La jefatura de servicios generales se cubrirá por concurso y los trabajadores levantaron el paro

El personal de servicios generales del Hospital Municipal Ramón Santamarina levantó ayer el paro que había iniciado el lunes frente a la posible designación del chofer del intendente Miguel Lunghi, Roberto Pérez, al frente del sector.

Fue tras una reunión que mantuvo en horas de la mañana el presidente del Sistema Integrado de Salud Pública, Gastón Morando, con los representantes del Sindicato de Trabajadores Municipales de Tandil, Lisandro Martínez Mendieta y David Marconi, y personal de mantenimiento.

En el encuentro, el funcionario municipal les entregó una carta en la que manifestó que “no ha existido una decisión de designar un funcionario político en la jefatura del Departamento de Servicios Generales del Sistema Integrado de Salud Pública”.

En segundo lugar, afirmó que “el Gobierno municipal se compromete a avanzar en la organización de un concurso para la cobertura del cargo de jefe de servicios generales” y, por último, los convocó a una reunión para el lunes próximo para “conversar sobre aspectos operativos”.

El compromiso
del Ejecutivo

Tras el encuentro, el presidente del Sistema Integrado de Salud Pública ratificó en diálogo con El Eco Multimedios el compromiso asumido en los puntos anteriormente mencionados y expresó su predisposición de volver a sentarse con el gremio y los trabajadores para dialogar en busca de mejoras.

“En general, hay muchas situaciones de conflicto en el Municipio. Salud no es un área exenta de ello, así que nuestra intención es generar todas las condiciones para que el lunes pueda haber un diálogo en buenos términos”, aseguró.

Sobre la definición del cargo en cuestión, Morando consideró que es importante avanzar en ese sentido, confirmó que hubo un planteo del sindicato y de los trabajadores del área de hacerlo por concurso y que desde el Ejecutivo ya aseguraron que será así.

Por lo tanto, indicó que “ya están dadas las condiciones para que no exista más el conflicto y que podamos conversar el lunes tranquilos”.

Los argumentos
del sindicato

Por su parte, el secretario de Organización del Sindicato de Trabajadores Municipales de Tandil, David Marconi, dialogó con El Eco de Tandil y celebró los avances alcanzados con el Ejecutivo y que lograron destrabar la medida de fuerza iniciada el lunes.

Si bien confirmó que es cierto que no se llegó a designar a Pérez al frente del área, afirmó que sí hubo “tres hechos fundamentales” que daban cuenta de que la idea era que él asumiera en el cargo.

“La realidad es que el domingo se comunicó una alta autoridad del Sistema de Salud con un jefe de carrera para transmitirle los cambios, entre ellos, le dijo que a cargo de servicios generales iba el señor Pérez. Ese fue el primer hecho puntual y cierto”, remarcó.

Según contó “el segundo fue que el Intendente, en las recorridas que suele hacer dentro del Hospital, estuvo con las compañeras de cocina, donde lo presentó a Pérez y les dijo que ante cualquier necesidad que tuvieran lo llamaran a él. Y el tercero fue que el señor se presentó y empezó a impartir órdenes a parte del personal para que las ejecutaran en forma inmediata”.

Marconi aseguró que “el propio Gastón (Morando) reconoció que estaba la intención de nombrarlo con carácter interino. Igualmente, el tema puntual no era ese, sino que estaba ocupando un cargo de carrera por el cual hace seis años que estamos luchando y dos que venimos insistiendo para que se dé el concurso, como corresponde”.

Falta de
recursos

Más allá de ello, el secretario gremial admitió los problemas que existen puntualmente en el área de mantenimiento, no solo por la falta de personal, sino también de los insumos y herramientas básicas para que desarrollen su labor.

Precisó que para cubrir toda la estructura sanitaria central, es decir, los hospitales Ramón Santamarina y Debilio Blanco Villegas, la Dirección de Salud Mental y el Centro de Día, “solo hay nueve trabajadores, de los cuales tres están afectados a la guardia”.

Advirtió que “esto ha hecho que el turno de mañana de lo que es guardia para la atención de la emergencia se cubriera entre el resto del personal y después, en los otros dos turnos, quedara un trabajador por turno para atender todas las emergencias que se pudieran dar dentro de la estructura”.

Por otro lado, mencionó “la cuestión de los oficios. Hay charlas y se ha avanzado en este sentido con las autoridades del Hospital para que tomaran no menos de dos personas, con un perfil determinado en cuanto al oficio que estamos necesitando hoy”.

Marconi sintetizó entonces que “lo que hay que fortalecer es la cuestión del personal, pero también de los insumos. Hay cosas que hay que prever, se sabe que se tiene que tener stock de insumos y herramientas, y eso no se está dando. Incluso, los compañeros suelen poner de su propio bolsillo o en las cuentas que tienen en forma particular en algunos proveedores para proveerle al Hospital y esto tiene que ver con los tiempos”.

La expectativa

Por último, se mostró expectante de cara a la próxima reunión que mantendrán con el presidente del Sistema Integrado de Salud Pública, Gastón Morando, y valoró su predisposición en pos de resolver los problemas existentes.

“El lunes se trabajará y se tratarán en profundidad estas cuestiones porque los compañeros no solo tienen el diagnóstico de cómo está el Hospital hoy y de las falencias que tiene, que entiendo que hay una coincidencia con lo que dice el Intendente, pero no coincidimos acerca de quién es la responsabilidad. Hay que ver y mejorar, y la propuesta de Morando tiene que ver con la mejora de estas cuestiones operativas”.

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario