Comerciantes de Quintana molestos por la construcción del Centro Comercial

En primer lugar, la incorporación del importe correspondiente a la refacción de la vereda incluido en la factura de Usina resultó molesta: “Me pareció que no era justo”, opinó, ya que de esta manera será obligatorio su pago, argumentó. Por otro lado, consideró que las obras previstas para noviembre y diciembre serán perjudiciales, ya que afectarán el período de mayor trabajo en los locales comerciales de la calle.

Asimismo, se mostró en desacuerdo con el paseo, ya que el reacondicionamiento de las veredas no permitirá el estacionamiento de los vehículos y dificultará la obtención de lugares para dejar los autos: “Para estacionar va a ser terrible”, agregó. Ello se sumará a casos como el suyo, en el que sus vehículos son dispuestos en la calle por la noche, lo que la obligará a buscar otro espacio para hacerlo. Afirmó que esto se agravará de implementarse el sistema SUMO para ordenar el tránsito.

Anticipó que varios comerciantes se reunirán y solicitarán mediante una nota al municipio que comience las obras luego de los meses de enero y febrero, para que no se vean perjudicados durante el período más laborable. Afirmó que, a pesar de haber firmado el contrato de reacondicionamiento del espacio público en el ámbito de la Cámara Empresaria, su opinión es compartida por muchos de los comerciantes del barrio que están en desacuerdo, por lo que esperan una reconsideración de los plazos. De todos modos, advirtió que los comerciantes se unirán para “tirar para adelante”.

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario