Buscan elaborar proyectos para despertar la demanda del turismo

Ayer, en Mar Chiquita, el director provincial de Turismo Nicolás Casas llevó adelante un encuentro de trabajo con diferentes entes de turismo de la región, donde evaluaron el desarrollo de la temporada y se anunció un evento integrador que organizará la Provincia, con el objetivo de dar visibilidad a las distintas opciones de la zona. En la mesa estuvo presente el director de Turismo de Tandil Alejandro Bonadeo.

El objetivo de la actividad fue intercambiar ideas y sugerencias con el objetivo de potenciar la región con visitantes para todo el año. Sumado a esto, desde la dirección adelantaron que realizarán estudios sobre los factores climáticos, a partir de que detectan una merma del número de días de sol. Ante esta situación, se busca generar estrategias para captar a los turistas con eventos bajo techo y así no depender del clima.

 

Segundo encuentro

 

En diálogo con El Eco de Tandil, Nicolás Casas indicó que “estas reuniones nacen como iniciativa de esta gestión que asumí, en donde la idea es empezar a tener una relación de diálogo y comunicación mucho más fluidos con los organismos y sobre todo con las autoridades de los dieciséis municipios que tengo a cargo en mi jurisdicción”.

A principios de enero, el funcionario provincial convocó a una primera reunión en Cariló, en la que estuvieron los representantes de la mayoría de las ciudades y el ministro de Producción de la Provincia Jorge Elustondo. En ese espacio, una suerte de “gabinete ampliado”, se empezaron a debatir distintas demandas del turismo.

Ayer se desarrolló el segundo encuentro, en Mar Chiquita, con distritos de esta zona. Intervinieron el director de Turismo de Tandil Alejandro Bonadeo, el intendente de la localidad anfitriona Carlos Ronda y la responsable del área Flavia Lagune, y los responsables de los entes de turismo Natalia Behr (General Pueyrredón); Dolores Tejeiro (Balcarce), Edwards Otero (Necochea), Emiliano Felice (Villa Gesell) y Rodrigo Torres (Partido de la Costa).

“La verdad que fue una reunión muy positiva”, dijo Nicolás Casas en una entrevista con este Diario. “Se fueron todos con muchísimos deberes, por decirlo de alguna manera, e ideas nuevas de cómo empezar a tener una fluidez en la comunicación y para pensar proyectos en conjunto no sólo para el verano sino para lo que está más débil que es el invierno”, agregó.

También adelantó que la intención es diseñar “un plan maestro, o mucho más ambicioso, en lo que es no solamente el turismo al aire libre y viviendo del mar sino también de recreaciones a puertas cerradas o bajo techo, como por ejemplo, distintos tipos de congresos, clínicas, y en lo deportivo, juegos de mesa, ajedrez, etc., y circuitos que tengan que ver con un ambiente más internacional”.

 

Temporada “atípica”

 

En cuanto a la marcha de este verano, Casas indicó que analizaron “muchísimo” la situación. “Es una temporada atípica por varios factores, no hay que asombrarse demasiado. El cambio de gobierno a otro totalmente distinto a lo que se venía realizando hace 8 años en la provincia y hace 12 años en la Nación. También tiene que ver y afectó la situación económica del país, con el arrastre de un dólar barato en su momento y el éxodo a Brasil de muchos argentinos”, enumeró entre las causas.

En un primer balance, el director provincial consideró que “afectó pero no dañó. Esperábamos más obviamente en la primera quincena, pero trabajamos a tiempo para que esta segunda quincena haya repuntado un poco y así lo estamos viendo. Sé que en Tandil está raro; en otros lugares de la costa también, pero en Mar del Plata en esta segunda quincena ha subido muchísimo y está en el 95 por ciento la demanda hotelera”.

Como contrapartida, señaló que “estamos empezando a trabajar en estas reuniones para que no nos agarren por sorpresa estas cosas en invierno y, sobre todo, en la temporada que viene. Por eso estamos alentándonos entre todos para pensar proyectos distintos, mucho más sofisticados y retroalimentados entre todos”.

 

Cambios de hábitos

 

Nicolás Casas observó que en la provincia de Buenos Aires “la demanda turística y de la temporada de vacaciones ha cambiado. Hoy estamos hablando de un jueves, viernes, sábado y domingo. En quince días murió; el mes murió por completo. Apenas unos pocos, alrededor del 5 por ciento, se van diez días de vacaciones corridos en la costa argentina o en otros puntos del país, y algunos más, una semana”.

En esta mutación de las costumbres, describió que “por lo general hoy las familias argentinas están tomando vacaciones esporádicas, donde administran sus días hábiles en dos o tres veces por semana y prefieren intercalarlos entre enero y febrero. Por eso estamos trabajando en cómo poder seducir a los turistas los lunes, martes y miércoles, con distintos tipos de proyectos que tenemos en ofertas aéreas, de micros, gastronómicas y en hospedajes y hoteles”.

 

Cierre y promoción

 

Por otro lado, el director de Turismo compartió con los referentes de las localidades la iniciativa de su área de realizar un cierre de temporada con un encuentro entre los dieciséis municipios, para que participen los responsables de turismo y los intendentes. La citar será en el Parque Camet de Mar del Plata.

La idea es organizar “una feria integradora, turística, artesanal, cultural, gastronómica. Desde la Provincia estamos invitando a que cada municipio tenga un espacio donde pueda fomentar su propio turismo, sus productores regionales, etc. No se hizo nunca una misión de este tipo, estamos terminando de elaborar la fecha, por eso parte de esta reunión fue invitar a los municipios”.

Por último, Casas estimó que esta feria de promoción de destinos bonaerenses se podría realizar entre el 25 y 26 de febrero como cierre de temporada, con miras a instalarlo como marca para los próximos años. “Estamos con el tiempo justo, por eso estamos acelerándolo un poco”, admitió.

 

Está en agenda un retraso en el inicio de las clases

 

Con respecto a los feriados para este año, el director de Turismo Nicolás Casas aseveró que están confirmados “lo que no se sabía es si se iban a extender más o no, pero va a haber un mínimo de entre doce y trece feriados al año”.

Y explicó que en el encuentro de la víspera hablaron de la posibilidad de extender las vacaciones de verano, a través de postergar el inicio de clases. “Es un debate que está en agenda y la demanda me ha llegado de distintos municipios de las dieciséis jurisdicciones que tengo a cargo. Está en agenda en la provincia de Buenos Aires. Estamos en un receso en la Cámara de Diputados, por lo tanto no se va a tratar esta semana, pero la información que tengo es que en los próximos días iba a haber una resolución al respecto”, aseveró.

En este aspecto, expresó que “transmití una realidad. Me encantaría tener una respuesta, pero hay incertidumbre en eso y es atendible que así sea. Creo que en este caso atípico de temporada que tenemos habría que tener una consideración de tal vez postergar un poco las clases”.

Se inclinó por “buscar algún equilibrio”, entre el 15 de marzo que pretenden los prestadores y el 29 de febrero que anunció el gobierno de María Eugenia Vidal. “Podría ser un intermedio. La realidad es que no hay nada fijo respecto de este tema, pero sí se habló y está en agenda de resolución”, insistió.

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario