El Municipio analiza un pedido del Hipódromo para realizar carreras cuadreras

 

Hipódromo de Tandil SA, la firma a cargo de la concesión del circo de carreras, presentó en el Municipio un pedido para organizar carreras cuadreras el próximo 20 de junio, que incluyen las apuestas con la modalidad de remate, y donar el 10 por ciento de lo recaudado en concepto de entradas al Hospital. La inquietud llegó hasta el presidente del Concejo Deliberante, Juan Pablo Frolik, quien se encuentra estudiando la legislación para determinar el rol que le compete al Estado  comunal y resguardarlo ante cualquier eventualidad.

A priori, el abogado advirtió que el tema no es sencillo y explicó que está en proceso de profundizar en las leyes, aunque tiene intención de viajar a alguna ciudad de la zona para conocer la dinámica de las cuadreras y de las apuestas remate.

En principio, el domingo 7 de junio el legislador de la UCR estuvo en el Hipódromo con el objetivo “de entender bien cómo funcionaba un remate porque después las cuadreras se manejan todas con ese tipo de remate”.

Frolik recordó que está prohibido hacer remates en las carreras oficiales, que se corren en simulcasting con La Plata, San Isidro y todos los hipódromos, pero sí se pueden hacer en las competencias no oficiales.

Y resaltó que le informaron que “los domingos cuando se programan las no computables se juega mucho menos dinero que cuando se organizan las verdaderas cuadreras. Entonces, están pidiendo autorización para hacer una carrera cuadrera el 20 de junio”.

En principio, precisó que antes que el permiso para desarrollar el espectáculo “le están pidiendo al Municipio que ellos querían donar un 10 por ciento del monto de las entradas para el Hospital y que el Municipio mande veedores para ver cuántas entradas se venden”.

 

La legislación

 

Ante esta iniciativa, Frolik anticipó que “en realidad, lo que estoy viendo en las leyes y en las resoluciones es que no tienen que darnos el 10 por ciento de donación por las entradas que venden, tienen que pagar un tributo que es el 1 por ciento de las apuestas que se hacen”.

Esta situación es la que viene reclamando Jorge Cuenca, criador de caballos y denunciante en las causas por presuntas irregularidades desde hace varias años. Es decir, que el Estado municipal controle las apuestas remate y se quede con el monto que le corresponde.

La Ley del Turf 13.256, en el Título II “De las apuestas”, Capítulo II, artículo 7 fija como tributos el “uno por ciento (1) de la base imponible (venta de apuestas, neta de retirados y cancelados) como aporte a Rentas Generales de la Provincia de Buenos Aires y uno por ciento (1) de la base imponible como aporte a las municipalidades en cuyas jurisdicciones funcionen los hipódromos oficiales de la Provincia de Buenos Aires”.

“Por otro lado, cuando leemos la ley, somos responsables de todo. Se quiebra un caballo y es responsable la Municipalidad”, alertó el presidente del Concejo. Por este motivo, sostuvo que debe estudiar con más profundidad el tema.

En este sentido, citó la Ley Provincial 9.233 sancionada en 1978, que faculta a los municipios bonaerenses a realizar carreras de caballos “cuadreras o por andarivel”. En el artículo 2, establece que “la autorización a que se refiere el artículo anterior podrá ser delegada por los señores intendentes en las personas o entidades que determine la reglamentación”.

La legislación también prevé que “los espectáculos deberán desarrollarse en instalaciones que ofrezcan las máximas garantías de seguridad para el público, animales y jinetes y que tengan pistas de césped, arena o tierra, perfectamente alisadas y sin desniveles, en donde se realizarán las carreras”.

Y el artículo 5 determina que “las municipalidades organizarán, fiscalizarán y recaudarán las apuestas de los concurrentes al espectáculo otorgando a los mismos comprobantes de ellas. Asimismo serán las responsables del pago de los importes correspondientes a los apostadores que hubieren ganado. Está prohibido realizar apuestas en forma distinta a la establecida en el párrafo anterior. El incumplimiento a esta norma hará pasible al infractor de las sanciones previstas en la Ley de Represión de los Juegos de Azar”.

Ante este panorama, Juan Pablo Frolik manifestó que seguirá evaluando la legislación y la dinámica de las cuadreras con sus apuestas remate. Sobre la posibilidad de autorizar su realización, estimó que queda poco margen para llegar al 20 de junio pero que la comuna podría continuar analizando esta demanda siempre que haya personas interesadas en este espectáculo.

 

Causa abierta

 

Entre la documentación y antecedentes que le acercaron a Juan Pablo Frolik figuran datos de una causa que tramita en el Juzgado Correccional, donde el doctor Carlos Pocorena actuó de oficio ante la realización de apuestas remate sin controles durante el ejercicio de la actual administración del predio hípico.

Es la segunda investigación de este tipo, ya que en una anterior condenó al ex concesionario del Hipódromo Daniel Blanco por desarrollar apuestas remate en carreras oficiales del simulcasting, que están prohibidas por la Ley del Turf.

Por otra parte, el denunciante de esa irregularidad, Jorge Cuenca, insiste hace años en que el Municipio debe cobrar el 1 por ciento del total de las apuestas que se realizan en el Hipódromo y sigue cuestionando al Departamento Ejecutivo por no haber percibido ese tributo durante la concesión de Vistas Serranas y en los once meses que lleva la nueva administración.

 

Los concejales quieren controlar las obras, pero exigen facultades

 

En paralelo, concejales de todos los bloques del Concejo Deliberante respondieron a un pedido del presidente del Instituto Provincial de Loterías y Casinos, Jorge Norberto “Piedrita” Rodríguez, para que colaboren “con el solo propósito de mantener una supervisión permanente sobre el avance de las obras” que se comprometa a realizar la firma Hipódromo de Tandil SA.

En este sentido, los ediles Juan Pablo Frolik (UCR), Pablo Bossio (FPV) y Claudio Ersinger (PRO) le manifestaron al Instituto la “voluntad de involucrarnos en el seguimiento del plan de obras que el concesionario del Hipódromo de Tandil proponga respecto del circo de carreras, de conformidad con el acuerdo de colaboración o la delegación de facultades que entre ambas instituciones podamos acordar”.

De este modo, desde Tandil le reclamaron al ente provincial un respaldo para poder presentarse en el circo de carreras a fiscalizar las inversiones que deben costear con el subsidio provincial, pero además le informaron que desconocen el plan de obras que el concesionario manifestó que presentaría ante Loterías.

Por este motivo, le solicitaron una copia del plan de inversiones propuesto por Hipódromo de Tandil  SA y el “anteproyecto de acuerdo de colaboración y/o delegación de facultades a suscribir con este Concejo Deliberante con la finalidad de evaluar la posibilidad de mantener algún grado de involucramiento de nuestra parte”.

Por su parte, Jorge Rodríguez le informó al edil Pablo Bossio que tras la reunión mantenida en esta ciudad con trabajadores del turf y dueños de caballos, la situación “se ha puesto en conocimiento a la Comisión de Seguimiento de la Ley del Turf” con el objetivo de que “fiscalice el uso de los fondos que se otorga al club Hípico de Tandil” en calidad de subsidios.

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario