Santamarina golpeó de entrada y supo manejar la ventaja para lograr una victoria merecida y valiosa

Santamarina se desahogó en un grito esperado, le ganó 1-0 al encumbrado Atlético Tucumán y mejoró su presente en la B Nacional. Después de tres partidos sin victorias, el equipo tandilense festejó de la mano de Juan José Arraya, autor del gol a los 5 minutos del primer tiempo.
El equipo dirigido por Gustavo Coleoni hizo valer su localía, condición en la que no ha recibido goles en lo que va del campeonato.
El aurinegro alcanzó la ventaja tempranera, cuando el partido recién se estaba armando. Arnaldo González ganó posiciones desde la izquierda hacia el centro y despachó un remate que Lucchetti rechazó con esfuerzo, con el travesaño como aliado. Más rápido que nadie, el jujeño Arraya estuvo oportuno y mandó la pelota a la red.
El gol serenó al equipo tandilense, que dio un paso adelante en ese aspecto. No hubo tanta prisa en el manejo de la pelota y las urgencias pasaron a ser de la visita. En ese contexto, los tucumanos mostraron falta de ideas y de cambio de ritmo, ante un rival bien escalonado en defensa. Incluso, la situación más clara posterior al gol fue en el arco visitante, en un corner de Michel desde la izquierda que Capella tocó corto por el fondo, dando la pelota en el poste izquierdo.
La producción ofensiva del “Decano” se limitó a un remate lejano de Quiroga que se perdió cerca del ángulo superior derecho y a una definición de Menéndez tapada por Capella, después de la única vez que Becica consiguió deshacerse de las marcas y encontró espacios para desnivelar. También reclamaron penal de Requena a Menéndez, pero dio la sensación de que el arquero cordobés llegó bien a la pelota. Demasiado poco para un equipo que llegaba con pretensiones de treparse de manera transitoria a lo más alto de la tabla.
El panorama no cambió demasiado en el segundo tiempo. Santa siguió agazapado y descansando en la ventaja obtenida, corta, pero suficiente como para manejar el trámite. Y casi aumenta a los 6′, cuando Strada habilitó en profundidad a Michel, quien levantó el remate a la carrera.
Las variantes fueron llegando desde los bancos y refrescaron a los equipos, pero no modificaron estructuras. Azconzábal probó con Leandro González sobre la izquierda y con Molina para encontrar profundidad. Coleoni mandó a la cancha a Mariano González por Gáspari (quedó sentido en el primer tiempo) y a Telechea por Arraya.
Con esfuerzo y bien posicionado, el aurinegro sostuvo la diferencia sin mayores sobresaltos. Se pidió penal contra Telechea, aunque Sbuttoni le trabó la pelota sin falta; y el segundo gol merodeó el arco de calle Pueyrredón. El balcarceño asistió al incansable Strada y Lucchetti tapó con el cuerpo; y también Mariano González estuvo cerca con un remate apenas alto.
La incertidumbre se mantuvo hasta el final, sólo porque la diferencia era mínima. En el juego, Santamarina se hizo de una victoria tan valiosa como merecida.
SANTAMARINA 1-AT. TUCUMAN 0

(6) Leandro Requena

(6) Alfredo González
(6) Roberto Tucker
(6) Emiliano Capella
(5) Federico Azcárate

(7) Román Strada
(6) Juan B. Gáspari
(7) Federico Scoppa
(6) Arnaldo González

(6) Martín Michel
(6) Juan J. Arraya

Gustavo Coleoni
Cristian Lucchetti (6)

Nicolás Romat (5)
Bruno Bianchi (4)
Franco Sbuttoni (5)
Pablo Cáceres (5)

Juan Imbert (6)
Pablo Garnier (6)
Franco Quiroga (6)
Guillermo Acosta (4)

Albano Becica (4)

Cristian Menéndez (4)

Juan M. Azconzábal

Cancha: estadio San Martín. Arbitro: Alejandro Castro (5). Gol: PT: 5′ Arraya (S). Cambios: en Santamarina: ST: 14′ Mariano González (5) por Gáspari, 26′ Fernando Telechea por Arraya y 33′ Nicolás Fassino por Arnaldo González. En Atlético Tucumán: ST: 10′ Leandro González (4) por Acosta, 18′ Emanuel Molina por Becica y 34′ Sebastián Matos por Romat.

La figura
Federico Scoppa
Manejó con sapiencia los tiempos en el sector medio de la cancha. Con quite y buena distribución de la pelota, se destacó a lo largo de todo el partido. No recurrió a las faltas.

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario