El clima acompaña la evolución de los principales cultivos de la zona

La Bolsa de Cereales mantuvo la proyección de producción en 11 millones de toneladas,  un 29 por ciento inferior a la zafra precedente. El volumen nacional estimado corresponde a los resultados que se obtendrán finalmente en los cultivos sureños, dependiente en los próximos días del clima y del impacto que sobre los rendimientos y calidad tendría el empleo de menores niveles tecnológicos (fertilizaciones).
Para el sudeste bonaerense ?que abarca a Necochea, Tres Arroyos, San Cayetano, Mar del Plata, Tandil, Lobería y Balcarce-, ?se perfilan tentativamente 45 quintales por hectárea en las zonas costeras y de 35 quintales promedio en las continentales?, se indicó.
En tanto, la evolución de la productividad media por hectárea dependería también de la distribución zonal que ha tenido la siembra de las variedades de ciclo corto-largo y el coeficiente fototermal, ya que ?si los ciclos cortos son mayoritarios en las zonas costeras los rindes podrían disminuir debido a que estos plantíos entrarán en el período crítico cuando las temperaturas son más elevadas?.

Cosecha gruesa

Acerca del cultivo de maíz, la Bolsa de Cereales de Buenos Aires indicó que se han sembrado prácticamente los últimos lotes de maíces tempranos en la zona líder maicera y que ?las restricciones hídricas anteriores y los elevados costos de implantación, sumado al contexto financiero y económico no escapan a ningún planteo a nivel nacional?.
Advierte sobre un ?recorte mayor en las 2,7 millones de hectáreas estimadas con destino a la producción de grano comercial.
Al analizar la situación en la provincia de Buenos Aires, el trabajo indica que en el Sudeste y el Sudoeste hay avances desparejos en la siembra. Mientras está más adelantado hacia el sudoeste, en el eje Mar del Plata-Necochea-Tres Arroyos,  las coberturas disminuirán sensiblemente.
En cuanto a girasol, la proyección para el presente ciclo desciende a 2,3 millones de hectáreas, reflejando una caída cercana al 15 por ciento respecto al área destinada durante el ciclo 07/08.
Las siembras iniciadas en regiones costeras del sudeste se trasladan paulatinamente hacia zonas continentales en donde se registran los mayores recortes de área.
Finalmente, sobre la soja se dijo que las siembras comenzaron a generalizarse con especial énfasis en la región núcleo central agrícola, proyectando en 18,2 millones de hectáreas el área a cubrir.
Se mencionó que ?en términos generales se usa menor fertilización?.

 

 

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario