Pintaron una estrella amarilla en memoria de un joven que murió en un accidente hace veinte años

Familiares e integrantes de Estrellas Amarillas Tandil se congregaron ayer a las 9 en avenida Del Valle, entre Moreno y Montiel, para pintar una estrella en memoria de Pablo Sánchez, un joven de 21 años que perdió la vida en un accidente vial ocurrido hace veinte años.

Cabe recordar que el fatal suceso ocurrió en la madrugada del 9 de diciembre de 1997 cuando la víctima circulaba a bordo de su motocicleta por avenida Del Valle cuando colisionó contra un acoplado que se hallaba estacionado entre Beiró y Moreno, perdiendo la vida en el acto.

A veinte años de la tragedia, su madre, María Cristina Peralta, dialogó con El Eco de Tandil, con el dolor aún intacto por la irreparable pérdida de su hijo.

“Le pido a las autoridades, al Concejo Deliberante y al señor Intendente, que por favor busquen un predio donde se puedan estacionar los camiones”, reclamó.

Afirmó que “Tandil ha crecido mucho, somos muchos habitantes y el tránsito está muy complicado. En este momento estamos viendo cómo pasan los camiones por acá mientras pintamos la estrella a veinte años de la muerte de Pablo Darío Sánchez”.

Expresó que el dolor y el vacío que su partida le dejó “no se llena con nada”. Contó que fueron veinte años de lucha y reiterados pedidos ante las autoridades comunales con respuestas desalentadoras. “Me han evitado, me han dicho que no había presupuesto y que no se podía, hoy creo que sí se puede. Si se quiere, todo se puede”, aseguró.

Mientras tanto, Peralta lamentó que “sigue habiendo víctimas y eso no se puede remediar. Pueden haber lugares fiscales que el señor Intendente puede cercar para que estacionen camiones y acoplados. Los accidentes siguen ocurriendo, entonces, yo le pregunto: ¿hasta cuándo va a seguir esperando?”.

“Me han estado
tomando el pelo”

Insistió luego que, en todo este tiempo, ha hablado con distintas autoridades comunales, quienes incluso le dijeron que ella iba a cortar la cinta de la playa de estacionamiento. “Me han estado tomando el pelo durante muchos años, me retiré y hoy estamos tratando con el grupo Estrellas Amarillas Tandil de reflotar el pedido. Queremos que no sucedan más accidentes con camiones y acoplados”, manifestó.

Por último, le pidió al jefe comunal que “se ponga un poquito la mano en el corazón y que haga algo por todas las madres que pierden a sus hijos de esta manera”.

Un predio
provisorio

Por su parte, Carlos Mansilla, integrante de Estrellas Amarillas Tandil, detalló que hace unos meses elevaron desde la asociación una carta al intendente Lunghi y al Concejo Deliberante, en la que solicitaron la disposición de un predio donde provisoriamente puedan estacionar los camiones, hasta tanto comience a funcionar el Polo Logístico.

“Fuimos citados hace un mes por algunos concejales de Cambiemos, con quienes intercambiamos opiniones respecto al tema del tránsito. Lo que les dijimos es que es necesario poner ya algún predio, aunque sea provisorio, dado a que se habla del Polo Logístico que llevará seguramente dos o tres años, porque esto no puede esperar más”, enfatizó.

Señaló Mansilla que “en Tandil ha crecido mucho el tránsito y la ordenanza que habla del radio permitido del estacionamiento nació en 1978, y si bien ha tenido algunas modificaciones, el tránsito de aquel entonces obviamente no es el mismo que en 2017”.

Por lo tanto, reiteró que lo que piden es que “se establezcan urgente algunos predios oficiales, donde se coloque un cerco perimetral, un baño químico y una persona que pueda estar cuidando, y se cobre un arancel módico como se nos cobra a nosotros cuando estacionamos, para que los camiones estacionen allí, como ocurre en otras ciudades”.

La misión de
Estrellas Amarillas

Cabe recordar que Estrellas Amarillas Tandil tiene como misión pintar una estrella en aquellos lugares donde ocurrió un siniestro vial, que ocasionó la pérdida de una o varias vidas, para visibilizar la problemática y así concientizar a los conductores y peatones que pasen por allí, promoviendo la educación y la prevención vial.

El lema de la agrupación es “De vos depende no sumar una estrella más al cielo” con el objetivo de entender el grave riesgo que significa conducir cuando no se toman las medidas de precaución.

Al decir del creador del símbolo, Julio Ambrosio, quien perdiera a su hija en un siniestro vial, la estrella simboliza a las personas que están en el cielo y el amarillo es el color de la luz, la vida y además el de las señales de tránsito”.

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario