Desde el CIC de La Movediza afirman que ?no es fácil erradicar la violencia hacia la mujer?

Esta iniciativa surgió de la Mesa de Gestión del CIC de La Movediza, que es un espacio donde se nuclean diferentes organizaciones que trabajan en el barrio.
Alejandra Esains, una de las organizadoras perteneciente al Ministerio de Desarrollo Social de la Nación, explicó que “pensamos que estaba bueno empezar a abordar la problemática de la violencia hacia las mujeres de manera colectiva, si bien todas venimos trabajando en el barrio nos parecía que podía generar mucho más impacto organizar una jornada que perdure en el tiempo”.
Se realizaron murales con mensajes contra la violencia de género, hubo una charla a cargo de la Comisaría de la Mujer y la Familia, talleres de sensibilización sobre la problemática, entre otras propuestas. 
Respecto a los murales, detalló que “nos parecía importante dejar un mensaje a las mujeres del barrio, que tiene que ver con que no estamos solas. Acompañadas es más fácil salir de la situación de violencia, esto es algo que lo venimos trabajando en todas las actividades que se vienen desarrollando”. 
A su vez, indicó que “nos pareció importante difundir el número 144, que es un número gratuito del Ministerio de Desarrollo Social de la Nación donde podemos llamar frente a cualquier situación de violencia hacia las mujeres y desde este número nos asesoran adónde tenemos que acudir en cada localidad del país”.  
 
Medidas de protección
que no alcanzan
En cuanto a los casos de violencia de género, aseguró que hay muchos en el barrio, así como en el resto de la ciudad, ya que es una problemática que aqueja a toda la sociedad. 
“Estuvimos hablando en la charla que dio la Comisaría de la Mujer y la Familia, sobre todo tomando la última situación que se dio en Tandil (el caso de Claudia Cabrera) en la que tenía denuncias, restricción de acercamiento, tenía medidas de protección y a pesar de eso ¿qué es lo que está pasando? Creemos que tiene que ver con que falta cómo hacer cumplir las medidas de protección que las mujeres solicitan y que la Justicia les otorga”, manifestó Esains. 
Y agregó que “la forma de impedir lo que pasó en este caso es llamar al 101 para que lo detengan, que es lo que prevé la ley. El tema es que muchas veces no se tiene el tiempo de poder llamar, y me parece que ahí es donde tenemos que estar repensando el cómo se debería actuar para que realmente estas medidas que otorga la Justicia se respeten”.
Y recalcó la importancia de “buscar alguna manera para que las mujeres que están viviendo estas situaciones queden más protegidas, pareciera que a veces las medidas de protección otorgadas por la Justicia no alcanzan”. 
“Hay cuestiones que no dependen de la Comisaría de la Mujer, sino de la Justicia y hay otras que, a pesar de que otorgue las medidas, siguen pasando estas situaciones. No es fácil erradicar la violencia hacia la mujer, hay mucho miedo, estos espacios también sirven para poder plantear los temores”, sostuvo.
 
Falencias a
nivel local
A su vez, contó que después de las jornadas varias mujeres se acercaron tanto para plantear situaciones de violencia personales que estaban viviendo con el fin de buscar orientación. También integrantes de una iglesia ofrecieron un espacio de contención y hospedaje para mujeres que sufren situaciones de violencia.
“Cuando una mujer necesita salir, aunque sea por un corto plazo de la vivienda hasta que se otorga una medida de protección, hasta que lo excluyan, se queda sin tener adonde ir y hay falencias a nivel local de tener un espacio de contención cálido y demás, donde las mujeres y sus hijos puedan estar”, señaló. 
 
Mayor
visibilidad
Por su parte, Jorgelina Larghi, trabajadora social del centro de salud de La Movediza, destacó que “los casos se están dando más a conocer, se están animando a denunciar”, pero a su vez admitió que “antes si bien la situación era grave, no era tan compleja como estas últimos casos que han pasado”. 
A lo que Esains agregó “ahora la problemática tiene mayor visibilidad, incluso se animan a acercarse a denunciar. Yo creo que hubo un cambio en el ámbito local a partir de la creación de la Comisaría de la Mujer y la Familia, ya que pudo empezar a involucrarse con la comunidad desde otro espacio y hay otra posibilidad de acercamiento. Por eso parece que hubiera más casos, pero en realidad tiene que ver con que hay más denuncias y tienen mayor visibilidad. No me parece que se hayan incrementado”. 
 
La denuncia
Por otro lado, Larghi indicó que cuando llega una mujer a plantear una situación de violencia “uno trata de acompañarla, pero a veces no está preparada para hacer la denuncia, en esos casos las acompañamos en el proceso hasta que pueden tomar la decisión de hacerla y cortar con ese vínculo”. 
Esains sostuvo que “lo principal es acompañarla y fortalecerla. Generalmente cuando una mujer logra contar la situación que está viviendo lo más importante es marcar que no es un problema de ella. Muchas veces siente que sólo le pasa a ella, porque la violencia psicológica, física y demás la ha llevado a que su autoestima esté muy baja, a sentir que es lo que se merecen porque hicieron las cosas mal. Entonces, primero hay que fortalecerla y a partir de ahí que pueda decidir si hacer o no la denuncia, o si hay otras posibilidades de salir”. 
“A veces puede ser mucho mejor que ella pueda sentirse fortalecida y salir de la situación y no necesariamente la denuncia la va a llevar a escapar. Cuando empezamos a laburar con estas situaciones, hemos cometido el error de insistir en que hagan la denuncia, pero cuando esta mujer no está fortalecida, al hacerla, le implica un montón de cuestiones desde lo administrativo, lo emocional, que no está preparada para enfrentar. Entonces eso se termina cayendo, no lo puede sostener en el tiempo”, recalcó.  u
 
RECUADRO***********
Programa de actividades
para esta semana
Las actividades continúan durante esta semana con interesantes propuestas para toda la comunidad. Hoy, a las 14, se realizará la obra de teatro “Quién te quiere más que yo” en el CIC de La Movediza. 
Mañana a las 9.30 se llevará a cabo una pintada de stencil en el barrio y el jueves a las 10 será la muestra de los trabajado en el Centro de Actividades Infantiles de la Escuela Primaria 36, una exposición de todo lo realizado durante la jornada y se proyectará el videoclip “Mariana no quiere ser mojigata”. 
Por último, a modo de cierre, Educación Especial interpretará en lenguaje de señas la canción “Mariana no quiere ser mojigata”. u

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario