El Hospital brindó asistencia a cerca de medio centenar de casos con vehículos involucrados

La estadística se toma de junio a junio de acuerdo al registro de la guardia del centro asistencial público. El total de atenciones asciende a 150, de las cuales 78 corresponden a incidentes en la vía pública. De ese número, 51 estuvieron protagonizados por autos o motos.

El Eco

La problemática del tránsito no se detiene y nuevas víctimas engrosan las estadísticas. En ese marco, la atención en el Hospital Municipal “Ramón Santamarina” permite obtener un panorama sobre el nivel de conflictividad en la materia, en una ciudad en expansión donde el parque automotor y las condiciones propias de las calles aportan otros elementos al inconveniente global.

El subjefe de guardia del centro asistencial público, Guillermo González, compartió con El Eco Multimedios las cifras que reflejan la atención que se brinda, respaldado en el registro que se obtiene ante el ingreso de los pacientes ante cada salida de las unidades del SAME (Sistema de Atención Médica de Emergencias).

De todos modos aclaró que el número no considera los casos que ingresan al sector privado, como el Sanatorio o la Nueva Clínica Chacabuco, ni aquellos en lo que no hubo heridos de gravedad.

Preocupado por la situación que observa a diario desde el servicio, no pudo ocultar su bronca frente a estos casos precisamente “porque se pueden evitar”, por eso los trabajadores de la salud “siempre hacemos las recomendaciones correspondientes”.

 

Cifras

 

Ahora bien, respaldado en estadísticas propias el médico indicó que en el último año, si se considera de junio a junio, hubo 150 accidentes reportados en el Hospital, aunque el número se eleva si se considera que hay otros que ingresan a centros privados o los accidentes leves que “se levantan y se van”, principalmente en los que tienen participación las motos. “De eso falta estadística”, alertó.

De ese total, 78 ocurrieron en la vía pública y demandaron el envío de ambulancias del SAME para el traslado de los heridos (entre ellos también aparecen las caídas en bicicleta, desde su propia altura).

De esa cifra, en tanto, unos 51 corresponden a incidentes en los que estuvieron involucrados vehículos, dado que el informe no precisa en qué cantidad fueron motos o autos. Los restantes se registraron en ámbito privado.

Para graficar la situación, el subjefe de guardia aseguró que del viernes al martes hubo siete hechos de tránsito que demandaron la intervención del servicio, y remarcó que responde a una tendencia que aumenta durante los fines de semana.

 

El subjefe del servicio de guardia del Hospital “Ramón Santamarina”, Guillermo González.

 

Tipo de lesiones

 

El profesional aseguró que las lesiones más comunes son “desde escoriaciones hasta fracturas graves”, las cuales, en el caso de las motos, se producen esencialmente por la falta de casco

En ese sentido el traumatismo de cráneo es la lesión más alarmante y la que los convierte en “accidentes mortales”.

En el caso de los automóviles, la falta de cinturón de seguridad es la principal razón. “Es algo simple pero muy importante porque salva vidas”, subrayó González.

Con la experiencia de trabajo en salud pública, reconoció que “no se toma conciencia” en cuanto al respeto de las normativas y la utilización de los métodos preventivos.

 

Juventud sin límites

 

“Los chicos están con una falta de amor a la vida e indudablemente asumen riesgos, piensan que lo único es la adrenalina y así viven con ella. Desde el consumo de drogas hasta correr sobre una cornisa. Todas esas cosas que hacen los chicos, más aun cuando están bajo el consumo de alcohol o droga”, detalló.

Con especial preocupación por lo que acontece, señaló que “hay un número importante de chicos que no tiene límites. Me tocó ver a un joven que participó este fin de semana de un asado una agrupación estudiantil. Llamaron una ambulancia y a los pocos minutos ingresó un adolescente totalmente enajenado, en coma, y después entró otro y los dos quedaron en observación en la guardia por consumo de alcohol”.

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja tu comentario