Murió “Willy” Triviño, un hincha como los de antes

Se produjo ayer el fallecimiento de Guillermo “Willy” Triviño, el más fervoroso y representativo de los hinchas de Santamarina. Y acaso, del fútbol tandilense todo. Justo el día del clásico local, al que tantas veces concurrió para seguir a su equipo.
Desde que el aurinegro tenía su casa en Belgrano y Roca, su presencia era infaltable en el estadio Francisco Fiego o donde fuera que se presentaran los suyos. Primero, en las competencias de la Liga Tandilense de Fútbol; y más adelante en las incursiones por campeonatos regionales, que lo llevaron a recorrer la provincia y parte del país.
Incondicional, fiel, apasionado. Todos calificativos que le caben a la perfección a “Willy”. No parecía importarle demasiado si el técnico de Santamarina era Gambini, el “Negro” Conti, Botella o Coleoni. No evaluaría especialmente si el presidente era Cifuentes, Puissant, Escudero o Bossio. Todo eso era secundario en comparación con su amor por los colores amarillo y negro.
En el devenir de los años, Triviño vio al club de sus amores en la gloria y en el ocaso. Sufrió por la pérdida material de todos los bienes del club y disfrutó gracias al renacer y los logros deportivos. Todo desde la tribuna, envuelto en la bandera, organizando viajes, alentando siempre.
En tiempos de hinchas que sobreactúan y son más fanáticos en las redes sociales que a la hora de acompañar a su equipo, “Willy” parecía ir a contracorriente. Lo suyo era amor auténtico por los colores. Pasión verdadera, como los hinchas de antes.

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario