Tras negarlo, el gobierno de Lunghi tuvo que salir a aclarar que eran voladuras controladas

Un nuevo roce entre el gobierno provincial de Daniel Scioli y su par comunal de Miguel Lunghi se produjo, luego de que las detonaciones en varias canteras tandilenses despertaran la reacción de vecinos y de la Asamblea Ciudadana para la Preservación de las Sierras.
Fuentes de la Dirección de Minería confirmaron a El Eco de Tandil que los permisos y avisos sobre la actividad en los predios habían sido cursados al gobierno local por fax, tras los cuestionamientos que resurgieron en torno a la aplicación de controles en los predios. ?Se está haciendo el oso?, resumieron al describir la sensación que reinó en La Plata cuando recibieron las críticas de ambientalistas tandilenses.
Cabe recordar que a través de un comunicado, los preservacionistas informaron que recibieron un mail de la dependencia bonaerense, en el que informaron que se realizarían inspecciones en la cantera Cerro Federación, ?por lo que suponemos que las numerosas e intensas voladuras efectuadas ayer (por el miércoles) en la tarde provinieron de este emplazamiento?.
En igual sentido, la Asamblea realizó una demanda: ?Hemos pedido explicaciones sobre los resultados que arrojaron las inspecciones, los horarios en los que estaba autorizada y le hemos solicitado que la información de los cronogramas de voladuras sean remitidos también a la prensa local?.
Ante el alerta de algunos vecinos por los intensos ruidos que percibieron desde distintas zonas de la ciudad, el Diario solicitó explicaciones al Municipio y la directora de Medioambiente, Verónica Fernández, indicó que no había recibido notificación alguna de la Provincia ?mucho menos de las canteras- sobre las explosiones del miércoles pasado.
Ante ello fue que desde Minería levantaron los teléfonos, por interpretar que en Belgrano al 400 se hacían ?el oso? al negar los permisos y los controles geológicos retomados hace escasas semanas.
La reacción del lunghismo no se hizo esperar y pocas horas después difundió un parte en el cual se indicó que ?ante la inquietud que vienen manifestando vecinos por recientes voladuras originadas en las sierras por las empresas mineras y que repercutieron en la ciudad, la directora de Medioambiente, licenciada Verónica Fernández, explicó que están en vigencia los controles de la Dirección Provincial de Minería?.
Sobre sus pasos, el gobierno de Lunghi debió reconocer no sólo la autorización sino también los controles de la dependencia del Ministerio de la Producción que conduce Débora Giorgi.
?Esta semana, los geólogos de esa repartición del gobierno bonaerense, que conduce Ezequiel Pallejá, auditaron las voladuras del miércoles en Cerro Federación, el jueves en Equimac y Montecristo, y el viernes en Minera Tandil y Carba?, se informó oficialmente, horas después de haber desconocido el asunto.
Por último, desde la comuna indicaron que ?a pesar de que estas voladuras fueron autorizadas por la Dirección de Minería bonaerense, la funcionaria municipal recomendó a los vecinos que ante una voladura clandestina o una situación irregular de la que sean testigos, concurran a la Dirección Municipal de Medioambiente o a la Secretaría Legal y Técnica, donde tomaremos la denuncia y actuaremos en consecuencia?.*

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario