Policía condenado por hacer desaparecer expedientes

En un fallo del Juzgado Correccional, se condenó al policía Claudio César Fernández a la pena de pena de siete meses y quince días de prisión de ejecución condicional y la de un año y cinco meses de inhabilitación especial para ejercer funciones como empleado de la provincia de Buenos Aires por resultar autor penalmente responsable del delito de “Sustracción de medios de prueba y documentos”.

Según reza la sentencia, se dio por probado que entre los días 4, 18 y 26 de enero, 25 de febrero y 1 de marzo de 2011 y el 19 de septiembre también de 2011 -fecha de su traslado–, el sentenciado, quien poseía el cargo de oficial inspector de la policía y se desempeñaba como oficial de servicio de la Seccional Tercera, sustrajo e hizo desaparecer distintas instrucciones que llevaba adelante la fiscalía por diversos hechos delictivos.
Para fundamentar la sanción penal, el juez tuvo en cuenta además de las actuaciones del caso los testimonios de un ayudante fiscal como de propios compañeros de la fuerza del sindicado, cuyas expresiones lo dejaron complicado a la hora de su responsabilidad.
Precisamente los uniformados permitieron reconstruir en un primer momento cómo es el grupo de trabajo diario en la dependencia policial, los diversos turnos rotativos a los fines de cubrir las exigencias del servicio, y la dinámica laboral dentro de la seccional que lleva a una clara y determinada asignación de competencias y funciones entre los diversos componentes del grupo, que en algunos casos lleva a situaciones ríspidas, pero que en modo alguno permiten aseverar la existencia de la aludida “interna policial” por parte de la defensa como explicación del ilícito enrostrado al encartado.

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario