fbpx Más de 300 personas apoyaron al profesor de teatro detenido y la familia ve el juicio como oportunidad – El Eco
¿Ya tenés una cuenta?
Inicia sesión
¿Aún no te registraste?
Registrate gratis

Más de 300 personas apoyaron al profesor de teatro detenido y la familia ve el juicio como oportunidad

Ante la imposibilidad de realizar marchar presenciales, lanzaron una campaña virtual para pedir justicia por Juan Rosso que tuvo gran acatamiento. Para el padre, la resolución del fiscal les permitirá aportar elementos que lo beneficien. “Juan está sosteniéndonos a todos”, dijo. Algunos testimonios de ese entramado social que expresó su sostén a través de las redes sociales.

El Eco

Mediante una movilización virtual que empezó a darse desde el fin de semana en las distintas redes sociales, más de 300 personas manifestaron su apoyo al docente de teatro detenido por la causa del jardín 901 para que le sea otorgada la domiciliaria y exclamaron por Justicia. El mensaje que se leyó en los carteles: “Ni un día más preso. Libertad a Juan Rosso ya”.

Según contó Martín Miguel Rosso, padre de Juan, la campaña surgió a raíz de la tardanza de la Cámara de Apelaciones para responder al fiscal que solicitó la prisión domiciliaria. “Es un trámite que debería haber sido muy rápido, porque se inició en junio y todavía no hay respuesta”, indicó.

Cabe recordar que el 25 de junio pasado, Casación le había otorgado el beneficio al profesor de teatro, quien estaba al aguardo de la instalación del sistema de monitoreo en la vivienda donde cumpliría el arresto y de que le llegara la pulsera electrónica.

Sin embargo, el 1 de julio la jueza de Garantías Stella Maris Aracil emitió un oficio en el que indicó impugnar lo resuelto por la Alzada Departamental y dispuso suspender la instalación del sistema de monitoreo electrónico donde Rosso iba a ser trasladado, así como el otorgamiento de la pulsera.

En este sentido, la intención de la manifestación masiva y virtual más allá de sostener la lucha en el tiempo y que no se pierda, ya que van nueve meses de arresto, la idea es dar un sostén social. Una de las causas mencionadas ante la negativa de la domiciliaria fue que podría escaparse, pero el padre consideró que quizás este apoyo donde se puede advertir un gran entorno que lo respalde, podría sumar positivamente para que se descarte la hipótesis del escape.

“No podemos hacer mucho por el coronavirus, pero esta marcha virtual es importante porque son más de 300 personas las que se tomaron una foto y están dando la cara, poniéndose al frente para clamar justicia y demostrar que creen en él”, sostuvo, admitiendo que la acción incluso le da mucho sustento y fortaleza a la familia para seguir luchando.

El juicio, visto con optimismo

Ayer, en este Diario se dio a conocer que el fiscal José Calonje que instruyó la causa dio por culminada la investigación, ratificando su convicción de que el docente abusó sexualmente del niño de 4 años en el baño del jardín de infantes el 1 de julio de 2019. Asimismo, elevó la instrucción para que se realice el juicio.

Para Martín Rosso esto fue “sorprendente” y “está bien”. Consideró que lo que hace es dejar en claro que todo el tiempo que llevó cerrar la causa “no sirvió para que pudiera sumar elementos que hagan culpable a Juan”, sino que los argumentos continúan siendo los mismos.

“Nosotros tenemos pruebas claras y suficientes para refutar los elementos por los que lo acusa”, aseguró y determinó que hay muchas contradicciones, a la vez que existen cuestiones que no han sido tenidas en cuenta.

El padre del profesor enfatizó que justamente lo que quieren es que se llegue a un juicio y que se sepa la verdad, porque en ese proceso se podrá investigar a la familia del menor, que es donde ellos creen que está el “elemento fundamental para que se esclarezca” la realidad de los hechos.

“Nos parece bien que el Fiscal haya cerrado la causa y esperamos que el juicio se haga lo más pronto posible”, sostuvo expectante, aunque no hay una fecha estimada ya que los juzgados están trabajando con menos cantidad de gente y “se complica poder apurar los trámites”. Siempre la intención del entorno es que pueda esperar ese juicio en su casa.

“Está teniendo mucha resiliencia”

Como ya lo había dicho en otra oportunidad, Rosso aseguró que es su hijo quien los está sosteniendo a ellos anímicamente. Reveló que está dando clases de teatro en otro pabellón, a la vez que se ha lanzado a escribir su propia historia para volcar en un libro y también se embarcó en una maestría de especialización profesional.

Además, contó que le ofrecieron ser ayudante en la cocina, así que en las noches y mediodías tiene esa diligencia que lo saca del pabellón y lo pone activo.

De todas formas admitió que  también experimenta mucha ansiedad, sobre cuándo la Cámara de Apelaciones se expedirá con la domiciliaria. “Él nos da mucha fuerza, está teniendo mucha resiliencia”, aseveró el padre, lamentando que los tiempos de la justicia sean tan largos, que estando detenido se hacen “eternos”.

Por otro lado, aunque las visitas están suspendidas por la pandemia, contó que ahora está con celular a disponibilidad lo que les permite permanecer en contacto todo el día.

Martín Rosso, padre del docente de teatro acusado y detenido, Juan Rosso.

 

“Con Juan nos conocimos en la Asamblea por la preservación de las Sierras de Tandil, nos encontrábamos en las marchas. Empecé a conocer su arte, su gracia, su compromiso. Además, yo fui docente de la Escuela Ernesto Sábato, donde él fue estudiante y aunque no fue mi alumno hemos transitado espacios similares y cercanos. Siempre fue una persona muy despierta, inquieta y atenta al entorno y al bienestar de los demás. En esos espacios que tenían que ver con el cuidado de lo común y con la defensa de las injusticias nos íbamos encontrando, es un gran compañero de camino. Viví su tránsito como estudiante de teatro, pulirse en esa dimensión. Lo vi crecer y ser lo que es hoy. Fui público. Nos encontrábamos en la búsqueda de Justicia, en los barrios haciendo merenderos y cultivando el compromiso social.
Hoy nos toca estar reivindicando su libertad y defendiendo su persona frente a lo que es una gran injusticia. Toda esta situación que está viviendo va a sacar lo mejor de él, porque tiene esa capacidad de convertir lo más difícil en gracia. Sabe ver la belleza de la vida. Esta situación que deja ver lo patas para arriba que está este mundo. Es una persona que yo valoro y quiero mucho y le deseo lo mejor. Juan es un alma libre y siempre lo será, ese lugar no lo condiciona, pero se merece estar rodeado de quienes lo quieren y espero que sea pronto“. Virginia Toledo López.

 

¨Soy responsable de un espacio de circo, donde Juan trabajó mucho tiempo. Es un excelente profesional y compañero. Su trato hacia todos y todas siempre fue bueno y respetuoso. Sus alumnos y alumnas esperaban felices tener clases con el. Jamás tuvimos un inconveniente. Además de dar clases trabajamos en varios proyectos juntos. Lo conocemos, sabemos quien es y creemos en el. Juan es inocente, que la justicia escuche e investigue¨. Paz Bircher.

 

 

¨A Juan lo conozco porque tuve el placer de poder compartir varios proyectos de circo con el, lo conozco desde hace muchos años, es una excelente persona. Muy buen compañero y amiguero. Un gran artista, querido por toda la gente. Por eso creemos en el y sabemos que es inocente. Está injustamente detenido y queremos que la justicia investigue¨. Eliana Gárate.

 

“La injusticia con Juan Rosso comenzó con un linchamiento mediático por parte de la familia del niño, más ocupada y apurada en los medios que en la protección del menor, que ha sido también expuesto. Juan solo dio dos clases en ese Jardín. Me parece una canallada no haber investigado, aquí hay testimonios de docentes que no se tuvieron en cuenta. Parece que había que buscar un culpable de manera rápida. Me asusta esta especie de ansias justicieras, este mal proceder desde la justicia, tan rápidamente, sabiendo que en esta ciudad no solo se condenan a inocentes sino que también muchos culpables de denuncias abusivas están sueltos. Me parece que aquí hay un problema familiar, de abuso, de vidas maltratadas que buscan un chivo expiatorio y no sería este el primer caso”. Mariana Dátola.

 

“A Juan lo conozco desde siempre. Antes que a él conocí a su padre en la murga La Tandilera. Luego su prima fue mejor amiga de mi hermana. Una familia de ideas y sentimientos nobles, que busca siempre pensar en cambiar con la acción definida y constante, las injusticias de este mundo. Juan es poeta, bueno, compañero, enérgico, que siempre va a hacerte sentir como en casa en su casa, que en toda conversación tiene una opinión bien fundada y reflexionada desde lo más hondo de su entendimiento y corazón social. Fue mi compañero de la murga “La Peluda a Calzón Quitado”. Es un chico que siempre mostró respeto por todes. Sin ninguna variación de su carácter e ideas en diferentes momentos vividos. Lo quiero y valoro mucho. Es un gran artista y tiene mucha belleza que seguir emanando, con su sola existencia, a este mundo. Exijo libertad para alguien que la merece, que fue juzgado injustamente y que tiene la mirada firme, hecha para ver lo incorrecto y embellecerlo“. Indiana Toledo López.

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja un comentario