Con el oído agudo

El Eco

DIFERENCIAS Y DESPEDIDA

 

El exsecretario de Desarrollo Económico Local, Jaime Feeney, anunció este viernes su renuncia, formalizando así la presentación que hace unos diez días realizó al intendente Miguel Lunghi.

En la conferencia de prensa en la que dio a conocer su decisión, el exfuncionario aludió a motivos personales. Sin embargo, hubo algunas diferencias de fondo que influyeron en la salida del secretario.

No pocos admiten que su ingreso a la función pública no le resultó nada fácil viniendo del sector privado adaptarse a la casta política, más cuando asumió una secretaría de la que a todas luces nunca supo, pudo o nunca le interesó a la gestión lucirse mucho. Es más, propios y extraños señalan a dicha área como el talón de Aquiles de la gestión, independiente de los secretarios que desfilaron con dispar suerte, con un perfil más político (tal el caso de Oscar Maggiori y Pedro Espondaburu) o ahora más del palo productivo, como resultaba Feeney.

Escarbando más allá de las razones personales que el propio Feeney se encargó de aclarar sobre su dimisión, igualmente algunos integrantes del Gabinete se encargaron de dejar trascender que había algunas disidencias con el ahora exfuncionario y que se fueron agudizando con el correr de los meses. Lo último que habría erosionado aún más la relación interna habría sido su criterio frente al debate por las canteras.

Parece que Feeney -cuentan- impulsaba la idea de desarrollar de una manera controlada la actividad minera en Tandil y apoyaba la postura de habilitar la cantera San Juan, a tono con la Provincia.

Esta postura chocó con la negativa del propio jefe comunal, que salió a ratificar la decisión del Gobierno de impedir la explotación de las sierras lograda la Ley de Paisaje Protegido.

 

TODO EL EQUIPO

 

Mientras se mantiene la vigencia del decreto rubricado por el Intendente, que congela las designaciones de personal municipal, en una medida que tiene más de “gesto” que otra cosa, la Secretaría de Desarrollo Económico Local quedó acéfala y, hasta el momento, sin un candidato fuerte a suceder a Jaime Feeney.

El posible reemplazante se va a definir en el transcurso de la próxima semana y trascendió que resulta probable que sea alguien que ya se encuentra en la gestión y que podría cambiar de funciones.

Lo cierto es que la repentina renuncia del “señor avión”, llamado así por las intensas gestiones realizadas para contar con un servicio aéreo que lamentablemente no tuvo el éxito esperado por falta de apoyo de los privados, que seguían optando por el auto, podría abrir la eventual salida de dos de sus colaboradores, Marcos Guazelli y Francisco Gándara.

La decisión busca poner a disposición los cargos para que el próximo secretario decida si los convoca o no, dejando también la última palabra al intendente Miguel Lunghi sobre el destino de los funcionarios.

 

LA USINA RESPONDIO

A REGAÑADIENTES

 

La reglamentación de la ordenanza de acceso a la información pública comenzó a dar sus frutos. Desde la oposición, concejales y militantes festejan porque han logrado datos de la administración municipal que demandaban desde hace años. Por caso, el GEN celebró por las redes sociales que logró dos respuestas sobre temas de interés para trabajar en políticas públicas.

Uno de los pedidos que tuvo más publicidad -por la insistencia del edil Rogelio Iparraguirre- fue el de Unidad Ciudadana para conocer la letra del contrato de formación de una UTE entre Usicom y Clear destinada a la gestión del relleno sanitario. Hubo fuertes cruces con autoridades de la Usina, quienes fundamentaban que no era “incumbencia” de los legisladores la información del acuerdo firmado entre dos empresas privadas. En tanto, el líder de la oposición aún insiste en que la sociedad anónima que se desprendió de la distribuidora de energía tiene un 97 por ciento de acciones del Municipio.

Finalmente, encausado el pedido a través de la ordenanza de acceso a la información pública, el último martes llegó a las oficinas de Unidad Ciudadana una copia del famoso contrato. Llamativo fue que en la nota que acompañó a la documentación, la Usina volvió a insistir con que no correspondía dar a conocer los términos del acuerdo y que Usicom no está alcanzada por la normativa de transparencia sancionada el año pasado.

Esa actitud desafió a Iparraguirre, quien ya está pensando en presentar un proyecto para modificar la ordenanza y en legislar para que la firma que depende de la Usina también deba asumir la obligación de responder a los pedidos de información que cursen los vecinos.

 

REVUELO EN EL

SECTOR DEL TURISMO

 

El Instituto Mixto de Turismo vive momentos de zozobra. No es fácil la situación, a pesar de que Tandil está de moda y que siempre recibe visitantes. Menos turistas, los tarifazos, el aumento constante de los insumos y la imposibilidad de ajustar las tarifas del alojamiento obligan a administrar la crisis y a poner el ojo en todos los gastos.

El panorama incierto sacó a relucir el malestar de algunos integrantes -serían los cabañeros y hoteleros- por el alto costo y la baja eficiencia del sitio “Destino Tandil” y estarían analizando la posibilidad de retirarse de ese proyecto. Se trata de la página web que ofrece un sistema para contratar habitaciones on line, con toda la oferta en un solo lugar.

Según le llegó a este Oído, el software costó una “fortuna” y lo hizo una empresa foránea, cuando podrían haber consultado a la Unicén. Ahora se sumó que el mantenimiento mensual que cobra por la gestión de la página sería elevado, pero además no ofrece los resultados prometidos. De acuerdo a los datos que circulan por lo bajo entre los referentes del sector, las contrataciones representarían solo el 1 por ciento del total.

Así las cosas, alto costo y baja productividad parecen un combo que algunos referentes del sector, la vedette local de los últimos años, no están dispuestos a pagar. Entonces, las turbulencias se apoderaron del ente mixto, integrado por los privados y el Municipio.

 

EL FUTURO DE

D’ALESSANDRO

 

Aunque el concejal y mediático abogado Mauricio D’Alessandro jura y perjura que nada de lo que se dice sobre su futuro político es cierto, no dejan de ser insistentes las versiones que aluden a que ya despojado del massismo y confesado vidalista, tenga un pie adentro y su cabeza pensando en cómo trabajar precisamente para la Gobernadora desde Cambiemos y para ello, incluso, especular con dejar su banca en el Deliberativo.

No es la primera ni será la última versión sobre su presente y futuro. No pocos dudaban sobre sus verdaderas intenciones de postularse como candidato hasta que lo hizo. También estuvieron aquellas que alimentaron la especulación de que no iba asumir la banca, y lo hizo.

Si bien ahora el escenario parece similar respecto a esas conjeturas, no se deja de señalar que más temprano que tarde el bloque al menos se fracturaría, siendo que los intereses políticos con los compañeros que asumió son distintos y ya no comulgan las mismas ideas. A Gustavo Ballent, de esencia peronista, por caso, se lo ve más cómodo y cercano a los postulados que hasta aquí en soledad enarbola el concejal Facundo Llano. En tanto que Nilda Fernández busca recostarse en algún sector por fuera del lunghismo y el kirchnerismo sin perder su esencia (¿Tal vez cerca de Nicolini?).

Por lo pronto, señalan no sin intención que Raúl Escudero mira de reojo el placard y revisa si el traje está en condiciones de usarse para asumir, una vez más, como concejal.

 

EN OTRA SINTONIA

A propósito de estar en otra sintonía, no pocos hicieron llegar a este Oído su fastidio y/o enojo frente a las realidades plasmadas en los medios, bien diferenciadas y que no hacen más que desnudar la distancia en la que a veces se ubican los dirigentes políticos de los hechos y problemáticas concretas.

Lo que ayer llamaban ‘el relato’, bien podría utilizarse para lo que ocurrió el viernes pasado con la visita del vicegobernador Daniel Salvador y todo el resto de funcionarios detrás. Es que mientras radicales y macristas sonreían para los fotos y hablaban de un presente promisorio y un futuro aún más alentador para el país, la provincia y la ciudad, asuntos que queman en el pago entraban en ebullición. Por caso, los extrabajadores de Río Paraná que se suponían dentro de Vía Bariloche comenzaron a toparse con otra realidad. Despidos, destrato y una incertidumbre laboral en aumento.

El otro caso, los trabajadores de prensa de Radio Tandil, que recibieron el mazazo de once despidos a los que se suman otros tantos durante el último tiempo.

Cuando estos resolvieron manifestarse en la calle, acompañados por la Intersindical que viene denunciando la crisis laboral en la ciudad, en paralelo, los dirigentes de Cambiemos hablaban de una realidad diametralmente opuesta, incluso con sonrisas de oreja a oreja, como el caso del flamante director de Trabajo y Empleo de la Región Pampeana del Ministerio de Trabajo, el coterráneo Gonzalo Santamarina, a quien varios señalaron a la hora de considerar que frente a su rol debió al menos acercarse a los despedidos. Está claro que un acto es un acto, pero aunque sea aguardaban de él un gesto.

 

TODAS LAS MIRADAS

APUNTAN A BOSSIO

Y si de la crisis de Radio Tandil se alude y hacia donde apuntan las responsabilidades del magro presente, los empleados no solo señalan a aquellos empresarios que se presentaron como los nuevos responsables de la emisora y al apoderado Santiago Romay, sino también al diputado nacional Diego Bossio, sobre quien consideran formó parte y trajo a los nuevos directivos radiales.

Tanto en la manifestación callejera del viernes como en las redes sociales, extrabajadores de prensa han hecho una crítica, como es el caso de Eugenio Martínez, que hace tiempo que viene achacando al legislador tandilense sobre su responsabilidad en el no pago de los haberes de los empleados de ayer y de hoy. Hasta aquí, Bossio nunca acusó recibo de las críticas en ese sentido.

 

AUTOCRITICA

Tras lo expuesto en esta  sección sobre el saldo agridulce que dejó el desfile del 25 de Mayo en el nuevo escenario de la avenida Del Valle, en lo que se dio en llamar la Avenida del Encuentro, desde Ceremonial y Protocolo municipal,  Mariana Giachetti recogió el guante y admitió que las críticas fueron certeras.

Tras agradecer a todos los que participaron del megadesfile, reconoció que la gran convocatoria superó “nuestra organización”.

Se explicó al respecto que se esperaban  10 mil personas participando activamente, siendo finalmente unas  20 mil, razón por la cual hubo “desprolijidades en todo el evento”.

 

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja tu comentario