Se agudiza la situación por los despidos en San Ramón y amenazan con tomar la fábrica

En las instalaciones de la calle Pinto al 500 se encontraron representantes de la firma con Daniel López, el secretario general del Sindicato Obrero Empleados Madereros de Tandil, el abogado gremial y un grupo de los trabajadores cesanteados. Además estuvo presente el delegado regional de la cartera provincial, César Sosa.
“Realmente, las conclusiones no son nada positivas porque sinceramente estuvimos dialogando en algún momento de forma acalorada porque molestan las actitudes de algún sector del empresariado”, manifestó Daniel López tras el encuentro.
Detalló que “el apoderado de la empresa, Jorge Ervitti, y el abogado que, obviamente defiende los intereses de la empresa diciendo que no está en calidad de pagar lo que se necesita para la indemnización, es decir, lo que ellos iban a pagar -que es una vergüenza- es el 50 por ciento y en cómodas 12 cuotas”, apoyándose en el artículo 247 de la Ley de Contrato de Trabajo.
Esta propuesta, según la interpretó López, es “como si el trabajador pasara a ser un número, es una falta de respeto a ellos, a la antigüedad porque hay trabajadores que tiene más de 15 años, el que menos 6, los demás pasan 15, 20, 25 años, y esta gente quiere pagarle el 50 por ciento y encima tienen el tupé y la caradurez de decir que lo van a pagar en 12 cómodas cuotas”.

El fastidio
 
En tanto, los trabajadores presentes en la reunión manifestaron que “si no arreglan esta situación para el viernes y traen una respuesta concreta, nosotros vamos a la empresa y nos quedamos a vivir adentro”.
El sindicato, acompañándolos, dijo que “apoyaba lo que decían los trabajadores y en este caso ellos tienen toda la razón porque vienen viviendo situaciones complicadas porque los salarios no alcanzan -es una realidad-, entonces encima le agregamos que a 10 días de las fiestas los despiden con una causa que no es real, porque ni siquiera hicieron presentación de crisis de empresa porque es lo normal que se tiene que estilar en el Ministerio de Trabajo para justificar que hay falta de trabajo, y se les quiere pagar el 50 por ciento”.
 
Las razones
 
Sobre los argumentos concretos que motivaron los despidos y la presentación de documentación para fundamentar “la falta de ventas y los problemas económicos”, mencionados como principales razones de la decisión tomada, el secretario general de Madereros advirtió que “no presentaron nada”.
Recordó que “lo único que presentaron fue en 2009 cuando tuvimos un conflicto que lo solucionamos con la gente de Provincia, el Ministerio de Trabajo, a través de los Repro”, y aseguró que “hasta les presenté una propuesta para iniciar un tipo de cooperativa dentro de la fábrica, pero dijeron que no, que no estaba en el pensamiento de ellos”.
En tal sentido, insistió en que “les tiramos todas las posibilidades para que los trabajadores puedan tener la oportunidad de poder seguir trabajando, aquellos que quieran; pero no. Cierra la empresa, pagan el 50 por ciento y en cómodas cuotas… Esto es una cosa de locos”.

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario