La nueva gestión del Ministerio de Trabajo aspira a fortalecer la oficina y combatir el empleo informal

El director regional de Empleo y Trabajo del Ministerio de Trabajo de la Nación para la Región Pampeana, Gonzalo Santamarina.

El Eco

El mes pasado Gonzalo Santamarina fue designado como director regional de Empleo y Trabajo del Ministerio de Trabajo de la Nación para Región Pampeana, y quedó a cargo de las oficinas que la dependencia tiene en 9 de Julio 860 y en el resto de los municipios del interior bonaerense.

En el marco de la conmemoración por el Día del Trabajador, el funcionario aseguró que su gestión buscará convertir la dirección en la “mejor del país”, desafío que conlleva una mejora en las metas vinculadas a la regularización del trabajo registrado, con el objetivo de que “podamos generar más cursos de introducción al trabajo y mayor cantidad de programas de empleo independiente”.

A su vez, y en el marco de un proyecto que se debatirá en el Congreso nacional respecto de la regularización del empleo no registrado y lucha contra la evasión en la seguridad social, ratificó que “vamos a trabajar fuertemente para que las personas tengan trabajo registrado y las empresas cumplan con las normas que regulan las relaciones de trabajo”.

La variante con la función anterior es que agrega trabajo a su responsabilidad. Previamente las tareas estaban más ligadas a la generación de empleo genuino y mejora en la empleabilidad. En la actualidad, además de ese rol suma el control y fiscalización de los distintos sectores de trabajo y la intermediación en conflictos entre sindicatos y empresas.

Cabe indicar que la cartera laboral se encuentra en un proceso de reestructuración, en el marco de cambio de toda la estructura del Estado, unificándose las funciones de trabajo y empleo en cada jefatura regional y subregional, con la creación de las agencias territoriales de trabajo y empleo.

Programas para
fomentar el empleo

Como encargado de los temas de empleo del Ministerio de Trabajo de la Nación, cargo que desempeñó en los últimos dos años, Santamarina impulsó un trabajo coordinado con el Municipio para implementar distintas líneas vinculadas a la temática.

En ese marco puso especial énfasis en la franja etaria de 18 y 24 años mediante la creación y puesta en marcha del programa Empleo joven, que busca convertirse en un “puente” para la inserción en el mercado laboral.

El plan ofrece una serie de herramientas que intentan facilitar ese ingreso pero con una formación como respaldo, ello mediante el curso de instrucción al trabajo que a lo largo de tres meses “aprenden las nociones básicas de lo que sucede en el mundo del trabajo”, como derechos y obligaciones, herramientas informáticas básicas y nociones para presentarse a una entrevista de trabajo.

Como beneficio, el Ministerio de Trabajo asume parte del pago del salario de cuatro mil pesos por dos años. “Buscamos darle una herramienta ventajosa a la hora de salir a buscar trabajo”, destacó Santamarina.

En Tandil “hay una importante cantidad de jóvenes que consiguieron trabajo a través de esta propuesta” y que hoy acuden a cumplir funciones con horario reducido en empresas de la ciudad. “El año pasado hicieron el curso 250 chicos y tenemos 120 entre los que están haciendo el curso están con trabajo registrado”, precisó.

En una tarea que se lleva adelante en forma articulada con el Municipio a través de la oficina de Empleo, Santamarina resaltó que “todo apunta a generar condiciones de trabajo registradas y dignas; eso no lo negociamos”.

Otra de las líneas refiere a un programa de empleo independiente, que en la actualidad tiene 150 proyectos activos en Tandil impulsados por personas que estaban desocupadas y aplicaron a este programa que otorga la posibilidad de que el ministerio financie un pequeño emprendimiento.

Las ideas aprobadas reciben un incentivo de 42.250 pesos para llevar adelante el negocio, que conlleva un seguimiento para ver cómo avanza cada proyecto. Una vez que cumplen un año, si todo funciona en forma correcta, se les otorga nuevamente una ayuda económica por la mitad del financiamiento inicial.

“Visito a los emprendedores cada semana y la verdad es que se observan muy buenos resultados”, subrayó el funcionario nacional.

Ante la consulta sobre las condiciones y niveles de empleo en la ciudad, apuntó a la Oficina Municipal de Empleo y dijo que desde el Ministerio apuran a tratar que el área “ejecute y aproveche los programas que ponemos a disposición”.

Plan 111 Mil

En representación del Ministerio de Trabajo de la Nación, Santamarina participó del desarrollo del plan 111 Mil, una iniciativa que busca capacitar en los próximos cuatro años a cien mil programadores, diez mil profesionales y mil emprendedores para poder cubrir la demanda laboral de la industria nacional del software.

El programa se encuentra destinado a personas interesadas a entrar al mundo de la industria del software, a quienes quieran aprender a programar, a profesionales de otros sectores que deseen investigar nuevos rumbos, a los que nunca fueron a la facultad pero hoy buscan comenzar su formación para conseguir empleo y para todos aquellos que estén interesados en tener un primer acercamiento al sector IT.

Es un plan “muy ambicioso” que en Tandil se presenta con buenas perspectivas, ya que permitirá que unas 250 personas, una vez completados los diez meses de formación, se incorporen a empresas del sector.

“Queremos dar una herramienta de inserción muy concreta, acompañado de un beneficio económico de cuatro mil pesos”, enfatizó el funcionario.

En los próximos días comenzará
la encuesta de hogares y empleo

En noviembre del año pasado la Dirección de Estadísticas del Municipio culminó con un relevamiento previo de viviendas en el partido de Tandil, que abarcó las zonas que fueron escogidas para realizar la encuesta de Hogares y Empleo, en conjunto con el Gobierno provincial.

La tarea realizada oportunamente apuntó a recorrer e identificar cada modificación edilicia, lo que permitirá actualizar la cartografía necesaria para encarar el relevamiento teniendo en cuenta nuevas viviendas, edificios y calles.

Culminado ese trabajo de campo, se aguarda por el inicio de la encuesta que podría comenzar en las primeras semanas de mayo.

Con los resultados el Gobierno obtendrá información sobre las básicas del mercado laboral, actividad, nivel de desocupación y subocupación, así como características demográficas y sociales de la población.

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja tu comentario