Carlos Fernández criticó al Frente para la Victoria

 

El vicepresidente del Senado de la Provincia de Buenos Aires, el tandilense Carlos Fernández, analizó lo ocurrido en los últimos días de 2015 en relación al presupuesto y dio sus perspectivas para el año que comenzamos a transitar.
Sobre su cargo, indicó que “en lo personal es un orgullo ocupar un lugar de importancia como el que me toca ocupar, obviamente con las cargas de tareas y responsabilidad”. Entre risas y antes de la charla formal, expresó que “fui gobernador por 12 horas, cuando Pinedo estuvo como presidente, dato que no han tenido en cuenta”.
La tarea se inició con una mala noticia: el bloque del Frente para la Victoria no acompañó el tratamiento del presupuesto. “Es una enorme irresponsabilidad lo hecho por el FPV, porque son quienes acaban de dejar el gobierno, en la figura de Daniel Scioli como gobernador, pero el espacio político es el Frente quienes estuvieron gobernando hasta el 10 de diciembre. Durante los ocho años de gestión de Scioli nunca tuvo los dos tercios de la Cámara que es la mayoría agravada que se requiere para aprobar endeudamiento, pero nunca le faltó ni el endeudamiento ni el presupuesto. En estos ocho años la oposición responsablemente apostó a la gobernabilidad, cuestión que debería haberse hecho en forma recíproca con una nueva gestión que recién está comenzando como la de María Eugenia Vidal y que se encuentra con un enorme caos financiero y económico que de alguna manera pretende ordenar”, dijo en diálogo con “Dulce o amargo” (programa de Tandil FM 104.1 de El Eco Multimedios).
Agregó que “a nadie en su sano juicio se le va a ocurrir que en pocos días de gestión la gobernadora Vidal endeuda a la Provincia en 94 mil millones de pesos, que es la cifra que se estaba solicitando de endeudamiento. Esto obedece a intentar ordenar el caos económico y financiero que está”.
Puntualizó que “estos 94 mil millones de pesos de endeudamiento se iban a aplicar en 29 mil millones de pesos de deuda no documentada con el Banco de la Provincia de Buenos Aires, a través de distintos instrumentos financieros que han sido utilizados. Hay 18 mil millones de pesos adicionales que la Provincia utilizó de distintas cajas y que ahora se deben devolver y que significa no pagar a proveedores, obras, indemnización, reclamos salariales de empleados, etc. De todas las cajas que tiene la Provincia se utiliza un sistema único financiero para no tomar crédito en exceso. Ahora hay que devolver esos 18 mil millones de pesos para que la Provincia funcione con normalidad”.
Siguió narrando que “se le adeudan 5.200 millones de pesos a los proveedores y todos los días va modificándose la cifra porque aparece un proveedor nuevo a reclamar. A los municipios se les adeuda 1.200 millones de pesos, a IOMA 2.800 millones y esto tengamos en cuenta que detrás de cada deuda hay instituciones que a su vez les deben a personas, es decir afecta a la gente. Además hay vencimientos de la deuda de más de los 100 mil millones de pesos que ya debía la Provincia de Buenos Aires, operan vencimientos durante el ejercicio 2016 por 15 mil millones de pesos y además se encuentra con un déficit de alrededor de 20 mil millones de pesos este año, que se aspira a bajar a fin de 2016 a 16 mil millones, en el presupuesto que estaba elevado. Pero eso también hay que financiarlo”.
Remarcó que “eso suma más de 90 mil millones de pesos, esto era lo que se estaba solicitando, y sobre un acto de irresponsabilidad total y absoluta el Frente para la Victoria se negó al tratamiento”.

La oposición

Al ser consultado sobre si de esta manera se irá a manejar la oposición en la Provincia, manifestó que “aspiro que no sea así, que esto llame a la reflexión y que se encuentren los consensos necesarios para avanzar en lograr esta mayoría agravada que exige la Constitución. De lo contrario, al caos económico y financiero que han dejado se le agregan dificultades severas, con un presupuesto prorrogado que podrá permitir paliar la emergencia durante un tiempo muy limitado. La ausencia de endeudamiento que fue totalmente agotado durante la gestión de Scioli, lo que se tenía autorizado para el ejercicio 2015, impide por ejemplo poder colaborar con los municipios para terminar de pagar sueldos y aguinaldos. El proyecto de presupuesto proveía que la Provincia quedaba autorizada a tomar endeudamiento a partir de la sanción misma de la ley. Esto estaba previsto en la colocación inmediata de una letra de tesorería de la Provincia de Buenos Aires, en el Banco Provincia, para poder mandar 500 millones de pesos a los distintos municipios, incluidos varios del Frente para la Victoria, para poder terminar de pagar sueldos y aguinaldos. Hoy varios municipios tienen dificultades”. u

“La Provincia ha estado
pésimamente administrada”

La gobernadora María Eugenia Vidal firmó distintos decretos de necesidad y urgencia (DNU) en materia de Servicio Penitenciario, Infraestructura y Seguridad marcando el panorama de dificultades que tiene la provincia de Buenos Aires.
Fernández sostuvo que “ésa es la realidad y me parece que está declarado todo en emergencia. Todo tiene que ver con este caos financiero que detallé, con la necesidad de acelerar procesos para resolver cuestiones urgentes como es el sistema penitenciario, donde no se pueden escapar presos como se han escapado. Es realmente vergonzoso lo acontecido y hay que intervenir muy fuerte en este proceso en donde hay muchas instituciones cooptadas por el delito. Hay facilidades para que se produzcan este tipo de cuestiones, son cosas centrales que hay que cambiar”.
Señaló que “hay 28 años de un mismo signo político que ha gobernado la Provincia, y la alternancia en democracia no es una mala herramienta porque permite oxigenar algunas cuestiones. Acá en nombre del problema se han hecho muchas cosas, malas y buenas. Cada uno se tiene que hacer cargo de la responsabilidad que le corresponde. La Provincia ha estado pésimamente administrada y además hay un problema central que tiene que ver con la distribución de los recursos públicos a nivel nacional que es algo a resolver en el país. Por suerte el Gobierno nacional planteó como primer tema de discusión de agenda política para este año la coparticipación, que no es otra cosa que cómo se distribuyen los recursos públicos en Argentina para volver a ser un país federal. Esta provincia, con el nivel de recursos que cede a la Nación y que no recupera, tiene agujeros fiscales severos”.

Las perspectivas

Para este 2016 Fernández dijo que “aspiro a que encontremos los consensos necesarios que permitan volver al funcionamiento normal de un gobierno. No se puede estar a los saltos para pagar sueldos, eso es un requisito básico. Como la Provincia están todos los municipios, incluido el de Tandil, que no está en una isla. Se puede estar en una situación un poco más holgada o mejor por la circunstancia de la diversidad económica que tiene nuestra comunidad que está administrada correctamente. Me parece que estamos exentos a lo que pasa a nivel nacional”.
Aseveró que “creo que cuando se ponga en orden esta cuestión, sean sinceradas una serie de variables, volvamos a la normalidad en algunas cosas, habrá un escenario que permitirá florecer la economía. Hace cuatro años que no se genera un puesto de trabajo en el sector privado. En el único lugar donde se genera trabajo es en el Estado, esto hay que revertirlo y no quiere decir que haya que privatizar todo ni estatizar nada. Lo que hay que hacer es poner las reglas de juego claras, para que funcione el inversor, volvamos a la cultura del trabajo y eliminar subsidios innecesarios que está recibiendo gente que no corresponde. No hay que quitarle subsidio a quien lo necesita, lo que hay que hacer es quitarle el subsidio a quien está climatizando la pileta de natación en pleno invierno”.
Por último, manifestó que “hay que dejar de hacer demagogia y dar tres veces más subsidios a un colectivo en la Capital que lo que se le da en Tandil. No puede ser que La Plata pague la luz mucho más barata que en Tandil, y esto es por los niveles de subsidios que tiene el área metropolitana. Estas son las distorsiones que se tienen que corregir para que todos podamos vivir mejor”. u

FOTO 7 LOC
El vicepresidente del Senado provincial Carlos Fernández dijo que no dar quórum fue una irresponsabilidad del FPV.

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario