Tras el anuncio del síndico para la Usina, el concejal Llano criticó la “soberbia” de Lunghi

Facundo Llano considera que llegó la hora de estudiar una reforma del estatuto de la Usina.

El Eco

El Municipio anunció, en las últimas horas del viernes, la decisión del Intendente de proponer al abogado Javier Alejandro López como síndico del directorio de la Usina Popular y Municipal de Tandil. El comunicado lo envió a los medios dos días después de la conferencia de prensa que ofrecieron los presidentes de los bloques opositores para impulsar la idea de nombrar al funcionario de contralor y contribuir al equilibrio de poderes en la empresa de capitales estatales mayoritarios. Ahora, el Concejo Deliberante deberá convalidar la propuesta de Miguel Lunghi, en un debate que rozará la gestión de la distribuidora energética y temas pendientes como la adenda al acuerdo de accionistas por las demoras en las obras de alumbrado público.

El concejal justicialista Facundo Llano reconoció que la decisión del jefe comunal “no sorprende porque continúa con su soberbia en el ejercicio de sus funciones y todo lo que pregona respecto del equilibrio de poderes, de la democracia, de las fuerzas opositoras y del diálogo no se ve en los hechos. Esto es sencillo”.

Por otra parte, lamentó que “era una oportunidad muy importante” y se corrigió al decir que “lo sigue siendo, porque hay que ver qué pasa en el Concejo Deliberante. Nosotros lo planteamos como una política de Estado; no como un bastión de alguna fuerza o de disputar el lugar. Creo que con todo lo que se dio en la Usina era la oportunidad del Intendente para decir ‘sentémonos, veamos el perfil, quiero escucharlos, quiero ver qué proponen’, y de ahí que surja un nombre, del consenso”.

Entre mayo y junio, salió a la luz la deuda en obras -valuada en unos 8,5 millones de pesos- que la Usina mantenía con el Municipio hace algunos años. Sumado a esto, surgieron críticas del sector de las pymes por los intereses que les cobra la distribuidora y la falta de facilidades que otorga para las empresas afronten el ahogo que es consecuencia de los tarifazos.

Llano argumentó que en la sociedad de economía mixta “el Municipio tiene muy poca intervención continua, cotidiana, no conoce los balances, no conoce los contratos, no conoce la dinámica y el día a día, entonces tener un síndico que responda a todo el sector público es lo adecuado”.

En esa línea, recapituló que el Intendente tiene al presidente del directorio, al vice y a un síndico público, mientras que la Cámara Empresaria está representada por sus directores y sus síndicos. “Era la oportunidad”, reiteró en relación al proyecto de impulsar a alguien más neutral para el rol de contralor, que lanzó junto los presidentes de Unidad Ciudadana Rogelio Iparraguirre y de Integrar Gustavo Ballent.

Menospreciar
al Concejo

Por otra parte, causó cierta molestia que el Ejecutivo realizara el anuncio por los medios antes de elevar la propuesta al Legislativo y sin mediar explicación alguna frente a la idea que impulsaron los bloques de la oposición.

“No corresponde en lo que hace a la práctica política y de trabajo”, consideró el justicialista y agregó que “cuando el jefe de Gabinete (Julio Elichiribehety) nos ha solicitado charlar algún tema a nivel política de Estado, lo hemos hecho. Nos hemos sentado con el Intendente, con el jefe de Gabinete, de un día para el otro y dispuestos las 24 horas. Entonces, en una situación como esta, al menos, podría haber llamado y podría habernos dicho que tenía una idea, que iban a elevar esta propuesta y listo”.

Evaluó que el modo de anunciar por los medios que no le daría lugar a alternativa de las vertientes del peronismo significa “menospreciar el rol no solamente de la oposición sino también el rol del Concejo Deliberante y de las fuerzas opositoras en su conjunto. No lo comparto”.

Una práctica K

Facundo Llano rebatió además la postura del presidente del Bloque UCR Cambiemos, quien salió a decir que el plexo normativo de la Usina le permite al Intendente designar al presidente y vicepresidente y a los dos síndicos. “Lo de (Mario) Civalleri es producto de lo mismo: la soberbia en el ejercicio de la función. Lo que le criticaban al gobierno kirchnerista lo están ejerciendo a nivel local”.

Y argumentó que “me parece que es equivocado, más cuando, al menos en mi caso, me he prestado al diálogo, a construir, a poder aportar, a modificar iniciativas del Ejecutivo y he acompañado las que considero que hay que acompañar. En ese sentido, también es un exceso, porque nadie es eterno en el poder, y me parece que no hace a la sanidad de la democracia y de los consensos que hay que construir, y al diálogo y a las opiniones que hay que respetar”.

Tras el diagnóstico, afirmó que “hay que proponer una reforma del estatuto” y adelantó que se debe analizar desde el punto de vista jurídico, por caso, para evaluar temas como el cupo femenino. “Después de las declaraciones que hicimos, de la posición política que tuvimos, me preguntaron por qué no una mujer. Y sí, ¿por qué no? Hay leyes de cupo a nivel electoral, entonces por ahí hay que analizar esa posibilidad”, señaló.

Desde su punto de vista, “la Usina, independientemente del resultado del síndico, tiene muchos temas para tratar, y el Concejo tiene la responsabilidad de hacerlo y lo vamos a hacer”.

La adenda
que espera

Entre los temas que aguardan resolución en las comisiones legislativas, quedó en Economía el expediente con la adenda al Acuerdo de Accionistas que debe convalidar el Concejo Deliberante. Se trata del resultado de una negociación entre el Intendente y las autoridades de la Cámara Empresaria por una deuda de la Usina con el Municipio que se inició en 2010, en obras de alumbrado público, por 8,5 millones de pesos.

“La adenda espera en comisión”, confirmó Llano y ratificó que “no hemos tenido avances, lo tienen guardado y ni siquiera lo llevan a tratamiento” al recinto.

Por ese motivo, adelantó que “en el marco de la designación del síndico y de las charlas que tendremos con el oficialismo, también hablaremos de este tema, si están en ejercicio de la concesión (del alumbrado público), cuáles son los extremos, si hubo incumplimiento, si el Municipio tomó a cuenta de eso y si hay algún plazo de obras -como dicen- de acuerdo a la adenda, cómo vienen esas obras y todo lo que trae aparejado la concesión”.

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja tu comentario