De vuelta en Tandil, Carne y Lácteos para Todos arrancó con un buen nivel de ventas

Desde temprano, cerca de las 7.30, la policía acompañó por la Ruta Nacional 226 a los camiones del Gobierno nacional. El regreso fue esperado y logró, pese al marco lloviznoso, convocar a gran cantidad de vecinos de distintos barrios de la ciudad y niveles adquisitivos.
Hasta el viernes, la mercadería a precios accesibles se quedará en Tandil. Una larga cola avecinaba lo que ya se había planificado: una importante respuesta de la gente que en los días previos a las celebraciones eligieron acercarse a este punto de venta para acceder a la carne y las bolsas de lácteos, a precios que obviamente están muy por debajo de lo ofrecido en las góndolas del mercado.
En noviembre, ya la respuesta del público dejó con la boca abierta a los impulsores de la iniciativa en la ciudad. “Se vendió todo”, contaba Víctor Barsola, titular de la Unión de Comerciantes Minoristas, quien advirtió que la promesa del Gobierno nacional había sido volver antes de fin de año; y así fue.
Ayer, al igual que en aquellos días, se acercaron a la esquina adultos mayores, jubilados, amas de casa y gente de todos los barrios, sin inconvenientes, en una jornada tranquila.
En este marco, Sergio Barsola informó que “los camiones llegaron más temprano, pasamos por Bromatología y ya vinimos a atender porque ya había cola de una cuadra”, esto pese a las condiciones climáticas.
Contó que “hoy a la tarde vamos a estar también con el camión de la carne porque trajo para quedarse todo el día. El camión de lácteos tiene para los 3 días, el de carne trajo para hoy, hoy se va y vuelve mañana, y así hasta el viernes”.

La mercadería
 
En cuanto a la cantidad de mercadería, especificó que “el camión de lácteos trajo más de 10 mil kilos y el de carne más de 25 mil. En la mañana, el camión vendió lo que vendió en 2 días la vez anterior y en esta oportunidad la cantidad de 3 días trajo para venderla solamente hoy, así que para la tarde también va a haber”.
Respecto a la modalidad de venta, por la carne, se ofrecieron cajas con los mismos productos que difieren en cantidad. “Trajeron tira de asado, que sale 80 pesos; la caja con vacío, asado, todo sin hueso sale 100 pesos; y la de 9 kilos también de 100 pesos. Trajeron falda a 10 pesos que voló, ofrecieron 50 cajas y ya se vendieron todas”.
Para los lácteos, las bolsas vienen en dos modalidades: la primera cuesta 28 pesos y contiene 1 litro de leche, 100 gramos de manteca, 400 de dulce de leche, 1 pote de queso crema y 500 gramos de queso cremoso. La bolsa más grande, de un costo de 55 pesos, contiene los mismos productos pero además viene con 1 litro de yogurt y 500 gramos de queso Mar del Plata. “La gente que quiere llevar más yogures, más leche, lo puede hacer”, aclaró Barsola.
 
Una satisfacción
 
“Estos camiones para estas fechas simplemente van a las villas, a la Villa 31, a todo el conurbano de Buenos Aires. Sin embargo, Moreno (Guillermo) dijo que esta vez tenía que venir a Tandil porque la gente se ha portado muy bien con nosotros, así que es bueno que hayan vuelto estos tres días”, resaltó el comerciante.
Agradeció también que “la gente viene y lo aprovecha, ahora ya van a pasar las Fiestas y no van a volver. Entonces la gente está comprando para guardar carne”, dijo, y estimó que los camiones volverán a Tandil “después de las vacaciones”.
A modo de evaluación, expresó: “Estamos chochos de la vida, para nosotros es un lujo haberlo obtenido. También después de que estuvimos un año de que venían, no venían, y ahora que ya hayan venido dos veces para nosotros es satisfactorio totalmente”.

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario