El Municipio entregó actas de declaración de Bien de Familia a más de 50 vecinos

El Bien de Familia protege la vivienda familiar y garantiza que no pueda ser ejecutada ni rematada por deudas posteriores a su inscripción. Brinda al propietario una protección patrimonial del inmueble que habita con su familia o en el que desarrolla su actividad económica por cuenta propia.
Solo puede ser ejecutada por deudas originadas por falta de pago de impuestos inmobiliarios, municipales y expensas. En ningún caso puede utilizarse como garantía, ni sirve como aval de un préstamo bancario, aunque sí se puede hipotecar.
El Municipio, en labor conjunta con la provincia de Buenos Aires, lleva adelante los trámites como parte de los servicios que se ofrecen a la comunidad y que incluyen desde el acceso al sistema de mediación y escrituración social, hasta las gestiones de defensa de los derechos del consumidor.
El funcionario Della Maggiora explicó que “a veces estas cosas parecen simplemente un trámite, como todo trámite lleva mucho tiempo, pero es un aspecto muy importante para las familias por la protección del Bien de Familia ante problemas económicos”.
“Estamos muy contentos por poder cumplir con esta tarea, que comenzó la gestión del intendente Lunghi, cuando estaba a cargo de la secretaría Juan Pablo Frolik, hace ya varios años”, agregó.
La inscripción la puede realizar el propietario. En caso de ser más de uno, lo deben hacer todos ellos, siempre y cuando tengan el parentesco exigido por la ley.
Los beneficiarios del régimen pueden ser el cónyuge, sus descendientes o ascendientes o hijos adoptivos, aunque no convivan con el propietario.
En caso de no poseer dichos parientes, podrán ser beneficiarios los colaterales hasta el tercer grado de consanguinidad -por ejemplo sobrino o tío-, con la condición de que vivan con el propietario.
Todos los interesados en conocer más sobre este servicio podrán dirigirse a la sede de esa repartición, ubicada en Chacabuco 383.

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario