Más de cuatrocientos chicos de diez a dieciocho años demostraron su ilusión por jugar en River

 

El movimiento era constante el martes y miércoles pasado por la tarde en las inmediaciones del estadio General San Martín. Los chicos, en grupo por categorías, aguardaban sentados al costado de la cancha. Sobre el césped corría la pelota con pases nerviosos y un árbitro impartía justicia en la cancha grande. Mientras tanto, los padres observaban desde las tribunas. 
El ojo clínico de dos cazatalentos riverplatenses de gran trayectoria, Daniel Luaces y Jorge Busti, no tenía tiempo para pestañar. Es que hubieran preferido más calidad que cantidad en la visita a esta prolífica tierra que ha sabido generar futbolistas profesionales. 
De todos modos, los entendidos comentan que Luaces y Busti ven a un pibe caminar y ya detectan si es un potencial crack, uno de esos tipos que acarician la pelota y crean una magia de gambetas, lo que más conmueve a los argentinos. 
 
Contacto directo
 
Las pruebas que llevó adelante el club se gestaron en la cena anual de la filial “Los Millo de Tandil”, que contó con la presencia de Pedro González, integrante del River del 75 dirigido por Angel Labruna. “Nos pidió que armáramos un equipo para venir a ver jugadores, así que nos pusimos a trabajar en eso”, contó Mary Zavagno, presidenta de la entidad local.
Luego siguieron las gestiones telefónicas con Pedro González, como así también a través de Daniel Onega y Daniel Passarella para poder traer a la gente de River. 
El contacto con los chicos se concretó por intermedio de la Liga Tandilense de Fútbol, que envió comunicaciones a los clubes para que realizaran la convocatoria. 
Para observar a los jugadores, se armaron equipos por categorías de 1993 a 2001, que disputaron partidos de unos treinta minutos. En ese lapso, los cazatalentos de River recorrían la cancha observando la actitud de los postulantes.
La ilusión de los chicos y de los adultos que los acompañaban inundó el estadio. “En cada casa hay un Maradona”, coincidieron los integrantes de “Los Millo de Tandil”. 
Para Guillermo Tejo, otro de los organizadores, “la idea de los padres es que sus hijos siempre sean lo mejor. Después hay que ver qué es lo que el club que viene a seleccionar está buscando. No siempre están buscando al más habilidoso; por ahí están buscando algún defensa con actitud o algún arquero”.
El referente de la filial local evaluó que los encargados de la selección, Jorge Busti y Daniel Luaces, tienen en su haber el descubrimiento de Saviola, Aimar, Ortega, Crespo, D’Alessandro, Maxi López, Carrizo, el “Malevo” Ferreyra. “Ellos ven a un chico caminar y ya saben si es o no es. Hay una selección para River, hay una selección para Boca y hay una selección para otros clubes”, explicó.
 
Tierra de talentos
 
La ciudad fue seleccionada para estas pruebas debido a  que “en Buenos Aires hay una estadística donde marca que Tandil es una de las ciudades de la provincia que más jugadores aporta al fútbol profesional”, dijo Tejo. 
Y mencionó a “Chopi” Izquierdo, “Chino” Garcé, Mariano y Pablo González, Leonel Pernía, Bernardo Romeo, “hay infinidad de jugadores. Ellos se basan mucho en esas cosas y por eso también vienen para este lado a buscar jugadores”.
Desde los Millo se mostraron contentos porque superaron las expectativas: “No pensamos que iba a haber tantos chicos” y estimaron que asistieron “arriba de cuatrocientos en dos días”.
 
Sin intermediarios
 
Por otro lado, Guillermo Tejo destacó que fue la primera vez que se organizó esta propuesta desde la filial. “Se ha hecho en otras oportunidades que ha venido River también, pero a través de grupos empresarios”, explicó.
“La idea es que esto sea transparente, que sea cristalino, sabemos que en otras oportunidades ha sucedido que han venido a probar y que han hecho pruebas y han llevado a algún chico, y eso a veces implica que ese jugador seleccionado tenga que fichar para tal o cual club para estar determinado tiempo antes de fichar, entonces nosotros tratamos de evitar eso”, dijo.
Por último, reconoció que la edad de un jugador que puede dejar Tandil para iniciar una carrera en River “sorprende. Hoy están mirando chicos de diez años”.*

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario