La eficacia de Castañino

Los campeonatos se cosechan con esfuerzo, trabajo, convicción y una estructura eficaz, que conozca las pautas para llegar al objetivo. Con esa temática, la estructura de la Base Aérea ha marcado diferencias y oficio en los últimos años, para alcanzar la meta.

Cuatro coronas ha reunido Diego Castañino en su prolífico camino: 2006, 2012, 2013 y 2015, sumando en la última carrera el octavo tributo en “El Arbolito” de Coronel Vidal, uno de los reductos favorables junto a La Cascada de Tandil, lugar que lo vio vencedor en nueve oportunidades.

Este año, el “crédito” tandilense antes del Premio Coronación ha enhebrado cuatro finales, tres en su terruño, y una definición en el Partido de Mar Chiquita, pero vamos a monitorear los números del campeón.

El 29 de marzo en el acto inaugural fue segundo en el Parque Juan Silva de Rauch, compartiendo el Falcon con Lucas Bayala, protagonista del Turismo Pista. En la definición de titulares, lograba ganar el segmento.

El 26 de abril desertaba de la finalísima, cuando “viajaba” al frente en La Cascada de Tandil, y la técnica le impedía saborear la victoria el 24 de mayo en Coronel Vidal.

Comenzaba a enderezar el rumbo, marcando territorio en el cuarto capítulo cerca de su casa,  obteniendo la victoria el domingo 14 de junio en Don Bosco y Spegazzini.

El 5 de julio, en una jornada muy particular para el equipo, hace debutar el Torino-Ford del FV, y clasifica noveno en el circuito Martín Fierro de Rauch.

Luego del “recreo” invernal, el 23 de agosto sube nuevamente al Falcon 3, accediendo al lugar más alto del podio en el trazado de las sierras y veinte días más adelante, el 13 de septiembre, en la carrera especial de APAC, séptimo episodio del año, redondea una determinante conquista junto a Lucas Bayala, en la Villa Don Bosco.

Parcialmente se desarrollaba la actividad en el inestable domingo 4 de octubre en Coronel Vidal, donde se podían concretar las “baterías” del grupo fuerte. La lluvia provocaba la suspensión del evento, quedando el serrano segundo en la manga inicial, detrás de M. Finocchio.

El primer día de noviembre, D. Castañino decreta un nuevo triunfo en el penúltimo eslabón del ejercicio, alcanzando el certamen 2015 de la clase mayor, utilizando los motores de su padre “Cacho”, y el balcarceño Ricardo Méndez, apoyados por la tenaz estructura de la Base Aérea.

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario