Coudet reconoció que “no fue nuestro mejor partido”

Eduardo Coudet.

Agencia

El técnico de Racing, Eduardo Coudet, reconoció ayer que su equipo no hizo un buen partido, pero destacó la victoria y consideró que Newell´s no llegó con peligro.
“No fue nuestro mejor partido, pero lo pudimos sacar. Tuvimos dificultades desde el principio (por las lesiones), pero lo fuimos sacando”, sostuvo Coudet.
Para “Chacho”, a Racing le faltó “asociarse de la manera habitual”, al tiempo que consideró que puede “dar mucho más futbolísticamente”.
Por otro lado, les pidió disculpas a sus dirigidos por los efusivos gestos que hizo durante todo el encuentro para darles indicaciones.
“Pido disculpas a los jugadores si me pasé con alguno, pero intento sacar el partido adelante, son cosas que tengo que mejorar”, afirmó, y luego puntualizó en Ricardo Centurión.
Al respecto, dijo: “Le pido perdón a Ricky, me pasé un poco de molestarlo, en el buen sentido, pero siempre busco el bien para ellos”.
“Pedir disculpas está bueno, buscaré bajar un cambio. A veces se me va la mano”, concluyó.

 

“No me voy ni loco”

El entrenador de Newell’s Old Boys, Omar De Felippe advirtió anoche que “jugando el equipo como lo hizo hoy con Racing, pese a perder, ni loco” se va del club rosarino, una posibilidad que cobró fuerza después de la derrota en el clásico con Central por Copa Argentina del pasado jueves.
“Me preguntan si me voy y si tengo espalda para seguir, y yo contesto a todos que deben mirar en qué cancha jugamos hoy, contra quién y cómo dominamos durante todo el partido. Jugando como hoy, no me voy ni loco”, exclamó De Felippe tras el 0-1 frente a la “Academia”, líder de la Superliga, en el “Cilindro de Avellaneda”.
“Hicimos una autocrítica después del partido con Rosario Central. No tenemos un plantel muy rico en lo económico, pero sí con mucho para dar. Hicimos un planteo espectacular, pero nos vamos con las manos vacías”, remarcó.
De Felippe alertó que quedan “cuatro partidos hasta el final del año y después se verá que quieren los dirigentes. Y también que quiero yo”.
“Los pibes están dolidos y si bien no hay que crear suspicacias, los árbitros deben cobrar igual en todas las canchas”, concluyó, al analizar algunos errores arbitrales que perjudicaron al conjunto “rojinegro”.

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja tu comentario