El reconocido investigador Carlos Lanusse recibió hoy el premio Konex de platino

Al momento de recibir la distinción, el tandilense planteó su gratitud “a la Fundación Konex por hacerme vivir este grandioso momento personal, pero también quiero agradecerle por hacer este esfuerzo enorme de poner a la ciencia en el tapete de los medios de comunicación y de la información a través de la entrega de estos premios”.

Destacó que “este tipo de colaboración le hace muy bien al sistema científico” y que se trata de una “loable actividad en pos del mejoramiento de la ciencia”.

En otro momento dijo que “me llena de orgullo poder pensar que el jurado tuvo que trabajar con más de 900 nominados. Eso quiere decir que el sistema científico nacional está vivo y que hay mucha gente para elegir”.

También planteó un mensaje para “la gente joven, para aquellos chicos graduados que están por terminar sus carreras: que consideran al camino de la ciencia y de la academia como un camino posible, como una salida laboral y como un camino a recorrer. Eso es indudablemente lo que hará que nuestro sistema crezca”.

Lanusse dijo que “en mi caso particular me llena de orgullo poder decir que traigo a este escenario de las grandes disciplinas científicas a la medicina veterinaria. Vengo de la universidad pública y agradezco a la institución a la cual pertenezco, la Universidad Nacional del Centro de la Provincia de Buenos Aires y su facultad de Veterinarias con sede en Tandil; al Conicet y a un montón de instituciones que han hecho posible que yo llegara a estar aquí”.

Finalmente dedicó la estatuilla “a mi equipo de trabajo, un grupo joven, de gente con muchas ganas y mucha pasión que trabaja día a día desde la multidisciplina para hacer que desde el interior del país y de la universidad pública podamos aportar algo al conocimiento científico nacional para el crecimiento del país y para que esto se propague al exterior”.

Carlos Lanunsse tampoco dejó de expresar su reconocimiento a “mis amigos que siempre estuvieron, en las buenas y en las malas; a la familia: a mi hermana Marcela, a mis hijos Nazareno, Lautaro, Simón… Diana, mi compañera de ruta”.

 

El premio

 

En el marco de la 34ta. edición del premio, el destacado investigador tandilense, que dirige la unidad Conicet-Unicén “Civetan”, había recibido el diploma al mérito entre las 100 figuras más destacadas de la Ciencia y Tecnología Argentinas.

El Gran Jurado fue presidido por Mario Mariscotti e integrado por 20 notables miembros, se reunió para elegir en cada uno de los 20 quintetos premiados a la personalidad que ostentó la trayectoria más significativa de la última década (2003-2012).

En el rubro Agronomía, Veterinaria y Alimentos fueron premiados María Cristina Añón y Carlos Lanusse, en tanto que el Konex de Brillante fue compartido por dos figuras: Alberto R. Kornblihtt y Juan Martín Maldacena.

Cabe recordar que, en las anteriores entregas de los Premios Konex a la Ciencia y Tecnología, en 1983, el Konex de Brillante fue para Luis Federico Leloir; en 1993, para René Favaloro y César Milstein y, en 2003, para Luis Caffarelli y Mirta Roses.

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario