CASO BUSTAMANTE

El fiscal general departamental llegó a Tandil para seguir de cerca la investigación y se reunió con los padres del joven

Marcelo Sobrino, titular de la Fiscalía General departamental, brindó declaraciones oficiales sobre los avances de la investigación en torno a la muerte de Jorge Bustamante. Fue muy cauto al referirse al tema y aseguró que se están siguiendo varias líneas investigativas. Se reunió con los padres de la víctima y confió en la pronta resolución del crimen que conmocionó a la opinión pública nacional.

El fiscal general departamental se acercó a los padres de Jorge Bustamante para ofrecerles la asistencia del Ministerio Público.

El Eco

El fiscal general del Departamento Judicial de Azul, Marcelo Sobrino, efectuó una conferencia de prensa para brindar la versión oficial del Ministerio Público  en cuanto a su intervención en el caso.

En paralelo, transcurría la autopsia del cuerpo en la morgue de la Policía Científica de La Plata, a cargo del director de medicina legal, Carlos Cassinelli. Los resultados de la misma serán de vital importancia para aportar datos certeros sobre los causales, el lugar y el momento de la muerte del malogrado joven, aunque por el momento sí es posible afirmar que fue una muerte violenta en un contexto de homicidio, según las palabras del fiscal general.

Sobrino, quien arribó a Tandil en la tarde del domingo para seguir de cerca el tema y coordinar las acciones legales correspondientes, fue muy cauto en sus declaraciones y evitó dar mayores precisiones para no entorpecer la investigación, amparándose en el secreto de sumario que rige en la causa que encabeza el fiscal Gustavo Morey. “No voy a avanzar en ninguna de las elucubraciones que pueda llegar a haber sobre los móviles o motivos”, sentenció.

El encuentro con los padres

Previo a la convocatoria con los medios locales y nacionales, la autoridad judicial estuvo reunido -junto al responsable local del Centro de Atención a las Víctimas, Mariano Girolet- con los progenitores de Jorge Bustamante, Claudia Villalva  y Guillermo Bustamante. La visita tuvo como objetivo ponerse a disposición de la familia y otorgarles la ayuda necesaria para transitar el duro momento, a la vez que solicitaron la anuencia de ambos padres para efectuar declaraciones públicas. Sobre el estado anímico de los mismos, valoró que a pesar del dolor están “enteros” y que establecieron un canal de comunicación con ellos para que estén al tanto de todos los avances que se hagan en torno a la pesquisa. “Tengo conocimiento de que se encontraron con el fiscal Morey, reconocieron el cuerpo y aportaron algún dato no formal dentro de las diferentes posibilidades que se siguen, pero no puedo certificar ningún dato específico”, sostuvo.

Los avances de la causa

“Soy mucho más optimista que cuando llegué ayer (por el domingo) a Tandil”, dijo Sobrino, calificando como “correcto” el accionar policial y los procedimientos de la investigación, augurando una pronta resolución -tal vez más cercana de lo que se estimaba al comienzo.

Por su parte, justificó la ausencia de declaraciones Morey, adjudicándosela a que se halla enteramente abocado a investigar los hechos, de los que se desprenden aristas diferentes. Confirmó que hay  hipótesis que cobraron más fuerza en las últimas horas, razón por la cual los esfuerzos están dirigidos a las líneas investigativas de mayor envergadura.

“Lo importante es encontrar al responsable o a los responsables,  y no hacer hincapié en la vida privada de Jorge, nadie se merece lo que le pasó y hay que respetar su fuero íntimo”, manifestó.

En el marco de la investigación de la causa, hoy llegarán instructores especiales enviados por la Procuración General para llevar adelante las tareas de peritaje de medios informáticos, cruce de llamadas telefónicas, redes sociales y demás, que puedan servir para el esclarecimiento del trágico suceso.

La presunta responsabilidad de Morales

El viernes por la tarde, en medio de distintos procedimientos, se presentó el controvertido abogado Claudio Castaño en la sede judicial junto a dos hermanos, uno de los cuales es quien había mantenido aquella comunicación telefónica Bustamante.

Más curioso aún fue cuando el abogado se presentó en ventanilla de entrada de fiscalía indicando que venía con los “dos imputados” a presentarse en la causa, cuando en el expediente aún no pesa imputación alguna y ni siquiera fueron notificados de una causa en su contra.

Acerca de este peculiar suceso, circularon versiones que aseveraban que Morales sería imputado o detenido próximamente, pero  Sobrino evitó dar detalles sobre esta persona y aseguró que hasta el momento sigue sin haber ningún imputado en la causa.

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja tu comentario