Minoristas entregaron un petitorio en el Municipio y amenazan con una movilización

“Venimos a pedir una audiencia para que nos atienda el intendente Lunghi o alguien responsable que nos pueda ayudar con este problema que tenemos con los supermercados que nos abren en la puerta de nuestros negocios y nadie hace nada”, explicó el comerciante minorista Marcelo Sosa, quien -acompañado por dos de sus colegas y el presidente de la Unión de Comerciantes Minoristas de Tandil (Uncota), Víctor Barsola- se dirigió ayer al palacio municipal, donde entregaron un petitorio avalado por alrededor de 150 minoristas de los barrios La Movediza, Villa Aguirre, Palermo, y otros; todos preocupados por esta situación.
En detalle, Sosa advirtió que algunos de los comercios que se radicarían en el corto plazo en el radio urbano se alzarán sobre Darragueira al 2200, y “se habla también -que ya prácticamente lo han confirmado- en Actis, Ijurco, La Movediza, El Tropezón, es decir, se va a expandir por todos lados esta gente”, indicó.
Frente a este panorama, recalcó luego que “nosotros somos todos nacidos y criados en Tandil. Pueden ir a los negocios, les damos todos los nombres, están todos en regla, la gente que está trabajando con nosotros está toda en regla, además muchos negocios son de familia. Toda esa gente se queda sin trabajo”.
Por esta razón es que alzaron su voz -una vez más y al igual que años anteriores- para reclamar una posible modificación del marco normativo vigente para este tipo de comercios, que ya desde el Ejecutivo –aunque con cautela- se especificó que se permite la radicación de estos establecimientos comerciales en la medida que cumplan con los aspectos establecidos.

Una posible movilización
 
En caso de no ser atendidos por las autoridades municipales, Sosa admitió que “la gente nos está presionando, muchos llaman y nos preguntan todos los días, son aproximadamente 80 a 100 comerciantes”, quienes según detalló les dicen que “en caso de que no nos den una respuesta cercana vamos a hacer una movilización; no nos queda otra”.
Y no es la primera vez que ocurre, recordó que “ya había pasado esto y quedó todo en la nada, ahora empezamos otra vez”. Aseguró que su comercio, ubicado en calle Darragueira al 2200, se vería directamente afectado si otro negocio abriera a no más de 50 metros. “Hace 4 años que estoy ahí. No podemos competir contra esta gente que viene y todo el mundo lo sabe bien. Además, no son gente de acá, no tienen gente de acá trabajando”, expuso.
Es por esto que “queremos presentar una modificación de la ordenanza para que al menos se respete un poco la distancia de los comercios”.
 
El petitorio
 
En detalle, en el petitorio que entregaron al Municipio, los comerciantes piden “en forma urgente una entrevista a los efectos de tratar en forma inmediata la pronta instalación de nuevos supermercados de origen foráneo en zonas barriales, que afectarán gravemente la economía de los pequeños comercios. Es así que las nuevas políticas de estos capitales es posicionarse en los barrios periféricos y de esa manera cerrar un anillo que decididamente provocará el cierre de muchos comercios familiares y la pérdida de sus fuentes de ingresos”.

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario