el siniestro pero de acuerdo al relato de una de las damnificadas, todo fue muy rápido ya que hacía tan sólo unos minutos había salido a tomar el colectivo y recibió el llamado de una vecina alertándola del fuego.

Mónica Rodríguez, la dueña de la casa, explicó que “no sé qué pasó, el foco de incendio se generó en la cocina donde están las garrafas. Yo estaba trabajando y me llamaron para avisarme que se estaba prendiendo fuego la casa”.

Y si bien delante de la propiedad hay una despensa, no resultó afectada por el siniestro.

Agustina Arroceres, su hija, contó que “yo estaba en casa. Salí a tomarme el colectivo 12.30 y me avisó la chica de en frente que se estaba quemando. Llegué y vi el humo, ni siquiera había prendido la cocina ni nada, así que no sé que pasó”.

“La destrucción fue muy grande”

El jefe de servicio del día del cuartel central de Bomberos, Hernán Conforti, explicó que “recibimos el alerta en el cuartel central por un incendio generalizado en una vivienda, salió una dotación de primera intervención al lugar y había fuego generalizado en una habitación y una cocina”.

En cuanto a la afectación, detalló que el 50 por ciento de la vivienda resultó afectada por completo por el fuego y prácticamente la totalidad por acción de los gases calientes y el humo.

“En este momento es apresurado decir las causas ya que la destrucción fue muy grande”, indicó en diálogo con El Eco de Tandil.

Y explicó que “en un primer momento teníamos el dato de algún menor que habría quedado en el lugar, por eso se trabajó muy rápidamente para tratar de descartar esa opción pero solo había cuestiones de estrés de algunos familiares y lesionados gracias a Dios no hubo”.

“Vale recordar a la comunidad que ante estos eventos el fuego destruye mucho, los bienes cuesta mucho conseguirlos pero siempre hay que ponerse al resguardo de la temperatura del fuego porque puede producir lesiones graves”, advirtió.

En ese contexto, expuso que “teníamos personas que querían ingresar por la presunción de que había una víctima, eso genera mayor riesgo porque además del fuego tenemos la seguridad humana para proteger pero en este caso por suerte no fue necesario. De cualquier modo, recordamos esto para que las personas siempre se pongan a resguardo ellos antes de las cuestiones materiales”.

“El fuego se controló y luego se hicieron tareas de ventilación y enfriamiento final”, señaló.

En tanto, el negocio no resultó afectado. “Se harán las pericias para intentar determinar las causas, las garrafas que se sacaron estaban se encontraban dentro del foco ígneo así que se retiraron del lugar por la alta temperatura y el peligro de un cilindro de alta presión”, indicó.

 

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja tu comentario