Viggo Mortensen, en su mejor momento

El actor, según el diario “Ekstra Bladet”, planeó pasar su cumpleaños en un lugar alejado para reflexionar en solitario sobre su vida. “Creo que es un regalo que me merezco”, dijo Viggo.
Amante de la fotografía, la pintura, el fútbol -hincha de San Lorenzo -, la literatura y la poesía, Mortensen se ha caracterizado por su postura crítica contra la política del presidente estadounidense, George W. Bush. “No soy anti-Bush”, dijo en 2005 a la revista Progressive. “Estoy en contra de su conducta. En otras palabras, estoy en contra de la mentira, la avaricia, la crueldad, el racismo, el imperialismo, el fundamentalismo religioso, la traición y la aparente capacidad ilimitada de hipocresía que han mostrado Bush y su Administración”.
Nacido en Nueva York, de madre estadounidense y padre danés, este ciudadano del mundo, que vivió entre los tres y los once años en Buenos Aires y pasó parte de su juventud en Dinamarca como camionero, esperó 17 años hasta que Hollywood le consagró como celebridad gracias a su papel en la trilogía de Peter Jackson. Esa saga de películas, “The Fellowship of the Ring” (2001), “The Two Towers” (2002) y “The Return of the King” (2003), amasó 3.000 millones de dólares en la taquilla de todo el mundo, y la última entrega consiguió los 11 premios Oscar a los que aspiraba, incluido el de mejor película.
Tras su paso por la Tierra Media, Mortensen enlazó varios trabajos que hicieron que su prestigio internacional fuera en aumento, como “A History of Violence” (2005) o “Eastern Promises” (2007) -candidato al Oscar al mejor actor-, ambas con David Cronenberg al frente. Pero le costó lo suyo lograr ese estatus. Habrá quien lo recuerde en un pequeño papel en “Witness” (1985), el drama romántico dirigido por Peter Weir y protagonizado por Harrison Ford y Kelly McGillis, donde dio vida a un miembro de una comunidad amish, pero pocos serán quienes le pongan cara en títulos del horror de serie B como “Prison” (1988) o “Leatherface: Texas Chainsaw Massacre III” (1990).
Hoy día, después de escalar en la industria gracias a filmes como “Carlito\’s Way” (1993), “Crimson Tide” (1995), “G.I. Jane” (1997) o “A Perfect Murder” (1998), Mortensen es uno de los actores más reputados y cada estreno suyo, casi siempre sinónimo de calidad, es recibido con expectación. Tanta que incluso en el caso de “The Road”, uno de sus próximos trabajos, ha acaparado titulares debido a un cambio de fecha en su estreno, previsto en principio para el 14 de noviembre, de forma limitada, y para el 26 en cines de todo Estados Unidos.
Se trata de una cinta de suspense en la que el personaje del actor lucha junto a su hijo por sobrevivir en un escenario post-apocalíptico. Dirigida por John Hillcoat, con Mortensen y Charlize Theron en los papeles principales, “The Road” está basada en una novela del estadounidense Cormac Mc Carthy, autor de la obra en la que se basó “No Country for Old Men”, triunfadora en los últimos premios Oscar. El filme, financiado por la compañía de los hermanos Weinstein, ha sido desplazado al menos hasta diciembre, aunque podría retrasarse incluso hasta 2009, según “The Hollywood Reporter”, debido a que los Weinstein prevén estrenar “The Reader”, de Stephen Daldry, otro título con opciones de Oscar, el 10 de diciembre.
Sin embargo, al parecer, no es ése el único motivo. Fuentes cercanas a la producción aseguraron a la publicación que el trabajo de post-producción del filme no ha concluido. El actor, actualmente en la cartelera estadounidense con el western “Appaloosa”, dirigido por Ed Harris, estrenará en diciembre el drama “Good”, película del director brasileño Vicente Amorim, en la que interpreta a un profesor de literatura en la Alemania de la década de 1930. (EFE)

 

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario