La ONG Fortaleza de Mujer salió al cruce de las profesionales que denunciaron a Andrea Rossetti

Le respondió al Colegio de Trabajadores Sociales de Azul, que emitió un duro comunicado tras la denuncia a la directora de Políticas de Género por violencia laboral. “Este tipo de acciones atrasa”, le advirtieron a la entidad que nuclea a las profesionales que acusaron a la funcionaria municipal.

El Eco

El conflicto en la Dirección de Políticas de Género y Diversidad Sexual del Municipio por la denuncia de cuatro trabajadoras –tres profesionales y una administrativa- no da tregua. La ONG Fortaleza de Mujer, que encabeza Mariela “Mava” Vázquez,  salió al cruce del comunicado que emitió esta semana el Colegio de Trabajadores Sociales del distrito de Azul.

En principio, coincidieron con el colegio en que la creación del área “ha sido una conquista lograda por distintos movimientos de mujeres e instituciones, entre las que se encuentra esta ONG, que a través de  grandes movilizaciones y reiterados reclamos han hecho visible para el resto de la población la tragedia de los femicidios”.

Al mismo tiempo, señalaron el “desagrado” por “la postura tomada por los integrantes de ese colegio, quienes basándose solamente en los dichos de sus defendidas pone en tela de juicio la idoneidad y capacidad de las demás trabajadoras de la Dirección de Políticas de Genero y Diversidad Sexual, sin siquiera haber mantenido un diálogo con quienes aún trabajan e integran el equipo interdisciplinario de la misma, denostando e invalidando el accionar de las mencionadas”.

Advirtieron que hablar de “desmembró” de la dirección “puede llegar a ser peligroso, porque esto da pie para que quien sufra de una situación de violencia, lo piense dos veces antes de acercarse para solicitar ayuda y, por ende, corra más riesgo permaneciendo sin la debida atención”.

 

El contraataque

 

Por otra parte, interpretó que el comunicado del colegio deja entrever que “si no contase con las trabajadoras en conflicto,  nadie en ese lugar estaría capacitada para atender los casos que se presenten, pero desde nuestra óptica y por experiencia propia, les podemos decir que existen en el área más agentes capacitadas,  preparadas y con mucha experiencia, para el abordaje de la problemática que implica la violencia de género, y quienes no se sienten presionadas ni desbordadas al momento de realizar su tarea”.

Sumado a eso, manifestaron que “a nuestro entender, este conflicto al haberse hecho público a través de su comunicado ha generado gran confusión en las mujeres que son asistidas en la dirección. Este tipo de acciones atrasa, y sobre todo pone en riesgo la confianza construida entre la Dirección de Políticas de Género y Diversidad Sexual, las mujeres asistidas e instituciones intermedias que durante estos años han trabajado en conjunto en pos de erradicar la violencia de género”.

Ante la mención del derecho del colegio para defender a sus profesionales (artículo 13 de la Ley provincial 10.751), contrapusieron el artículo 14 que dice que “es obligación del colegio fiscalizar y promover el correcto ejercicio de la profesión” y lanzaron que “por lo cual, desde esta ONG sugerimos que se aplique este artículo y se realice la correspondiente investigación sobre la tarea desarrollada en la Dirección de Políticas de Genero y Diversidad Sexual por las denunciantes”.

 

El Código de Ética

 

“También es necesario aclarar que en el Código de Ética para Graduados en Servicio Social o Trabajo Social, en el capítulo III, inciso 6 dice: ‘Procurar que los conflictos entre colegas se resuelvan dentro de un marco de dignidad y sinceridad, conjugando los elementos que atribuyan a su clarificación. De no ser así, establecer instancias de resolución (…)’, por lo que entendemos está demás la denuncia pública realizada mediante su comunicado”, manifestó Fortaleza de Mujer.

Luego de exponer sus opiniones, solicitaron que “se retracten de sus dichos por la misma vía mediante la cual hicieron pública la denuncia, sobre todo aquellos referidos al funcionamiento de la dirección y la capacidad de los agentes que actualmente desarrollan sus tareas en el área por considerarlos infundados, agraviantes, falaces y faltos de contenido, ya que desmerecen la labor diaria realizada por ellos, promoviendo el descredito del área y resultando en un potencial alejamiento de aquellas personas asistidas como también de otras que necesiten de un lugar de referencia cuando se encuentran viviendo una situación de violencia, haciéndolos a ustedes responsables, a partir de ahora y si no se retractan, por las consecuencias que su comunicado pueda acarrear a las personas que desde ese área y nuestra ONG se asisten”.

Fortaleza de Mujer concluyó que “desde esta ONG estamos siempre al servicio de la mujeres que encuentran en nosotros un lugar al que recurrir, y a su vez, nosotros encontramos en la Dirección de Políticas de Genero y Diversidad Sexual muchos recursos de los que no disponemos en nuestra institución y que automáticamente son puestos al servicio de quien los necesita; y que ahora se ponga en duda toda la cadena de asistencia que hemos logrado generar durante todo este tiempo de trabajo, debido a la poca empatía demostrada por cuatro agentes que bien pueden desarrollar su tarea en otro lugar, es algo que realmente nos preocupa”.

 

 

 

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja tu comentario