Nicole Kidman se las agarró con Tom Cruise

Cuatro meses después del nacimiento de su hija Sunday Rose, Nicole Kidman está más contenta que nunca. Sin embargo, su felicidad no sólo se debe a la niña, sino también al cambio que tuvo su vida desde que está en pareja con el músico country Keith Urban.
Según informó el diario británico ?The Sun?, la australiana se ve ahora mucho más segura de sí misma que en durante su primer matrimonio con Tom Cruise, con quien estuvo casada desde 1990 a 2000.
?Era el principio de mi carrera y yo era conciente que las películas que hacía no eran del todo buenas. Por eso, siempre pensé que tenía que esconderme tras la sombra de Tom?, confesó.
?Cuando íbamos a la entrega de los Oscar, yo pensaba que no merecía estar ahí. Entonces, mi obligación era ponerme un vestido bonito y callarme la boca. Yo era su apoyo, nada más?, continuó la actriz.
La separación se produjo en 2001, con Kidman embarazada y luego de la adopción de dos niños. Finalmente, perdió el embarazo y la actriz pensó que no sería capaz de dar a luz nunca más.
Mientras tanto, Cruise seguía haciendo éxitos cinematográficos, novió con Penélope Cruz, se enamoró de Katie Holmes con quien tuvo una hija, Suri.
?Estuve seis años sin pareja después de la ruptura con Tom porque creo que es mejor estar sola que embarcada en una relación desastrosa?, disparó la actriz.
Muy feliz con su realidad actual dijo: ?La palabra felicidad no le hace justicia a mi estado actual. Volver a tener amor es maravilloso?.

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario