Dos delincuentes armados cometieron un asalto express en una agencia de quiniela

Si bien uno de los delincuentes fue interceptado, la extracción de un arma de fuego hizo que los perseguidores optaran por permitir la huida.
El caso en cuestión se registró en el local ubicado en Balbín 1218 y la víctima fue María José Berisso.
Si bien la policía montó un operativo en la zona tras el atraco, no pudo dar con los autores del robo, que lograron alejarse del sector a bordo de un ciclomotor.
Elsa, madre de la propietaria de agencia El Trébol, dijo a El Eco Multimedios que el asalto fue protagonizado por dos personas que ingresaron encapuchados.
Explicó que “tenían un pasamontañas puesto. Uno de ellos dio la vuelta atrás del mostrador, en tanto que el restante quedó parado del otro lado”.
Bajo amenazas exigieron a la damnificada “que se arrodille, que entregue toda la plata y que no los mirara. Mi hija les dio todo lo que tenía, que no era mucha plata en ese momento”.

Persecución y fuga
La madre de la mujer asaltada señaló que “justo cuando salían los ladrones paraban dos muchachos, vecinos de la carpintería. Le preguntaron a mi hija que le pasó y corrieron a los malvivientes, que andaban en moto”.
Añadió que los vecinos “alcanzaron a uno y le querían pegar, pero sacó un revólver, por lo que lo dejaron ir”.
La asaltada sufrió una crisis de nervios y llantos.
Cabe indicar que antes de retirarse, los asaltantes “cortaron el teléfono, mientras le decían que no tuviera comunicación con la policía”.
Además del dinero en efectivo, los delincuentes “le sacaron los dos celulares a mi hija y se los levaron. En un momento le querían llevar la cartera, pero en el movimiento se olvidaron”.
La madre de la asaltada indicó que uno de los jóvenes que ingresó al local “estaba drogado”.
Delitos y miedo
Consultada acera de la situación de la seguridad en la zona, la mujer afirmó que “hay robos todos los días” y ejemplificó que se han registrado casos en el kiosco Gladys, enfrente, en tres oportunidades. También han robado en el mercado de los chinos”.
Ante la situación, “estamos trabajando y viviendo con miedo”, sentenció
En cuanto a los patrullajes en la zona, se indicó que “la policía suele pasar, pero a la nochecita”. u
 

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario